Boletin GAL 1647

uno

BOLETIN GAL 1647

Nº 1.647. Viernes 21 de marzo de 2014. Año IX. Boletín Electrónico de Medio Ambiente. Santiago de Chile. Editor, Luis Alberto Gallegos Mendoza. Lectores(as): 32.273. Contacto: boletingal@gmail.com  Fonos: 56-02-27857084, 09-5732334. Facebook @BoletinGal Web http://boletingal.wordpress.com /  https://luisalbertogmz.files.wordpress.com

Día Mundial del Agua: 22 de Marzo

RESUMEN

 

ESPECIAL: DÍA DEL AGUA EN CHILE, SEQUÍA Y CONTAMINACIÓN

 

Día Mundial del Agua 2014: Agua y Energía

Naciones Unidas, viernes 21 de marzo de 2014, ONU Water.- En 2014, el Sistema de las Naciones Unidas – en estrecha colaboración con sus Estados Miembros y otras partes interesadas – está trayendo colectivamente su atención en el nexo agua-energía, abordando en particular las desigualdades, especialmente para el “club de la miseria ‘que viven en barrios marginales y zonas rurales empobrecidas y sobrevivir sin el acceso al agua potable, el saneamiento adecuado, alimentos suficientes y los servicios energéticos.

 

El Agua es el principal problema de Chile, debido al cambio climático

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Paula Correa, Radio Universidad de Chile.- Expertos en cambio climático advierten sobre el problema del agua en Chile. El agua es una de las principales preocupaciones de los especialistas ante el complejo escenario que presentó el quinto informe del Panel Intergubernamental de Cambio Climático. Efectos en la frecuencia de las lluvias y el derretimiento de los glaciares son algunos impactos que tendrá en nuestro país, un fenómeno que, según todas las evidencias, hoy se puede atribuir con un 95 por ciento de probabilidad al producto de la actividad humana.

 

En el Día Mundial del Agua, llegaron los Glaciares

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Fernando Viveros Collyer, El Quinto Poder.-  En el Día Mundial del Agua, 22 de marzo, se trata de dar un paso para un país cohesionado en el valor de las aguas para todos. Cientos de organizaciones comunitarias y territoriales por todo Chile, estarán realizando acciones locales por sus aguas -y preparando la segunda movilización nacional por el agua en abril. Estas acciones se pueden buscar en las redes sociales. Es un día para detener el proceso hacia la multiplicación y radicalización de los conflictos. Los glaciares están en los medios de comunicación y en las redes sociales (ver la campaña de Greenpeace Chile República Glaciar). Los glaciares están en las organizaciones comunitarias como asunto de una defensa estratégica de sus condiciones de vida (ver las comunidades de Alto Huasco y proyecto Pascua Lama; organizaciones coordinadas de las cuencas de los ríos Aconcagua y de la cuenca del Maipo-Mapocho en relación al proyecto expansión Andina 244, y el anuncio inminente de los estudios para la expansión de Los Bronces, su vecino inmediato).

 

Agua: El impacto del cambio climático en Chile

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Ricardo Acevedo, La Tercera.- Hacia 2050 no sólo viviremos en un país más caluroso, menos lluvioso, más propenso a tormentas y con más días nublados. Una serie de paisajes se modificarán debido a la menor disponibilidad de agua y el avance de las zonas áridas, trasladando cultivos desde la zona central hacia el sur y disminuyendo la cobertura de nuestros bosques. Son las conclusiones de nuevos estudios que, más allá de los evidentes cambios, resultan fundamentales para diseñar estrategias que mitiguen los efectos del calentamiento global en Chile.

 

2013: Tercer año más seco en Chile desde 1866

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por X. Bertín, La Tercera.-  2013 es el tercer año más seco desde 1866 y crisis hídrica se expande al sur. Las cifras de este año se ubican detrás de los registros de 1998 y 1968. El país enfrentó índices similares en 1924 y 2007. El déficit de lluvias de los últimos dos años afecta a parte de la VIII y IX Región y las clasifica como zonas “extremadamente secas”. Según el registro de la Dirección Meteorológica de Chile, 2013 se convirtió en uno de los tres años más secos desde 1866. Esto, de acuerdo con el índice pluviométrico, que representa el promedio de agua caída en el país por año y que traduce los mm de cada estación de monitoreo en una fórmula estadística y permite comparar cuán seco o lluvioso es un año respecto de otro.

 

2014: Un respiro, tendremos un invierno lluvioso

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, La Segunda, El Mercurio.-  Meteorología pronostica el fin de la sequía: Fenómeno de “El Niño” traería un invierno muy lluvioso. Expertos de la Dirección Meteorológica de Chile indicaron que incluso podría repetirse un escenario como el de 1997, cuando en Santiago cayó el doble de lluvia de lo normal. Temperaturas también serían más altas en la zona central. No habría heladas. Un pronóstico que por primera vez en cinco años no habla de sequía, sino de un otoño “normal” y un invierno que podría ser mucho más lluvioso del promedio estadístico. Así es el informe entregado esta mañana por la Dirección Meteorológica de Chile, que rompió una tradición habitual de sólo predecir el comportamiento climático de la siguiente temporada, para anticipar también cómo se vislumbra el trimestre invernal junio-agosto. Es que, dijo el meteorólogo Jaime Leyton, las señales hasta ahora son claras. “Por lo menos el inicio del año 1997 (que fue mucho más lluvioso de lo normal) se parece bastante al de ahora”, agregó el también meteorólogo Juan Quintana.

 

Revelan alto nivel de contaminación del Agua en Arica

Arica, viernes 21 de marzo de 2014, por Solange Garrido, Radio Bio Bio.- Colegio Médico presenta estudio que revela alto nivel de arsénico en agua potable de Arica. Infertilidad, cáncer, desprogramación celular y baja en el rendimiento escolar, son sólo algunos de los efectos que produce la contaminación de arsénico, manganeso y plomo, entre otros químicos, en la región de Arica y Parinacota. El estudio fue presentado este martes por el doctor del Colegio Médico de Chile, Andrei Tchernitchin, junto a dirigentes de la Coordinadora Regional de conflictos Socioambientales de Arica y Parinacota, quienes interpusieron una demanda al Segundo Tribunal Ambiental en junio de 2013, exigiendo al Estado que asuma la reparación de la zona para detener la contaminación.

 

Vecinos de Huasco expuestos a contaminación de Agua por mineras

Huasco, viernes 21 de marzo de 2014, Entorno Inteligente.- Colegio Médico denuncia: niños de Poconchile consumen hasta cinco veces más arsénico en agua potable que lo normado. Registros de contaminación revelan que Valle del Huasco debió ser declarada Zona Saturada entre 2002 y 2005 NEGATIVO PANORAMA SANITARIO EN HUASCO. En medio de la problemática ambiental y sanitaria que viven los ciudadanos al norte del país, la zona de Huasco también delata una realidad preocupante. Declarada como zona latente en mayo de 2012 por el por el Ministerio de Medio Ambiente (MMA), en medio del valle se emplazan industrias cuyo funcionamiento y emisión de material contaminante, mantienen en alerta a los facultativos de la zona.

 

Andina 244 de Codelco afectará cuenca de río Aconcagua y glaciares

Valparaíso, viernes 21 de marzo de 2014, por Fernando Seymour, Radio Universidad de Chile.-Andina 244: Gobierno debe decidir entre recursos hídricos o expansión de Codelco. El proyecto de Codelco no sólo genera expectativas por una mayor producción del metal y mejores ingresos para el Estado. También cuestionamientos legales, económicos y medioambientales. Desde la estatal anuncian un aumento de la producción anual a 600 mil toneladas de cobre fino. Sin embargo, los negativos efectos que esto tendría en los glaciares, en el uso de aguas y en la producción agrícola del Valle del Aconcagua mantienen en alerta a las comunidades y también a los expertos.

 

Crisis hídrica y la desalación en la gran minería

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Pamela Poo, Coordinadora del Observatorio Parlamentario Ciudadano del Programa Chile Sustentable, El Dínamo.-  Desalación en la gran minería en Chile. Ante la crisis hídrica y para satisfacer su creciente demanda de agua, la industria minera ha comenzado a explorar las posibilidades de la desalación de agua de mar para disponer de este recurso en sus actividades productivas. Chile es un país que ha construido su economía sobre la base de actividades extractivistas. Esta política ha sido posible por la matriz legal que el país detenta, matriz heredada por la dictadura militar y que ha sido mantenida por los gobiernos que le sucedieron, lo que ha desembocado en una intensa explotación de recursos naturales y el estallido de conflictos socioambientales a lo largo del país.

 

Denuncian presencia de microalga en Agua de Collipulli

Collipulli, viernes 21 de marzo de 2014, Radio Bio Bio.- Aguas Araucanía será sancionada tras presencia de microalga en agua potable de Collipulli. La Superintendencia de Servicios Sanitarios inició un proceso sancionatorio en contra de Aguas Araucanía debido a la microalga que llegó hasta el agua potable de los habitantes de Collipulli. El director regional de dicho organismo de Gobierno, Joan Milanca, detalló que una vez hecha la denuncia, se pudo establecer que lo que parecía ser un pelillo blanco en realidad era una microalga que llegó hasta el sistema de captación luego que el nivel del río disminuyera.

 

Delegado Presidencial para atender sequía en Bío Bío

Concepción, viernes 21 de marzo de 2014, por Francisca Rivas, Radio Bio Bio.-  Designarán a delegado presidencial para enfrentar sequía en Bío Bío. El intendente del Bío Bío, Rodrigo Díaz, anunció que la presidenta Michelle Bachelet designará en los próximos días a un delegado presidencial por el problema de la sequía. Esto para enfrentar el complejo escenario que atraviesan varias regiones del país, en las cuales la escasez hídrica ha afectado gravemente a la agricultura y ganadería.

 

Justicia Hídrica y Climática: Revocan derechos de Agua a Pérez Yoma en Petorca

Petorca, viernes 21 de marzo de 2014, por Alberto Arellano,  investigación parte de un proyecto financiado por la Escuela de Periodismo y el Centro de Investigación y Publicaciones de la Universidad Diego Portales, CIPER.-  DGA revoca derechos de agua a ex ministro Pérez Yoma y otros empresarios en Petorca. En Petorca el agua está cerca de acabarse. Encarna el rostro más dramático de la soterrada crisis hídrica que vive el país. A pocas horas del cambio de mando, la Dirección de Aguas dejó sin efecto los derechos provisorios de connotados empresarios y políticos ligados a la DC por perjudicar el suministro de terceros y producir el descenso en los niveles de los acuíferos. Son los mismos que han sido acusados de usurpación de agua y que han enfrentado a la justicia por distintas infracciones. Éste es sólo un nuevo capítulo de una larga disputa que no es únicamente atribuible a la falta de lluvias.

 

Geopolítica del Agua: Los más grandes acuíferos de la Tierra

Buenos Aires, Argentina, viernes 21 de marzo de 200014, por Soledad Bernal y Vicente Brunetti, ARGENPRESS.- La combinación de Políticas Públicas deficientes con intereses mezquinos de los grupos de poder, producen un pobre saber difuso, y hasta confuso, sobre la cuestión de los Grandes Acuíferos. ¿Por qué no se conocen mejor los Grandes Acuíferos? Para que sea posible alcanzar un conocimiento ciudadano más pertinente acerca de los Grandes Acuíferos, se requiere que los Estados dispongan de una mejor utilización de la Información Pública, y más Comunicación Educativa. Sin estas estrategias, no se podrá fortalecer una Cultura de Solidaridad capaz de enfrentar de forma apta al modo predominante de depredación.

 

El problema global del Agua: Antecedentes y conflicto entre naciones

Ciudad de México, México, viernes 21 de marzo de 2014, por Lic. Anay Roque Pino, Monografía.-  Antecedentes históricos de la crisis del medio ambiente. Primeros pasos de la toma de conciencia: El llamado Club de Roma y la Conferencia de Estocolmo (1972). A partir de los años 70, la Conferencia de Estocolmo sobre el Medio Humano (1972) marca el comienzo definitivo del acceso y manejo de los problemas ambientales por parte de la comunidad internacional, por lo que comienza a crearse una conciencia ecológica y en este caso, el llamado Club de Roma, contribuyó con sus publicaciones a difundir preocupación por el medio ambiente, ocupando un creciente espacio en la literatura científica donde quedó aclarada la esencia del problema ambiental como el peligro al agotamiento de recursos naturales no renovables, el arribo a una relación hombrerecursos naturales muy desfavorable, debido al crecimiento demográfico mundial especialmente de los países subdesarrollados, y la eventualidad de que el mundo llegue a niveles muy elevados de contaminación ambiental, entre otros males, como resultado de la puesta en práctica de modelos y estilos de desarrollo contrarios a la preservación del medio.

 

LOCALES

 

Marcha de Todas las Marchas: ¿Quiénes somos?

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, Marcha de Todas las Marchas.- Somos estudiantes, ecologistas, animalistas, indígenas, inmigrantes, mujeres, cannábicos, ateos, trabajadores, personas con capacidades diferentes, lesbianas, gays, bisexuales y transexuales que nos unimos por la igualdad, la justicia y la democracia en nuestro país. Nos unimos teniendo como demanda transversal una nueva Constitución, vía Asamblea Constituyente. Somos movimientos, organizaciones y federaciones que por primera vez en la historia del país  marcharemos unidos para visibilizar el poder ciudadano. La ciudadanía debe y merece ser escuchada por el Estado. Todas y todos a la Marcha de todas las Marchas. La gran marcha de Chile a desarrollarse el sábado 22 de marzo a las 14:00 horas en Plaza Italia.

 

Aprueban proyecto para transferencia de recursos a los trabajadores recolectores de basura

Valparaíso, viernes 21 de marzo de 2014, ACHM.- Hoy (martes) será visto en la sala. Comisión de Gobierno Interior de la Cámara aprobó por unanimidad proyecto que facilita la transferencia de recursos a los trabajadores recolectores de basura. Con la presencia del presidente de la Asociación Chilena de Municipalidades (AChM), alcalde de Maipú, Christian Vittori y el primer vicepresidente, alcalde de El Bosque, Sadi Melo, la Comisión de Gobierno Interior de la Cámara aprobó el proyecto de ley que autoriza que los recursos transferidos desde la Subsecretaría de Desarrollo Regional a las municipalidades del país sean traspasados a las empresas con el objeto que éstas, finalmente, los hagan llegar a los trabajadores.

 

Proyecto que protege a los recolectores de aseo pasa al Senado

Valparaíso, viernes 21 de marzo de 2014, ACHM.- Para cumplir su segundo tramite constitucional. Proyecto que protege a los recolectores de aseo pasa al Senado. La Cámara de Diputados entregó su respaldo al proyecto del Ejecutivo, que mejora normas en materia de contratación pública para proteger los derechos de los trabajadores de las empresas de aseo y extracción de residuos sólidos, el que fue aprobado en el Hemiciclo por 98 votos a favor. El proyecto, informado a la Sala por el diputado Ramón Farías, de la Comisión de Gobierno Interior, establece la obligatoriedad de contemplar en dicho cálculo una ponderación mínima de un 10% del total de los criterios de evaluación para la adjudicación de la licitación.

 

NACIONALES

 

Comité de Ministros invalida resolución de Piñera sobre HidroAysén

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, La Segunda.- Comité de Ministros invalida resolución del gobierno de Piñera sobre HidroAysén. La instancia se pronunciará sobre el fondo del proyecto en 60 días. “Tiene vicios de ilegalidad”, dijo el ministro de Medio Ambiente, quien lidera la instancia. El Comité de Ministros decidió invalidar el acuerdo que alcanzó el gobierno de Piñera con el proyecto HidroAysén el pasado 30 de enero, respecto de las reclamaciones de la megacentral. “Estimamos que dicho pronunciamiento del 30 de enero tiene vicios de ilegalidad. Estimamos que lo pertinente es que los recursos de reclamación puedan verse integralmente. Creemos que con esta decisión las materias reclamadas vuelven a su cauce institucional”, señaló ek ministro de Medio Ambiente, Pablo Badenier.

 

En 60 días se revisará a fondo todas las materias reclamadas sobre HidroAysén

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Christian Buscaglia, El Mostrador.- Instancia se dio 60 días para revisar “el fondo” de las materias reclamadas. Comité de Ministros vuelve a foja cero todo lo resuelto en la administración Piñera sobre HidroAysén. “Estimamos que dicho pronunciamiento tiene vicios de ilegalidad y estimamos que lo pertinente es que los recursos de reclamación puedan verse integralmente, creemos que con esta decisión las materias reclamadas vuelven a su cauce institucional”, sostuvo el titular de Medio Ambiente, Pablo Badenier.

 

Declaración Pública del Consejo Defensa de la Patagonia sobre HidroAysén

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, Terram.-  CDP valoró primera decisión del Comité de Ministros por HidroAysén: “Cumplido este primer paso, esperamos que la próxima decisión sea rechazar el EIA”. Informado el Consejo de Defensa de la Patagonia sobre la decisión del Comité de Ministros del gobierno de Michelle Bachelet de invalidar la decisión adoptada el 30 de enero y revisar en 60 días los recursos y reclamaciones interpuestos por organizaciones, ciudadanos y la empresa, expresa lo siguiente:

 

Ciudadanía celebra decisión de Comité de Ministros sobre HidroAysén

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, El Mercurio.-  Consejo de Defensa de la Patagonia celebra decisión de Comité de Ministros por HidroAysén. La organización contraria al proyecto energético interpreta el anuncio como una señal de que “la institucionalidad ambiental vuelve a su cauce”. El Consejo de Defensa de la Patagonia (CDP) celebró la decisión del Comité de Ministros de invalidar la decisión adoptada el 30 de enero por el mismo organismo del anterior Gobierno de Sebastián Piñera en relación al proyecto HidroAysén y lo interpretó como una señal de que “la institucionalidad ambiental vuelve a su cauce”.

 

Antecedentes son claros para rechazar el proyecto desde ya

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, El Ciudadano.- No a HidroAysén: Ministros de Bachelet invalidan acuerdos tomados por Piñera. Hartmann señala que no le parece la decisión del comité de Ministros de pedir nuevos estudios sobre el Proyecto HidroAysén, con costo monetario al Estado, cuando los antecedentes presentados en estudios anteriores son claros a su juicio para rechazar el proyecto desde ya.

 

Organizaciones pidieron invalidar resoluciones sobre HidroAysén

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Tania González, Radio Universidad de Chile.- Una serie de recursos fueron presentados ante el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), solicitando que se revoque la decisión que el 30 de enero adoptara el Comité de Ministros de la administración de Sebastián Piñera sobre el proyecto HidroAysén. Agrupaciones de la Comisión Ciudadana-Técnico- Parlamentaria se reunieron con el ministro de Energía, Máximo Pacheco. Luego del encuentro, dirigentes entregaron sus observaciones respecto al futuro del proyecto HidroAysén que ahora está en manos de nuevas autoridades.

 

La muerte lenta de HidroAysén

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Alejandra Carmona, El Mostrador.- Titulares de Energía, Agricultura, Salud, Medio Ambiente y Minería se reunirán nuevamente en 60 días. El Comité de Ministros que se reunió ayer resolvió un hecho técnico: invalidar la resolución de su organismo par que sesionó en enero, en el ocaso del Gobierno de Sebastián Piñera. Sin embargo, tras esa decisión, se lee una respuesta política que no sólo entienden los grupos que se oponen a las centrales, sino también la industria energética. “Este es el primer paso para matar el proyecto”, asegura una fuente cercana a Endesa. Después de anunciar la decisión del Comité de Ministros sobre las reclamaciones del proyecto HidroAysén, el titular de Medio Ambiente, Pablo Badenier, lanzó en Radio Cooperativa una opinión que no pasó inadvertida: “El proyecto HidroAysén, tal como está concebido, es inviable”. Una afirmación que, palabras después, reforzó diciendo que el estado de las reclamaciones no cambiaría su parecer.

 

SMA acata fallo de Tribunal sobre Pascua Lama

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, El Mercurio.- SMA acata fallo y declina apelar por fallo millonaria multa contra Pascua Lama. El superintendente de medio ambiente, Cristián Franz, dijo que respetarán la medida “para posteriormente resolver el caso a partir de una argumentación técnica y jurídica que sea sólida u consistente”. La Superintendencia de Medio Ambiente (SMA) decidió acatar y no apelará a la decisión adoptada por el Segundo Tribunal Ambiental de Santiago, que anuló una millonaria multa aplicada sobre el proyecto Pascua Lama.

 

Pescadores artesanales piden revisar Ley Longueira

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, La Segunda.- Pescadores artesanales piden al gobierno revisar ley Longueira. Condepp reclama que “los recursos pesqueros vuelvan a manos de todos los chilenos y se terminen los privilegios de las 7 familias”. Los pescados artesanales agrupados en el Consejo de Defensa de la Pesca (Condepp) pidieron a la subsecretaría de Pesca que revise la llamada ley Longueira que se aprobó en la administración anterior.

……………………………………………………………..

DESARROLLO DE NOTICIAS

 

ESPECIAL: DÍA DEL AGUA EN CHILE, SEQUÍA Y CONTAMINACIÓN

 

Día Mundial del Agua 2014: Agua y Energía

 

Naciones Unidas, viernes 21 de marzo de 2014, ONU Water.- En 2014, el Sistema de las Naciones Unidas – en estrecha colaboración con sus Estados Miembros y otras partes interesadas – está trayendo colectivamente su atención en el nexo agua-energía, abordando en particular las desigualdades, especialmente para el “club de la miseria ‘que viven en barrios marginales y zonas rurales empobrecidas y sobrevivir sin el acceso al agua potable, el saneamiento adecuado, alimentos suficientes y los servicios energéticos.

 

Azzizia desaladora, Arabia Saudita – Flickr CC BY-NC-SA 2.0 por Waleed Alzuhair

 

Agua y energía están estrechamente relacionados entre sí y son interdependientes. La generación y transmisión de energía requiere de la utilización de los recursos hídricos, en particular para las fuentes de energía hidroeléctricas, nucleares y térmicas. Por el contrario, aproximadamente el 8% de la generación de energía global se utiliza para el bombeo, el tratamiento y el transporte de agua a varios consumidores.

 

En 2014, el Sistema de las Naciones Unidas – en estrecha colaboración con sus Estados Miembros y otras partes interesadas – está trayendo colectivamente su atención en el nexo agua-energía, abordando en particular las desigualdades, especialmente para el “club de la miseria ‘que viven en barrios marginales y zonas rurales empobrecidas y sobrevivir sin el acceso al agua potable, el saneamiento adecuado, alimentos suficientes y los servicios energéticos.

 

También tiene como objetivo facilitar el desarrollo de políticas y marcos transversales que los ministerios y sectores del puente, a la cabeza de la seguridad energética y el uso sostenible del agua en la economía verde. Se prestará especial atención a la identificación de las mejores prácticas que pueden hacer que un agua y de eficiencia energética ‘industria verde’ en una realidad.

 

Objetivos del Día Mundial del Agua en 2014

 

  1. Crear conciencia de las interrelaciones entre el agua y la energía
  2. Contribuir a un diálogo político que se centra en la amplia gama de temas relacionados con el nexo de agua y energía
  3. Demostrar, a través de estudios de casos, a los tomadores de decisiones en el sector energético y el dominio del agua que los enfoques integrados y soluciones a los problemas energéticos del agua pueden lograr mayores impactos económicos y sociales
  4. Identificar la formulación de políticas y los temas de desarrollo de la capacidad en la cual el sistema de las Naciones Unidas, en especial de ONU-Agua y ONU-Energía, puede ofrecer importantes contribuciones
  5. Identificar las principales partes interesadas en el nexo agua-energía y participar activamente en el desarrollo ulterior de los vínculos energéticos agua
  6. Contribuir como relevantes para las discusiones posteriores a 2015 en relación con el nexo agua-energía.

 

El Agua es el principal problema de Chile, debido al cambio climático

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Paula Correa, Radio Universidad de Chile.- Expertos en cambio climático advierten sobre el problema del agua en Chile. El agua es una de las principales preocupaciones de los especialistas ante el complejo escenario que presentó el quinto informe del Panel Intergubernamental de Cambio Climático. Efectos en la frecuencia de las lluvias y el derretimiento de los glaciares son algunos impactos que tendrá en nuestro país, un fenómeno que, según todas las evidencias, hoy se puede atribuir con un 95 por ciento de probabilidad al producto de la actividad humana.

 

“El agua es el principal problema de Chile”, afirmó Maisa Rojas, investigadora del Centro del Clima y la Resiliencia de la Universidad de Chile en conversación con el programa Semáforo de nuestra emisora. La especialista se refirió al agua apuntando a las prioridades en las medidas de prevención que se deben adoptar en nuestro país ante un escenario de cambio climático.

 

“Chile efectivamente está tomando algunas medidas de adaptación, no estoy 100% segura pero yo diría que es el Ministerio de Agricultura el que va más avanzado, porque Chile produce bastante agricultura y es bastante dependiente del agua, y el agua es el gran problema en Chile, incluso sin considerar el cambio climático. Tenemos mucha variabilidad, llevamos más o menos seis años de sequía en esta región y todavía no sabemos si es atribuible al cambio climático o a la variabilidad natural, probablemente es una superposición de las dos”, expresó.

 

La investigadora indicó además que todos los estudios en Chile muestran que las precipitaciones en la zona centro-sur se van a ver reducidas, por esta razón es que los esfuerzos deben dirigirse a tomar las medidas a tiempo para poder hacerle frente a sus consecuencias.

 

Según resultados del quinto Informe del Panel Intergubernamental de Cambio Climático (IPPC) en el documento llamado “Resumen para Tomadores de decisiones”, el cambio climático es real: Hay indicios en distintos componentes del sistema climático: temperatura superficial, de la atmósfera, océanos, hielo marino, nieve, glaciares, cambios en la salinidad y acidificación de los océanos. Además, se sostiene que este fenómeno se va a seguir incrementando en los próximos años.

 

En ese contexto, la especialista dio una mirada al fenómeno mundial y se refirió al calentamiento en el Ártico, donde se aprecia un intenso y acelerado derretimiento, lo que ha sido relevado por organizaciones ambientales a nivel internacional como Greenpeace. “Efectivamente en el Ártico las temperaturas han cambiado el doble de lo que ha pasado en el plantea”, afirmó Maisa Rojas.

 

Para el especialista de la Facultad de Geografía de nuestra casa de estudios, Francisco Ferrando, este derretimiento en el ártico genera masas de agua más fría que los océanos, con lo que se produce un enfriamiento, que se transmite a través de brazos como la llamada “Corriente de Humboldt”. En ese sentido, indicó que mientras la franja costera se enfría, la parte interior se va calentando, lo que también tiene efectos en nuestros glaciares.

 

“Están provocando aumentos en la velocidad de consunción, de derretimiento en general, y también en otros tipos de cuerpos de hielo, que están enterrados o cubiertos, que están produciendo también fenómenos de colapso interno, de pérdida de estabilidad estructural, producto de la trasmisión de esta energía de calor a través de los mantos de sedimento. Entonces, efectivamente, estamos asistiendo a un escenario en que todos los hielos en el mundo se están derritiendo”, explicó.

 

Ferrando añadió que los glaciares son tan importantes como las lluvias en el problema hídrico, ya que son nuestras reservas de agua y tienen impacto en el funcionamiento del ecosistema en su conjunto. Además, son recursos no renovables. En ese sentido, el especialista adhirió al llamado a las autoridades a adoptar las medidas pertinentes.

 

Esto cuando los intentos de los países en el mundo no han logrado su cometido de reducir los gases de efecto invernadero y el CO2, factores gatillantes de este fenómeno. Estos elementos se mesclan muy rápido en la atmósfera y aunque se lograra no emitirlos en un 100 por ciento, se quedan en el ambiente durante al menos 100 años. Ante esto, los expertos coincidieron en que como humanos nos estamos dando el lujo de des-regular un sistema muy complejo que ha permitido que el planeta lleve tres mil millones de años con vida.

 

En el Día Mundial del Agua, llegaron los Glaciares

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Fernando Viveros Collyer, El Quinto Poder.-  En el Día Mundial del Agua, 22 de marzo, se trata de dar un paso para un país cohesionado en el valor de las aguas para todos. Cientos de organizaciones comunitarias y territoriales por todo Chile, estarán realizando acciones locales por sus aguas -y preparando la segunda movilización nacional por el agua en abril. Estas acciones se pueden buscar en las redes sociales. Es un día para detener el proceso hacia la multiplicación y radicalización de los conflictos. Los glaciares están en los medios de comunicación y en las redes sociales (ver la campaña de Greenpeace Chile República Glaciar). Los glaciares están en las organizaciones comunitarias como asunto de una defensa estratégica de sus condiciones de vida (ver las comunidades de Alto Huasco y proyecto Pascua Lama; organizaciones coordinadas de las cuencas de los ríos Aconcagua y de la cuenca del Maipo-Mapocho en relación al proyecto expansión Andina 244, y el anuncio inminente de los estudios para la expansión de Los Bronces, su vecino inmediato).

 

Los glaciares están empoderando las conciencias de los pueblos, porque ahora se conversa públicamente de su papel vital en el abastecimiento de las napas subterráneas de los valles. Miramos ahora las cordilleras y queremos transformar el verso de Zurita:

 

“Burlándose como cuando se alzan ellas las montañas vacías
frente a Santiago y más allá el cielo que se va hundiendo
contra sus nieves muertas de pena gritando por todo
este mundo que están cerca y tienen frío las cordilleras”
(Anteparaíso)

 

Hemos aprendido a distinguir entre glaciares blancos –los que lucen las cumbres- y glaciares de roca. Y conocemos las cualidades ecosistémicas de cada tipo, siendo los segundos menos bellos y visibles, más mezclados en un barro de hielo y piedra, pero tal vez más efectivos en traernos las aguas para la sed de los valles. Una proporción inmensa de las aguas para bebida humana en la zona central de Chile, no viene de los ríos sino de las napas subterráneas que alimentan los glaciares.

 

Los glaciares están en el Senado de la República. En el año 2012, el senador Horvath, presidente de la Comisión de Medio Ambiente del Senado, desarchivó un proyecto de ley de Protección de Glaciares que dormía por años esa enfermedad del sueño que a menudo anula la voluntad de nuestro parlamento. Este proyecto de ley corresponde al Boletín 4505-12. La Comisión del Senado abrió una etapa de consulta a los actores ciudadanos involucrados con glaciares. Una primera constatación respecto de glaciares es que no existe ninguna definición de ellos en la actual legislación chilena. Para efectos jurídicos son como una roca más, parte indistinguible de un cerro. Si existe un glaciar en medio de un predio de propiedad privada –si alguien es dueño de una montaña con glaciar, cosa no tan inverosímil en Chile-, también es su propietario, como lo sería de un bosque que allí hubiese.

 

Solamente en aquel punto arcano en que este objeto sólido jurídicamente nulo, que cualquiera de nosotros reconoce y siente como nieve o hielo de cierta extensión, se convierte en agua, entonces comienza a operar el código neoliberal de aguas de la dictadura –que inmediatamente hace de esas gotitas que chorrean del glaciar un “bien nacional de uso público”, pero susceptible de concesiones gratuitas y vitalicias.

 

El agua del glaciar comienza allí su recorrido por el mercado chileno del agua y el lucro lo saluda insidiosamente por todos lados. Cuando el proyecto Pascua Lama es sancionado y suspendido, no lo es por destruir glaciares (que no pueden existir para un juez), sino por no considerar el manejo de las aguas que fluyen, entre otras causas, de la destrucción de las masas de hielo.

 

El “vacío jurídico” de la ley chilena respecto de glaciares ha sugerido a Greenpeace romper la inercia de los medios de comunicación con control de los grandes grupos económicos, ofreciendo a los chilenos una “ciudadanía glaciar”. Éxito. Son miles y miles los que han respondido. ¿Por qué la gente es sensible a unas masas de hielo que seguramente nunca ha conocido muy de cerca? Tal vez porque la política vuelve una y otra vez a la polis. Los glaciares estarán ahora en las marchas por la Alameda y en las plazas públicas de la “larga y angosta”.

 

Las organizaciones ciudadanas consultadas por la Comisión del Senado han propuesto una clara definición de los diferentes tipos de glaciares. Han destacado la necesaria noción de “ambiente periglaciar” para referir los territorios aledaños y funcionalmente acoplados. Han señalado que una verdadera ley de protección de glaciares debe establecerlos jurídicamente como bienes nacionales de uso público, “no concesionables ni cedibles”, donde no son aplicables las disposiciones contenidas en el actual código de aguas.

 

Los glaciares llegaron como una vez llegó el aire cuando las ciudades comenzaron a hundirse en la contaminación. Los glaciares van marchando hacia el sur, porque en el norte de Chile ya no hay de donde obtener los gigantescos requerimientos de agua para los magaproyectos mineros. La minería instalándose en la zona central y sur de Chile comienza a generar los problemas que creíamos solamente suceden en las pampas de los desiertos.

 

Se escucha decir que en el siglo XXI muchas cosas ya no son como en el XX. Entonces fueron las guerras por el petróleo. Hoy, en el horizonte, se hablan las guerras del agua. Sin embargo están también más cerca de nosotros. Durante el verano 2014, por lo menos 3 comunidades se tomaron varias veces la carretera principal de Chile por sed y en demanda de agua. Aunque nada o casi nada se dijo en los medios de comunicación, hubo dirigentes, alcaldes y personas detenidas. Hay querellas judiciales de por medio que no cooperan sino a exacerbar los ánimos. Las gentes pueden respirar aire sucio y contaminado, incluso por años (como lo demuestra Ventanas), pero las gentes simplemente no pueden vivir sin agua.

 

En las grandes ciudades, cuando el agua brota casi siempre sin problemas de las llaves, es difícil percibir su vital carencia. El tema es que, en el caso de Santiago, proyectos como Alto Maipo y Andina 244 pueden amenazar con un día no demasiado lejano cuando no sea para nada así de fácil el agua de la llave.

 

En el Día Mundial del Agua, 22 de marzo, se trata de dar un paso para un país cohesionado en el valor de las aguas para todos. Cientos de organizaciones comunitarias y territoriales por todo Chile, estarán realizando acciones locales por sus aguas -y preparando la segunda movilización nacional por el agua en abril. Estas acciones se pueden buscar en las redes sociales. Es un día para detener el proceso hacia la multiplicación y radicalización de los conflictos.

 

Agua: El impacto del cambio climático en Chile

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Ricardo Acevedo, La Tercera.- Hacia 2050 no sólo viviremos en un país más caluroso, menos lluvioso, más propenso a tormentas y con más días nublados. Una serie de paisajes se modificarán debido a la menor disponibilidad de agua y el avance de las zonas áridas, trasladando cultivos desde la zona central hacia el sur y disminuyendo la cobertura de nuestros bosques. Son las conclusiones de nuevos estudios que, más allá de los evidentes cambios, resultan fundamentales para diseñar estrategias que mitiguen los efectos del calentamiento global en Chile.

 

En los Valles de Leyda y Casablanca, en la zona central, son los trabajadores que siembran y cosechan la tierra quienes más saben de cambio climático. No necesitaron conocer los reportes de Naciones Unidas ni escarbar en complicados estudios científicos para saber que el clima está cambiando de forma acelerada en unas pocas décadas. Allí no hay escépticos, tampoco ecologistas ni defensores de causas perdidas, sólo gente que ha vivido toda una vida ligada al campo. Si una planta no crece, si llueve menos, si las temperaturas son más altas o más frías, son ellos a quienes hay que preguntar. “Antes el agua de los pozos la encontrábamos cerquita, a unos ocho metros ya encontraba agua usted. Hoy tiene que hacer pozos mucho más grandes, a veces de hasta 80 metros para poder encontrar algo”.

 

No es raro hallar testimonios similares en los campos de Chile. Y la evidencia científica más reciente respalda estos relatos de primera mano, al punto que pocos dudan a estas alturas de que hemos comenzado a vivir los efectos del calentamiento global y que la actividad del hombre está detrás del fenómeno.

 

Este año, por primera vez, la presencia de Co2 en la atmósfera superó la marca de las 400 partes por millón, duplicando en un lapso de poco más de cien años los niveles que existían antes de la era industrial. Ningún ciclo natural es capaz de causar este efecto en tan corto período, como demuestra el hecho de que durante toda la civilización humana los niveles de dióxido de carbono se mantuvieron entre las 180 y 280 partes por millón. Lo que, según estudios de la Nasa y los paneles de expertos de la ONU, ha causado que en las últimas tres décadas la temperatura del planeta haya subido en un grado Celsius como promedio.

 

En Chile, el océano Pacífico tiene un efecto moderador del impacto que a nivel global causa el alza de temperatura, pero nuevos estudios revelan que aun así el país registrará cambios significativos en el clima.

 

Una investigación encargada por el Ministerio del Medio Ambiente al Centro de Agricultura y Medio Ambiente de la Universidad de Chile analizó los escenarios climáticos hacia 2030 y 2050. ¿Sus conclusiones? De no aplicarse medidas de mitigación, no sólo viviremos en un país más cálido, menos lluvioso, más propenso a tormentas y con días más nublados, sino que muchos paisajes se modificarán debido a la menor disponibilidad de agua y el avance de las zonas áridas. Los posibles efectos incluyen el traslado de los cultivos tradicionales de la zona central hacia el sur y la disminución de la cobertura del bosque nativo.

 

Claro, el informe de la U. de Chile no plantea un destino ineludible. Pero si todo se mantiene tal cual es muy posible que, así como hoy en el campo los más viejos se admiran por “lo mucho que ha cambiado el clima”, nosotros tendremos que contar a nuestros nietos cómo era el paisaje chileno cuando el milenio recién comenzaba.

 

Clima más cálido

 

El aumento de temperatura afectará a todo el territorio. Pero si usted vive en las ciudades del interior, su percepción del cambio será mucho mayor. La cercanía del océano mitiga el impacto, porque la nubosidad y brisa marina que ingresan al continente mantienen los niveles de humedad, a lo que se suma el efecto de fenómenos como La Niña, que enfrían la superficie del mar disminuyendo las temperaturas. Por eso se estima un aumento promedio de 1,5 grados para la costa, cifra que irá creciendo a medida que se avanza hacia el interior: sobre los dos mil metros de altura, el alza podría llegar a superar los tres grados centígrados.

 

Si es un santiaguino acostumbrado a noches de verano más frescas, que lo alivian del calor del día, hacia 2030 lo más probable es que deba considerar sí o sí un sistema de aire acondicionado si quiere dormir bien. Porque en verano la capital registrará un aumento en sus temperaturas mínimas y máximas. Se proyecta, por ejemplo, un alza de 1,6 grados en la máxima promedio, pasando de 30,5° de ahora a 32,1° durante los eneros de los próximos 17 años. Y olvídese del frío intenso en julio: la temperatura mínima promedio se elevará 2,1 grados (de los 4,2 grados actuales a 6,3 grados).

 

Hacia mediados de siglo, una de las ciudades más cálidas del país será Los Andes, con máximas promedio en verano de 33,3 grados, es decir, 2,4 grados más que ahora.

 

Las regiones que hoy son más frías experimentarán el mismo fenómeno. Concepción, por ejemplo. Si la temperatura mínima en pleno invierno alcanza un promedio de 3,5 grados, hacia 2030 llegará a 4,4 grados, prácticamente un grado más en tan sólo 17 años. Para 2050, las temperaturas mínimas serán todavía más elevadas, llegando a los 4,9 grados en esa ciudad. Igual situación para el norte. Calama, enclavada en pleno desierto, con temperaturas máximas que subirán 1,9 grados en el verano respecto de las actuales. Sin embargo, habrá otro cambio aún más notorio en esta zona: las temperaturas mínimas extremas que suelen caracterizar el clima del desierto también aumentarán. Para mediados de siglo, el alza será de 2,5 grados, pasando de 1,3 grados a 3,8 grados la mínima promedio en invierno.

 

Para el doctor Fernando Santibáñez, responsable científico del estudio, los alcances de este aumento de temperatura son significativos, afectando las precipitaciones, la nubosidad y, en especial, al paisaje. No sólo tendremos que acostumbrarnos a más días nublados debido al contraste con el océano: el clima cálido aumenta la diferencia de temperatura entre el mar y la tierra firme, contraste que moviliza más aire desde la costa hacia el continente. También habrá que sumar que, mientras disminuyen las lluvias, aumentarán eventos extremos, como tormentas eléctricas y granizadas, algo similar a lo que ocurre en el trópico, pero con episodios súbitos que podrían desencadenarse en verano o invierno.

 

Menos lluvias

 

Es en este contexto que uno de los principales desafíos será enfrentar las consecuencias de la disminución de precipitaciones. Datos de la Dirección Meteorológica de Chile señalan que, en promedio, actualmente se registran 10 días menos de lluvia que hace 100 años. Y esta tendencia se acentuará. Dentro de 17 años, la capital registrará 46 mm menos de agua caída y para 2050 serán 64 mm menos.

 

Más al norte, el escenario es peor: en Ovalle, por ejemplo, la disminución de las precipitaciones significará casi 20 mm menos de agua caída en 2030 y casi 30 mm menos en 2050. Otra zona igualmente agrícola es la de Curicó. Y ahí el tema es más marcado. En 2030 se registrarán 131 mm menos de lluvia y a mediados de siglo, la baja será de casi 180 mm.

 

En efecto, el estudio de la Universidad de Chile proyecta que el fenómeno se está acelerando. Uno de los ejemplos más claros en este sentido es Valdivia. Un estudio dado a conocer en 2007 por la Universidad Austral, que analizó información de estaciones meteorológicas entre Concepción y Aysén, documentó una disminución de 540 milímetros durante los últimos 71 años en la Región de Los Ríos.

 

Pero el análisis de la U. de Chile muestra que bastarán 17 años para que esta zona registre casi 250 mm menos.

 

No es todo. En la zona centro sur también se presentará otro fenómeno: lloverá más intensamente en cortos períodos de tiempo, lo que impide la infiltración de agua hacia las napas subterráneas, al escurrir más rápido en la superficie. En términos simples, el agua no se alcanza a absorber (ni a acumular en el subsuelo), por lo que degrada los suelos y eleva el riesgo de desastres naturales, como avalanchas y deslizamientos de tierra. Todo esto no sólo afecta la disponibilidad de agua para la agricultura, también influye en la disminución de ecosistemas sensibles como el bosque nativo, desplazando hacia el sur climas que hoy caracterizan al Norte Chico y la zona centro sur.

 

Sólo en Arica y Calama se registrará un leve aumento de precipitaciones. En la capital de la XV Región, el agua caída pasará de 2 mm a 2,1 mm, mientras que en la ciudad minera subirá de 20,5 a 24,1. Un fenómeno que ya fue advertido en el estudio “Variabilidad climática en el territorio chileno en el siglo XXI”, realizado por el Departamento de Geofísica y Matemáticas de la U. de Chile, donde se explica que en el Norte Grande y especialmente en el altiplano, habrá un aumento de lluvias en primavera y verano, reforzadas por el invierno boliviano.

 

El desierto avanza

 

En este nuevo escenario climático los bordes del desierto se extenderán un promedio de 50 kilómetros, lo que prácticamente “empujará” hacia el sur climas que hoy son propios de la zona central. “Estos cambios se manifestarán principalmente hasta el sur de la Araucanía”, explica Santibáñez.

 

La Cuarta Región, por ejemplo, con su clima árido, de vegetación arbustiva, pero de excelencia para cultivos como las viñas, comenzará a mostrar un paisaje cada vez más parecido al desierto, donde será imposible sostener la agricultura tradicional. Santiago, en tanto, transitará de un clima semiárido a uno árido, exhibiendo un paisaje mucho más cercano al que conocemos hoy en la IV Región. En la precordillera usted encontrará menos bosques y más matorral de tipo espinoso, como el que aprecia hoy cuando viaja por carretera al Norte Chico.

 

“Los abuelos de mediados de este siglo van a poder reconocer este cambio en el paisaje”, dice Leonel Sierralta, jefe de la División de Recursos Naturales del Ministerio del Medio Ambiente, quien explica que los límites agrícolas en el Chile más cálido se modificarán, de manera que habrá cultivos de la zona central que sólo se podrán hacer más al sur. Y los cambios ya se están apreciando. Un ejemplo es lo que sucede con frutos como el kiwi y que complica los procesos de exportación: están madurando antes de llegar a otros países. “Es muy probable que todo lo que se produce hoy hasta Talca llegue a tener mejores condiciones para ser cultivado en regiones como el Biobío y la Araucanía”, explica Fernando Santibáñez.

 

El nuevo mapa del vino

 

Uno de los cultivos más importantes que se desplazarán es el vitivinícola. ¿Se imagina comprando un vino que fue producido en Valdivia? Esto podría ser realidad hacia 2050. Un estudio dado a conocer a fines de marzo por la Universidad Austral y el Instituto de Ecología y Biodiversidad (IEB) explica que se perderá gran parte de la actual zona apta para viñas, pero que se abrirán nuevas áreas en lugares hasta ahora inusuales, como Talca y Valdivia.

 

En Chile, el área de producción de vino actualmente se extiende entre la IV Región y el Biobío, pero el aumento de temperatura y la menor disponibilidad de agua ya empiezan a notarse: el 95% de las viñas tiene problemas de suministro de agua, según el estudio. De hecho, se estima que en las actuales regiones de clima mediterráneo, como Maipo, Cachapoal y Colchagua, donde se cultivan variedades premium, la zona apta para vinicultura disminuirá en 25%.

 

Claro que no todo está perdido para la zona central. Una de las conclusiones del estudio es que se podrá recurrir a nuevas cepas que ofrezcan sabores similares, pero que se adapten mejor al nuevo clima. Y, según los autores del estudio del Ministerio del Medio Ambiente, la zona podría renovar su agricultura, optando por cultivos tropicales (cereales, cítricos, paltas y chirimoyas) beneficiados con la disminución de heladas y el aumento de temperatura.

 

Bosques que se desplazan

 

Especies como el quillay, el boldo y el litre, el peumo y el maitén, que para todos son familiares en la zona central, podrían prácticamente desaparecer de los ecosistemas. Una posibilidad es que persistan sólo en áreas mucho más reducidas, como aquellas que mantendrán humedad en quebradas y en zonas costeras. Estos árboles forman parte del llamado bosque esclerófilo, que regula las cuencas de los ríos, absorbe agua alimentando napas subterráneas, evita riesgos naturales como deslizamientos de tierras y alberga una biodiversidad que incluye mamíferos como el zorro, el puma, así como numerosas especies de aves. Pero lo más común en la zona central de mediados de siglo será el matorral espinoso, un paisaje más seco, árido, parecido al que presenta actualmente la IV Región.

 

Más hacia el sur también habrá cambios en los bosques. A mediados de la década pasada, un estudio realizado sobre la base de los anillos de crecimiento de árboles por científicos del Núcleo Científico Milenio Forecos, de la Universidad Austral, había ya sugerido que la distribución de la vegetación austral estaba sufriendo transformaciones importantes. Ahora, Patricio Pliscoff, académico del Departamento de Geografía de la Universidad de Chile y que participó en el estudio que encargó el Ministerio del Medio Ambiente, explica que según el nuevo análisis, especies nativas como el alerce, la araucaria y el ciprés de las Guaitecas (especies de coníferas que conforman el llamado bosque resinoso característico del sur de Chile) tendrán más dificultades para adaptarse al nuevo clima debido a sus largos períodos de vida.

 

¿Por qué? En 1993, el científico y líder del grupo Milenio Forecos, Antonio Lara, publicó una investigación que analizando los anillos de crecimiento del alerce descubrió especímenes que tenían 3.600 años de edad en el sur de Chile, lo que convierte a estos árboles en una de las especies más longevas del planeta. Debido a que las huellas del clima también quedan marcadas en el crecimiento de los árboles (si llueve menos, el anillo es más delgado y viceversa), estas investigaciones han permitido también comprobar que el calentamiento global es un fenómeno que se ha acelerado en los últimos cien años. Pero esta misma longevidad juega en contra de estas especies de bosque nativo chileno: no alcanzan a modificar su ADN con la rapidez suficiente que necesitan para adaptarse a un clima con mayor temperatura.

 

Ahora bien. El estudio de la U. Austral y el IEB también revela que todos estos fenómenos se pueden mitigar, en parte, conservando las pequeños concentraciones de bosques que perdurarán, para crear microclimas que aprovechen sus características, en especial los de tipo esclerófilo. Por ejemplo: una zona de cultivo presenta menos temperatura si en su entorno existen estos bosques, ya que evaporan gran parte del agua que consumen, un proceso en el cual consumen energía del Sol y enfrían el ambiente. Desde hace cinco años que la académica de la U. Austral Olga Barbosa y su equipo del Programa Vino Cambio Climático y Biodiversidad, están trabajando en viñas para mantener “corredores” de vegetación alrededor de los parronales. “Ya se han sumado 14 viñas, con un total de 600 hectáreas como promedio, las que en su conjunto representan el 78% de las exportaciones”, explica Barbosa.

Hay que agregar que, en contraste con otras especies como el pino y el eucalipto, que consumen mucha agua y saturan los suelos, los árboles nativos actúan como una suerte de “esponja”: absorben el agua alimentando las capas subterráneas que alimentan vertientes y pozos.

 

Disminución de glaciares

 

Medidas como la mantención de los bosques nativos pueden resultar vitales, considerando que otra de las consecuencias de la disminución de precipitaciones y el aumento de temperatura es la pérdida de importantes reservas de agua, debido al sostenido retroceso que presentan los glaciares en todo el país. Un fenómeno que los estudios muestran se ha ido acentuando: se estima que el 90% de los glaciares en todo Chile ha disminuido en mayor o menor medida su volumen. Andrés Rivera, glaciólogo del Centro de Estudios Científicos (Cecs), es uno de los expertos que más ha estudiado estos glaciares. Utilizando sofisticados instrumentos científicos, las investigaciones en que ha participado han aportado evidencia para probar que el calentamiento global afecta con mayor fuerza a las zonas de altura, lo que contrasta con lo que ocurre en la zona costera. ¿Qué significa esto? El aumento de temperatura en las montañas implica que la línea de nieve sube y que, como resultado, hay menos precipitación sólida, haciendo que el volumen y masa del glaciar disminuya.

 

De esto hay ejemplos dramáticos en la Patagonia, como el glaciar Jorge Montt, que durante el siglo XX retrocedió 20 kilómetros. En tanto, estudios realizados en glaciares en la zona del Cajón del Maipo muestran que éstos han perdido entre el 15% y 20% de su área en los últimos 60 años. El descenso proyectado en las precipitaciones que muestra el nuevo estudio de la U. de Chile tenderá a incrementar este fenómeno, pero Andrés Rivera advierte que todos estos análisis se basan en modelos de predicción, que pueden ser en parte mitigados por fluctuaciones interanuales del clima, como fenómenos La Niña y El Niño. “Son tendencias que se superponen con la variabilidad climática, por lo que no es que estemos ante un escenario de extinción, sino de disminución de áreas”, dice.

 

La mitigación

 

Lo que nadie discute es que con la disminución de lluvias y de glaciares se presentará un déficit en la disponibilidad de agua. Leonel Sierralta explica que uno de los sistemas que se proponen para contrarrestar este fenómeno es la construcción de grandes embalses a partir del agua proveniente del deshielo, una suerte de “reemplazo” de la función que hasta ahora cumplen los glaciares que desaparecen. La idea es que estos embalses puedan ir liberando agua de forma paulatina en los meses secos, ayudando a conservar saludables cuencas de los ríos y manteniendo las reservas de aguas. Todo esto también ayuda a atenuar la desaparición de los bosques y a conservar los ecosistemas que los sostienen.

 

En el Ministerio del Medio Ambiente dicen que este estudio busca precisamente contar con información científica que permita adoptar políticas públicas que ayuden a contrarrestar estos fenómenos en el largo plazo: embalses, obras hidráulicas, sistemas de regulación hidrológica y mejoramiento de la red de canales de riego son algunas de las opciones a las que se puede acceder. “Las políticas cortoplacistas son insuficientes para tomar decisiones adecuadas para proteger nuestra riqueza natural”, dice la ministra de Medio Ambiente, María Ignacia Benítez.

 

La ministra agrega que se contempla una estrategia de Estado para combatir el nuevo escenario climático, un plan que se llevará a cabo en conjunto con otros ministerios. Esta estrategia considera nueve planes sectoriales de adaptación y un Plan Nacional de Adaptación al Cambio Climático. “El plan del sector silvoagropecuario está terminado, el de biodiversidad está entrando en consulta pública. Los otros siete planes son: Turismo, Energía, Pesca y Acuicultura, Salud, Infraestructura, Recursos Hídricos y Ciudades”, concluye la ministra Benítez.

 

2013: Tercer año más seco en Chile desde 1866

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por X. Bertín, La Tercera.-  2013 es el tercer año más seco desde 1866 y crisis hídrica se expande al sur. Las cifras de este año se ubican detrás de los registros de 1998 y 1968. El país enfrentó índices similares en 1924 y 2007. El déficit de lluvias de los últimos dos años afecta a parte de la VIII y IX Región y las clasifica como zonas “extremadamente secas”. Según el registro de la Dirección Meteorológica de Chile, 2013 se convirtió en uno de los tres años más secos desde 1866. Esto, de acuerdo con el índice pluviométrico, que representa el promedio de agua caída en el país por año y que traduce los mm de cada estación de monitoreo en una fórmula estadística y permite comparar cuán seco o lluvioso es un año respecto de otro.

 

El embalse Puclaro, en Vicuña, refleja los efectos de la escasez hídrica en la IV

 

La medición muestra que el mayor déficit hídrico se registró en 1998 (-1,7 puntos), seguido por 1968 (-1,4). El presente año comparte el tercer lugar con lo registrado en 1924 y 2007, con un índice de -1,2.

 

Fenómenos naturales explican la escasez. “Cuando el océano está más frío de lo normal, en general son años más secos sólo en nuestro país, ya que en otros puntos del globo funciona distinto. Cuando hay años de ‘El Niño’ es más lluvioso. En este caso, los eventos más secos registrados en el tiempo coinciden con años de ‘La Niña’”, explica la meteoróloga Claudia Villarroel, de la unidad de estudios de la Dirección Meteorológica de Chile.

 

Agrega que este año no alcanzó a manifestarse un fenómeno de “La Niña”, pero las temperaturas del mar fueron muy frías. “Cuando esto ocurre, se altera la relación entre el océano y la atmósfera. Se intensifica el anticiclón que está en el sur y no deja pasar los sistemas frontales, y por eso llueve menos”, puntualiza.

 

Sequía avanza al mar

 

De acuerdo al último boletín de la Dirección Meteorológica sobre monitoreo de sequía en la zona centro sur, se acentuó el carácter “extremadamente seco” de Coquimbo, Biobío y La Araucanía en los últimos dos años.

 

En la VIII Región, según la Asociación Chilena de Municipalidades (ACHM), la falta de agua afecta a 109.000 personas. La entidad reporta que camiones aljibe municipales abastecen de agua potable  a 392 localidades de 41 de las 54 comunas, cuyos pozos se secaron.

 

“Estamos preocupados porque cada día el agua va menguando”, cuenta el agricultor Héctor Rivas, de San Nicolás. “El verano se viene negro: las lluvias fueron pocas este invierno y ahora está todo seco”. Agrega que se les ha pedido usar el agua sólo para su consumo, “así que a los animales les damos la que utilizamos cuando lavamos la ropa”.

 

El presidente regional de la ACHM y alcalde de Santa Juana, Angel Castro, señala que las personas afectadas “ya no resisten porque están cansadas. Si acá no vienen las autoridades a entregar soluciones la gente va a tomar conciencia y se van a venir las movilizaciones, y esto podría terminar en un estallido social”.

 

Castro considera necesario que el gobierno decrete zona de emergencia en estas localidades, pues estima que en verano se necesitarán 170 camiones aljibe, 3.700 estanques y 8.200 punteras.

 

En la VII Región, la Oremi y la Seremi de Agricultura han implementado planes para enfrentar la sequía. Carlos Bernales, director de Oremi del Maule, cuenta que “desde 2010 estamos abasteciendo con camiones aljibe a 18 comunas que no cuentan con agua para beber”.

 

El pequeño exportador frutícola Carlos Jackson relata que “en los últimos cuatro años la sequía ha aumentado definitivamente, al punto que andamos a palazos por el agua. La producción bajó un 30%. Necesitamos urgente otro embalse en Curicó, para no perder agua en invierno”.

 

En tanto, el alcalde de Talca, Juan Castro, expresó su oposición a la construcción de la central eléctrica de paso Los Cóndores, en la laguna del Maule, diciendo que “la administración de las aguas va a quedar en manos de Endesa”. Junto a regantes que dependen de ese depósito hídrico, el edil acordó ayer “impulsar un movimiento social en defensa de la Laguna del Maule”.

 

En Los Lagos, por su parte, el seremi de Agricultura, Rodrigo Mardones, manifestó que en la zona no existe sequía, pero sí se puede hablar de un déficit de precipitaciones. ”Esto es muy preocupante, ya que al tener una baja en el crecimiento del pasto hace que los agricultores comiencen a  vender los animales lo más rápido y barato posible”.

 

El ministro de Agricultura, Luis Mayol, señaló que los agricultores más afectados aún corresponden a la IV y V Región interior. “En la VIII hay algunos sistemas de riego que ayudan bastante y cayó un poquito más de nieve en la cordillera que en otras regiones. Sin embargo, estamos con un plan de emergencia a nivel país para compensar con recursos que son mayores a un año normal”, dijo.

 

Agregó que se fortaleció con recursos a las comunas en emergencia agrícola y se aumentó la inversión para mejorar la eficiencia en el uso del agua. El presupuesto aumentó de $ 29 mil millones a inicios del actual gobierno a $ 43 mil millones, sumándose 15 mil para el próximo año tras la modificación de la ley de riego. Además, el Presidente Piñera anunció la prórroga del reavalúo de los predios agrícolas por 18 meses en todo el país, y en la IV Región, como zona de catástrofe, se condonó el pago de contribuciones.

 

2014: Un respiro, tendremos un invierno lluvioso

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, La Segunda, El Mercurio.-  Meteorología pronostica el fin de la sequía: Fenómeno de “El Niño” traería un invierno muy lluvioso. Expertos de la Dirección Meteorológica de Chile indicaron que incluso podría repetirse un escenario como el de 1997, cuando en Santiago cayó el doble de lluvia de lo normal. Temperaturas también serían más altas en la zona central. No habría heladas. Un pronóstico que por primera vez en cinco años no habla de sequía, sino de un otoño “normal” y un invierno que podría ser mucho más lluvioso del promedio estadístico. Así es el informe entregado esta mañana por la Dirección Meteorológica de Chile, que rompió una tradición habitual de sólo predecir el comportamiento climático de la siguiente temporada, para anticipar también cómo se vislumbra el trimestre invernal junio-agosto. Es que, dijo el meteorólogo Jaime Leyton, las señales hasta ahora son claras. “Por lo menos el inicio del año 1997 (que fue mucho más lluvioso de lo normal) se parece bastante al de ahora”, agregó el también meteorólogo Juan Quintana.

 

El dato más decidor, explicó, es el aumento a nivel subacuático del calor en el mar, típico del fenómeno de “El Niño”. Este sistema se caracteriza por el alza de la temperatura superficial en el Océano Pacífico Ecuatorial, que tiene como efecto un aumento en las precipitaciones. Ello, a diferencia de “La Niña”, que trae escasez de lluvias y sequía.

 

Los últimos años, como ocurrió entre 2009 y 2013, “El Niño” fue casi imperceptible, entre otras cosas “porque llegó cuando terminaba el invierno”, señaló Quintana. Hoy el escenario es distinto.

“Calentamientos bajo el mar”

 

“Lo más importante hoy son estos calentamientos que están ocurriendo bajo la superficie del mar, pero que al subir su efecto casi es inmediato en la atmósfera, haciendo llover más de la cuenta”, indicó el experto.

 

Aunque hoy la temperatura marina sigue casi medio grado bajo el promedio normal, señalan que puede subir rápidamente a un grado, lo que dejaría las lluvias en condiciones de normalidad, luego de cinco años de fuerte sequía en todo Chile central, entre La Serena (IV región) y Concepción (VIII región). Si la temperatura marina se empina en dos grados sobre el promedio, como ocurrió el año 97, entonces se puede esperar un fenómeno de “El Niño” mucho más intenso.

 

“Ese año en Santiago cayeron sobre 700 milímetros, se duplicó la lluvia de un año normal y se concentró en sólo dos meses”, recordó Quintana. Agregó que “uno debería esperar hasta quince días de precipitación en un mes en la zona central o días de lluvia en Santiago sobre 60 milímetros en 24 horas”.

 

Sin embargo, aclaró que aún es temprano para hacer predicciones más exactas, respecto a intensidad o duración del fenómeno. Pero, llamó a estar atentos y monitoreando las señales que entregan los indicadores. “La mayoría de los centros internacionales están dando esta fase de episodio cálido en desarrollo”, recalcó Quintana.

 

Esos modelos predictivos, más los indicadores atmosféricos y oceánicos, “indican condiciones neutrales para el otoño. Sin embargo, a partir de junio, la probabilidad crece sustancialmente en dar inicio a una condición cálida, que va ser propicia para el desarrollo del fenómeno de “El Niño” el segundo semestre”, insistió el experto.

 

Norte frío y centro cálido

 

Los meteorólogos son cautos en cuando a los efectos que puede provocar una temporada de fuertes precipitaciones, en especial luego de varios años con lluvias casi inexistentes en muchas ciudades. Al respecto, Leyton indicó que “si toda la precitación de un mes por ejemplo ocurre en un día o un día y medio, no va a ser muy bueno para un montón de cosas, entre ellas el funcionamiento de la ciudad, la parte agrícola, etc. Pero sí va a ser muy bueno para recuperar el déficit hídrico”.

 

En lo inmediato, para las semanas que vienen en la región Metropolitana, Leyton indicó que se esperan temperaturas “bastante gratas”: una mínima promedio de 11 grados y una máxima de 27.

 

Para el resto del país, en tanto, para las máximas se mantendría la situación más cálida, con la sola excepción de una costa norte un poco más fría. En tanto, las mínimas serían más conservadoras y normales por zona. “No se piensa en heladas para la zona central”, indicó Quintana.

 

El pronóstico de temperaturas máximas del trimestre marzo-mayo muestra que están serán “cálidas” desde Santiago hasta Punta Arenas (ver tablas) con promedios de 24 grados en Santiago o 19 grados en Concepción.

 

En tanto, sobre las lluvias para la región Metropolitana, el pronóstico para este otoño está en torno a los 60 milímetros, un rango normal, que se traduce “en unos dos o tres días de lluvia en Santiago de aquí a mayo” complementa Quintana.

 

Sin embargo, esos milímetros de agua caída podrían ajustarse al alza si se cumplen sus estimaciones de ir avanzando a un invierno más lluvioso. Asimismo, si el fenómeno persiste por unos cinco meses, advierten que puede dar paso también a una primavera lluviosa. “Si uno tiene que recomendar qué ropa usar, por ahora mantenga algo del verano y tenga listo lo del otoño”, dijo Leyton. “Pero a medida que avancemos, usar algo más asociado al invierno clásico, con lluvia, no los de sequías de estos últimos años. Definitivamente volver al uso de las botas, impermeables y paraguas”, sentenció.

 

De hecho desde la Intendencia Metropolitana se informó que “Se está llevando a cabo un levantamiento de recursos sectoriales y locales y además de puntos críticos donde posiblemente se puedan generar problemas”. También se realizará una campaña de información a la comunidad de riesgos hidrometeeorológicos.

 

Invierno lluvioso (El Mercurio)

 

Meteorología pronostica que fenómeno de “El Niño” traería un invierno muy lluvioso. Los expertos señalan que se podrían esperar hasta 15 días de precipitaciones en un mes, con lluvias en Santiago sobre los 60 milímetros en 24 horas. La Dirección Meteorológica de Chile entregó esta mañana (ayer) sus pronósticos para este invierno, anunciando que podría ser mucho más lluvioso que el del promedio estadístico. “Por lo menos el inicio del año 1997 (que fue mucho más lluvioso de lo normal) se parece bastante al de ahora”, señaló el meteorólogo Juan Quintana.

 

Una escena de las lluvias de 1997, con un carabinero a caballo tratando de auxiliar a los damnificados. Foto: Reuters

 

El dato más decidor, explicó, es el aumento a nivel subacuático del calor en el mar, típico del fenómeno de “El Niño”. Este sistema se caracteriza por el alza de la temperatura superficial en el Océano Pacífico Ecuatorial, que tiene como efecto un aumento en las precipitaciones. Ello, a diferencia de “La Niña”, que trae escasez de lluvias y sequía.

 

Aunque hoy la temperatura marina sigue casi medio grado bajo el promedio normal, en Meteorología estiman que puede subir rápidamente a un grado, lo que dejaría las lluvias en condiciones de normalidad, luego de cinco años de fuerte sequía en todo Chile central.

 

Además, consigna que si la temperatura marina se empina en dos grados sobre el promedio, como ocurrió el año 97, entonces se puede esperar un fenómeno de “El Niño” mucho más intenso.

 

“Ese año en Santiago cayeron sobre 700 milímetros, se duplicó la lluvia de un año normal y se concentró en sólo dos meses”, recordó Quintana. Agregó que “uno debería esperar hasta quince días de precipitación en un mes en la zona central o días de lluvia en Santiago sobre 60 milímetros en 24 horas.

 

Sin embargo, aclaró que aún es temprano para hacer predicciones más exactas, respecto a intensidad o duración del fenómeno. Pero, llamó a estar atentos y monitoreando las señales que entregan los indicadores.

 

Revelan alto nivel de contaminación del Agua en Arica

 

Arica, viernes 21 de marzo de 2014, por Solange Garrido, Radio Bio Bio.- Colegio Médico presenta estudio que revela alto nivel de arsénico en agua potable de Arica. Infertilidad, cáncer, desprogramación celular y baja en el rendimiento escolar, son sólo algunos de los efectos que produce la contaminación de arsénico, manganeso y plomo, entre otros químicos, en la región de Arica y Parinacota. El estudio fue presentado este martes por el doctor del Colegio Médico de Chile, Andrei Tchernitchin, junto a dirigentes de la Coordinadora Regional de conflictos Socioambientales de Arica y Parinacota, quienes interpusieron una demanda al Segundo Tribunal Ambiental en junio de 2013, exigiendo al Estado que asuma la reparación de la zona para detener la contaminación.

 

Agencia UNO

 

César Huanca, presidente del Consejo Territorial de Chapiquiña y vocero de la Coordinadora, explicó los detalles de esta demanda ciudadana, la cual ya está acogida y en curso.

 

La investigación demuestra que los niveles de boro presentes en el agua potable de la Escuela General Manuel Baquedano de Poconchile son muy altos. Esto significa que los niños ingieren 22 veces más la cantidad de boro que recomienda la Organización Mundial de la Salud.

 

El doctor Tchernitchin es enfático en señalar la importancia de difundir esta información para lograr que el Estado se haga responsable de los daños por omisión.

 

El origen de los restos de arsénico y plomo encontrados en la zona interna de Arica se remonta a 1984, cuando Promel importó 20 mil toneladas de barriles desde Suecia con residuos tóxicos que nunca fueron tratados, pues la empresa se declaró en quiebra.

 

Esto causó la intoxicación de cerca de 3 mil personas en Arica que presentaron diversos síntomas por la ingestión de plomo, lo que derivó en la Ley Polimetales que establece un programa de acción en los terrenos con presencia de metales tóxicos.

 

Las organizaciones esperarán el resultado de la demanda y convocaron para una movilización en Arica el día 29 de marzo.

 

Vecinos de Huasco expuestos a contaminación de Agua por mineras

 

Huasco, viernes 21 de marzo de 2014, Entorno Inteligente.- Colegio Médico denuncia: niños de Poconchile consumen hasta cinco veces más arsénico en agua potable que lo normado. Registros de contaminación revelan que Valle del Huasco debió ser declarada Zona Saturada entre 2002 y 2005 NEGATIVO PANORAMA SANITARIO EN HUASCO. En medio de la problemática ambiental y sanitaria que viven los ciudadanos al norte del país, la zona de Huasco también delata una realidad preocupante. Declarada como zona latente en mayo de 2012 por el por el Ministerio de Medio Ambiente (MMA), en medio del valle se emplazan industrias cuyo funcionamiento y emisión de material contaminante, mantienen en alerta a los facultativos de la zona.

Para Juan Pablo Larraín, médico del Hospital de Huasco,  “los índices de salud están fuertemente influidos por la presencia y emisiones de sus industrias vecinas, como la planta de pellets de CAP y la termoeléctrica cuádruple Guacolda”, denuncia.

Según los informes del especialista, “durante el periodo de saturación por contaminación de esta área −entre 1998−2003−, se observó un aumento exponencial de la mortalidad cardiovascular y general de los habitantes, correspondiente a la gran cantidad de emisiones de las plantas en dicho período, a lo que no han las autoridades pasadas, ni las empresas contaminantes, dejando a Huasco en una situación de abandono y convertida en una zona de sacrificio, en cuanto a salud se trata”, declara.

Los resultados son objetivamente negativos y mantienen en alerta a los facultativos: los niños de la Escuela General Manuel Baquedano , ubicada en la localidad de Poconchile  −en la Región de Arica y Parinacota − consumen a través del agua potable de su establecimiento, hasta cinco veces más de arsénico de lo que permite la Norma Chilena (NCh409) , llegando a índices de 0,0525 miligramos por litro (mg/L).

La denuncia fue realizada a través del Departamento de Medio Ambiente del Colegio Médico (Colmed) , encabezado por el toxicólogo Andrei Tchernitchin .

Los resultados de las muestras de laboratorio , revelan índices a noviembre de 2013 y fueron encargados por el Colmed al Centro Nacional de Medio Ambiente de la Universidad de Chile (Cenma). El establecimiento educacional realiza clases para niños de enseñanza básica y asisten en promedio 100 menores . Por su parte César Huanca Chambe , presidente del Consejo de Territorios de Chapiquiña –localidad ubicada en Putre y emplazada en la misma región que Poconchile−, manifestó: “Me desarrollé como niño en esta escuela, me eduqué y probablemente también bebí agua contaminada. La problemática es política, económica y sanitaria”.

Según Tchernitchin, el Colmed ha identificado que el arsénico que contamina el agua potable en la zona, proviene de ” los desechos tóxicos acumulados en el sector y a la actividad de la minera “, aseguró.

Para el especialista “la situación es crítica. Se debe comenzar a efectuar el tratamiento de las aguas y prohibir actividades mineras en las cabeceras de las cuencas “, dijo. El arsénico es un elemento categorizado como “altamente tóxico”. Desde la Organización Mundial de la Salud (OMS) , advierten que “la exposición prolongada al arsénico a través del consumo de agua y alimentos contaminados puede causar cáncer y lesiones cutáneas. También se ha asociado a problemas de desarrollo, enfermedades cardiovasculares, neurotoxicidad y diabetes”. La OMS considera incluso, que ” la intervención más importante en las comunidades afectadas consiste en prevenir que se prolongue la exposición al arsénico implantando un sistema seguro de abastecimiento de agua potable”.

ARICA: SOBREPASA NORMA DE OMS POR BORO En Chile no existe norma que regule el índice de boro permitido en el agua para el consumo humano.  Sin embargo, la OMS, estima un valor de referencia provisional de 0,03 (mg/L) .  “Las concentraciones varían mucho en función de la geología de la zona y de los vertidos de aguas residuales”, indica la entidad.

Pero los resultados de laboratorio que expuso el Colmed, mostraron además –entre otros datos− que en Arica un menor puede llegar a consumir hasta 22 veces más que lo decretado por la OMS.

“Tomando en cuentas que un niño de 3 kilos ingiere dos litros de agua , y con ello ingiere casi 20 milígramos de boro al día , el resultado arroja hasta 22 veces de exceso en su consumo “, calculó Tchernitchin.

Los registros de la OMS establecen también que ” los compuestos de boro se utilizan en la fabricación de vidrio, jabones y detergentes, y también como ignífugos . La mayor exposición al boro de la población general es mediante el consumo de alimentos, ya que se encuentra naturalmente en muchas plantas comestibles”.

Las investigaciones científicas no han logrado revelar los efectos que tiene este elemento en los humanos. Sin embargo, cuando los animales absorben grandes cantidades de boro en un periodo de tiempo corto, sus órganos reproductivos se han visto afectados. En el caso de ratas expuestas a boro durante el embarazo, sus descendientes han sufrido defectos de nacimiento y fallos en el desarrollo.

 

Andina 244 de Codelco afectará cuenca de río Aconcagua y glaciares

 

Valparaíso, viernes 21 de marzo de 2014, por Fernando Seymour, Radio Universidad de Chile.-Andina 244: Gobierno debe decidir entre recursos hídricos o expansión de Codelco. El proyecto de Codelco no sólo genera expectativas por una mayor producción del metal y mejores ingresos para el Estado. También cuestionamientos legales, económicos y medioambientales. Desde la estatal anuncian un aumento de la producción anual a 600 mil toneladas de cobre fino. Sin embargo, los negativos efectos que esto tendría en los glaciares, en el uso de aguas y en la producción agrícola del Valle del Aconcagua mantienen en alerta a las comunidades y también a los expertos.

 

Andina 244 es un proyecto minero que actualmente desarrolla la empresa estatal Codelco, el que con una inversión de más de siete mil millones de dólares podría transformarse en la mina a rajo abierto más grande del mundo, la que posteriormente sumaría actividades subterráneas.

 

El proyecto se ubica entre las regiones de Valparaíso y Metropolitana, abarcando las comunas de Los Andes, Lo Barnechea, Colina, Calle Larga, Til Til, Llay Llay, Hijuelas, La Calera, La Cruz, Quillota, Quintero y Puchuncaví, lo que representa una superficie de tres mil 280 hectáreas.

 

En conversación con el programa Semáforo de nuestra emisora, el abogado Jorge García, especialista en medioambiente y recursos naturales, explicó que el proyecto existe desde 1983 y que sólo en el último año ha alcanzado un impacto más mediático, a propósito de los plazos para presentar observaciones por parte de la ciudadanía.

 

Como representante de las comunidades de agricultores del Valle del Aconcagua, afectadas por este proyecto, aseguró que un tema que preocupa de manera general es la disponibilidad y calidad del agua, además de los cuestionamientos legales que se han planteado al que considera un complejo Estudio de Impacto Ambiental que presentó la empresa.

 

“Según Codelco necesita 353 litros por segundo de abastecimiento de agua fresca para su proceso productivo. Nosotros le pedimos a la Dirección General de Aguas que nos informara cuáles son los derechos que Codelco tiene en la zona y cuáles son los que están en proceso de tramitación. Y nos encontramos con que posee más de dos mil litros por segundo de derecho de aprovechamiento de agua en ese sector y en proceso de tramitación alrededor de mil 700 litros por segundo. Codelco no establece en su Estudio de Impacto Ambiental una evaluación de los impactos que ya produce más los que pretende producir con su nuevo proyecto”, explicó.

 

Andina 244 alude a la capacidad de tratamiento de 244 mil toneladas diarias de cobre, lo que implicaría un aumento de la producción anual a 600 mil toneladas de cobre fino.

 

En su descripción, Codelco establece que “la materialización del proyecto entregará al Estado de Chile más de 10 mil millones de dólares adicionales durante sus primeros 15 años y extenderá la vida útil de la División hasta el año 2085”.

 

En ese contexto, para el economista Julián Alcayaga, director del Comité de Defensa y Recuperación del Cobre y presidente de la ONG Chile Cobre, no se trata de un interés de la empresa, sino de quienes la dirigen, asegurando que un aumento de la producción de cobre implicaría una caída del precio del metal, donde la economía chilena sería la principal perjudicada.

 

“Es un perjuicio para la empresa, porque el proyecto implica aumentar al doble la producción de cobre, pero sin aumentar la capacidad de fundición y refinación, es decir, esto se exportaría en forma de concentrado. Y eso es absolutamente antieconómico, por lo que el Gobierno debería intervenir para no permitirlo, pues no existe ningún sentido en aumentar la producción de cobre en este momento, especialmente cuando el precio ha estado cayendo”, denunció.

 

Calificado por sectores opositores como el “nuevo Hidroaysén” o el “nuevo Pascua Lama”, desde Codelco proyectan iniciar el funcionamiento en el año 2021, donde no se descarta una implementación por etapas, lo que implicaría un incremento paulatino de la producción. Esto, ante la incertidumbre que genera la caída del precio internacional del cobre, las exigencias de las autoridades ambientales y el rechazo de las comunidades que se consideran afectadas.

 

Desde la perspectiva medioambiental, Lucio Cuenca, director del Observatorio de Conflictos Ambientales (OLCA), apuntó a las nuevas instalaciones y la ampliación de otras existentes que considera el proyecto en la franja comprendida entre el Valle del Aconcagua y Quintero.

 

Asimismo, destacó el impacto sobre los glaciares y su importancia para el abastecimiento de los cursos de agua superficiales y subterráneos, a propósito de la afirmación de Codelco de que el proyecto sólo intervendrá glaciares de roca.

 

“Esto ha afectado las aguas de la cuenca del río Aconcagua, presentando una disminución drástica de los caudales de agua del río, pero también con situaciones de contaminación de las aguas. La preocupación sobre esta ampliación parte de una base donde ya existe un alto grado de afectación sobre los glaciares y los cursos de agua. Intencionalmente se ha presentado un proyecto haciendo casi ninguna valoración de lo que significa la destrucción de glaciares de roca”, aclaró.

 

En respuesta a las críticas, Codelco publicó un documento titulado “Siete mitos sobre el Proyecto Expansión Andina 244”, en el que la empresa desmiente las acusaciones sobre falta de transparencia, aludiendo a la exposición de 29 talleres en las comunas definidas como zona de influencia, así como reuniones informativas con autoridades, comunidades y servicios públicos.

 

En cuanto a la viabilidad legislativa que tendría el proyecto, el diputado socialista Luis Lemus, presidente de la comisión de Recursos Hídricos y Desertificación, además de integrante de la comisión de Minería, planteó la compleja situación que se genera respecto de ambas necesidades, agua y recursos mineros, particularmente en función de la principal empresa del Estado y los conflictos ambientales que esto involucra.

 

Por ello, consideró esencial conocer el proyecto con mayor profundidad, pero destacando el endeudamiento que afecta a Codelco y el rol que debiera tener el Gobierno en la posibilidad de llevar adelante una gran oportunidad como ésta, a partir de un modelo sustentable.

 

“Estos proyectos deberían realizarse al menos por etapas, para ir evaluándolos y conocer los verdaderos impactos sobre el medioambiente y lo que pasará efectivamente con los glaciares. El Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet debería razonar bastante rápido para que Codelco pudiera tener un plan de capitalización que le permita ejecutar su plan de desarrollo y enfrentar temas ambientales”, propuso.

 

Actualmente el proyecto Andina 244 se encuentra paralizado y a la espera de la revisión de las más de dos mil observaciones que presentaron organizaciones ciudadanas al Estudio de Impacto Ambiental elaborado por la empresa, donde además se le pidió a Codelco complementar otros estudios, lo que debiera concretarse a mediados de este año.

 

Todo esto, como parte de un proceso de evaluación donde aún no existe un permiso ambiental, lo que permite a los opositores del proyecto aspirar a tomar medidas preventivas.

 

Crisis hídrica y la desalación en la gran minería

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Pamela Poo, Coordinadora del Observatorio Parlamentario Ciudadano del Programa Chile Sustentable, El Dínamo.-  Desalación en la gran minería en Chile. Ante la crisis hídrica y para satisfacer su creciente demanda de agua, la industria minera ha comenzado a explorar las posibilidades de la desalación de agua de mar para disponer de este recurso en sus actividades productivas. Chile es un país que ha construido su economía sobre la base de actividades extractivistas. Esta política ha sido posible por la matriz legal que el país detenta, matriz heredada por la dictadura militar y que ha sido mantenida por los gobiernos que le sucedieron, lo que ha desembocado en una intensa explotación de recursos naturales y el estallido de conflictos socioambientales a lo largo del país.

 

Históricamente, la minería del cobre ha sido la principal industria extractiva del país. Considerada el sostén de la economía nacional, su continua expansión ha generado una creciente demanda de recursos hídricos para el desarrollo de sus actividades.

 

Pero la demanda de agua de la gran minería, se ve enfrentada con la necesidad del derecho humano al agua en diversas comunidades indígenas y la ciudadanía en general. Un caso emblemático de esta situación es Copiapó, muchos de sus habitantes han abandonado la ciudad, ya que la calidad de vida ha declinado considerablemente por la escasez hídrica y la nula solución proporcionada por el Estado.

 

Ante la crisis hídrica y para satisfacer su creciente demanda de agua, la industria minera ha comenzado a explorar las posibilidades de la desalación de agua de mar para disponer de este recurso en sus actividades productivas.

 

La desalación, consiste en extraer agua de mar y hacerla pasar por un proceso de osmosis que le permite eliminar la sal y dejarla en una calidad de salinidad que permitiría el consumo humano. Este proceso es costoso y genera una creciente demanda de energía, ya que para ser ocupada por la minería tiene que ser transportada a las faenas a través de tuberías cerro arriba.

 

Por otra parte, la preocupación por la crisis hídrica ha llegado también al Parlamento, es por ello que en el año 2011 la Diputada Adriana Muñoz presentó una moción parlamentaria ante la Comisión de Minería de la Cámara de Diputados que buscaba que el Estado pudiese expropiar derechos de aguas a las mineras, en el caso de salvaguardar a las comunidades que no la tuviesen y a su vez obligaba a aquellas que ocupan desde 150 litros a desalar. Dicha moción no fructificó.

 

Posteriormente, en diciembre de 2013, un grupo de diputados presentó ante la mesa de la Cámara de Diputados, el proyecto de ley que “obligaría a aquellas, mineras que cuya extracción de agua sobrepasen los 150 litros por segundo a incorporar la desalinización de aguas marítimas dentro de sus procesos productivos…”. Actualmente este proyecto, se encuentra en su primer trámite constitucional en la Cámara de Diputados y debiese discutirse ante la Comisión de Minería y Energía. Habrá que esperar cómo evolucionará esta iniciativa del poder legislativo, como una solución al stress hídrico gestado por esta actividad económica.

 

Las empresas mineras estipulan que el 85 % del costo operacional de la desalinización correspondería a energía. También estiman que el consumo eléctrico de la desalinización y bombeo alcanzaría a 8.921GWh en el año 2020, situación que pondría en jaque a la nula política energética por parte del Estado y asentaría una mayor presión en la aprobación de proyectos de generación de energía.

 

Sin embargo, es fundamental preguntarse si la minería debe seguir desarrollándose a todo costo, perpetuando una estructura económica nacional basada en el extractivismo y la exportación de materias primas. Es urgente y necesario abrir la discusión para construir una política de desarrollo y proyecto país que visualice nuestra sociedad al menos a 50 años plazo, y no sólo en función de los breves períodos en que los distintos bloques políticos detentan el poder.

 

Denuncian presencia de microalga en Agua de Collipulli

 

Collipulli, viernes 21 de marzo de 2014, Radio Bio Bio.- Aguas Araucanía será sancionada tras presencia de microalga en agua potable de Collipulli. La Superintendencia de Servicios Sanitarios inició un proceso sancionatorio en contra de Aguas Araucanía debido a la microalga que llegó hasta el agua potable de los habitantes de Collipulli. El director regional de dicho organismo de Gobierno, Joan Milanca, detalló que una vez hecha la denuncia, se pudo establecer que lo que parecía ser un pelillo blanco en realidad era una microalga que llegó hasta el sistema de captación luego que el nivel del río disminuyera.

 

Andrés Pino (RBB)

 

Una vez confirmada esta situación, la empresa aplicó un producto químico al agua potable y que hoy en día permite que la situación se haya normalizado en Collipulli.

 

El director de la Superintendencia indicó además que los análisis de laboratorio determinaron que no había una contaminación, pero de todas formas se inició un proceso sancionatorio contra la empresa Aguas Araucanía ya que nunca debería haber aparecido un elemento extraño.

 

Joan Milanca comentó además que los problemas de salud que se pudiesen haber registrado en los últimos días en Collipulli no deberían estar relacionados con el consumo del agua porque ésta nunca habría estado contaminada.

 

Delegado Presidencial para atender sequía en Bío Bío

 

Concepción, viernes 21 de marzo de 2014, por Francisca Rivas, Radio Bio Bio.-  Designarán a delegado presidencial para enfrentar sequía en Bío Bío. El intendente del Bío Bío, Rodrigo Díaz, anunció que la presidenta Michelle Bachelet designará en los próximos días a un delegado presidencial por el problema de la sequía. Esto para enfrentar el complejo escenario que atraviesan varias regiones del país, en las cuales la escasez hídrica ha afectado gravemente a la agricultura y ganadería.

 

Archivo | Hernán Contreras | Agencia UNO

 

El anuncio lo realizó en el marco de su visita a Los Ángeles, en que la autoridad se reunió con alcaldes de las 14 comunas de la provincia de Bío Bío, a quienes entregó las directrices de la gestión entrante y solicitó informes de los principales problemas que afectan a sus comunas.

 

Asimismo, sostuvo que el combate a la sequía se enmarca en las medidas que se tomarán en los primeros 100 días de Gobierno, recalcando que más que anuncios, el Gobierno busca concretar hechos.

 

El intendente añadió que por ahora seguirán trabajando en la implementación de insumos que permitan paliar de alguna manera esta compleja situación por la falta de agua, considerando que los agricultores requieren asistencia y que es un tema que se debe solucionar con premura.

 

Justicia Hídrica y Climática: Revocan derechos de Agua a Pérez Yoma en Petorca

 

Petorca, viernes 21 de marzo de 2014, por Alberto Arellano,  investigación parte de un proyecto financiado por la Escuela de Periodismo y el Centro de Investigación y Publicaciones de la Universidad Diego Portales, CIPER.-  DGA revoca derechos de agua a ex ministro Pérez Yoma y otros empresarios en Petorca. En Petorca el agua está cerca de acabarse. Encarna el rostro más dramático de la soterrada crisis hídrica que vive el país. A pocas horas del cambio de mando, la Dirección de Aguas dejó sin efecto los derechos provisorios de connotados empresarios y políticos ligados a la DC por perjudicar el suministro de terceros y producir el descenso en los niveles de los acuíferos. Son los mismos que han sido acusados de usurpación de agua y que han enfrentado a la justicia por distintas infracciones. Éste es sólo un nuevo capítulo de una larga disputa que no es únicamente atribuible a la falta de lluvias.

 

Un desierto salpicado por unos cuantos “oasis”. Esa es la imagen con la que algunos vecinos de Petorca, La Ligua y Cabildo suelen describir las consecuencias de la prolongada crisis hídrica que afecta a estas comunas de la Quinta Región. Sólo en los valles altos y las laderas de los cerros la aridez es interrumpida por algunos paños verdes de paltos y cítricos que, mirados a distancia, parecen superpuestos al seco panorama que envuelve a la provincia.

 

Fuera de esos vergeles, el escenario dominante es más bien desolador. Actualmente, son más de cuatro mil las hectáreas de propiedad de pequeños agricultores que han tenido que ser abandonadas por falta de agua y tres mil los vecinos cuyo suministro depende de camiones aljibes con agua que no viene en condiciones óptimas para el consumo. Centenares de familias han denunciado la proliferación de enfermedades estomacales producto de la mala calidad del agua repartida y que no les alcanza siquiera para satisfacer sus necesidades más básicas. Como tirar la cadena del excusado, por ejemplo.

 

Por ello, la decisión tomada recientemente por la Dirección General de Aguas (DGA) justo en el ocaso de la administración Piñera y que caducó numerosos derechos de agua entregados provisionalmente por afectar el suministro de terceros, fue recibida con cierto alivio por los vecinos de Petorca.

 

Los efectos de la crisis hídrica en Petorca.

 

Los afectados son 27 titulares de derechos de agua, entre empresas agrícolas y personas naturales, que en total estaban autorizados para utilizar 1.057 litros por segundo y ya no podrán hacerlo.

 

Tal como se señala en el documento técnico Nº 17 de la DGA, enviado a la Contraloría General de la República para la toma de razón el pasado jueves 6 de marzo, “las extracciones de todos los derechos provisionales en los acuíferos La Ligua y Petorca causan perjuicios a los titulares de derechos de aprovechamiento definitivos ya constituidos”. Se agrega que “el impacto es claramente manifiesto en los descensos sostenidos y generalizados de los niveles de los acuíferos”(ver resolución).

 

La decisión, tomada por quien fuera hasta hace unos días director general de Aguas, Francisco Echeverría, compromete directamente los intereses económicos de algunas personalidades vinculadas al gobierno entrante, principalmente a la Democracia Cristiana (DC). Consultado respecto de esta resolución de último minuto, Echeverría señaló a CIPER que ésta responde a criterios exclusivamente técnicos y no políticos.

 

La lista de titulares cuyos derechos provisionales de agua serán caducados por acelerar el agotamiento de las ya exiguas reservas de los acuíferos de la zona, está encabezada por quien fuera ministro del Interior de Michelle Bachelet entre  2008 y 2010, Edmundo Pérez Yoma (DC), el que en reiteradas oportunidades ha sido acusado de usurpación de agua por vecinos de Petorca. En junio de 2011, la Dirección Regional de la DGA de Valparaíso denunció ante el Juzgado de Letras de La Ligua la “existencia de un pozo que tendría vestigios de un dren” para captar agua de manera ilegal en el predio propiedad del ex secretario de Estado, entre otras irregularidades. Aunque la justicia no pudo comprobar esta acusación, sí condenó a Agrícola Cóndor Limitada, sociedad de su propiedad, al pago de 20 UTM ($825.260 valor actual) por otra infracción al Código de Aguas.

 

A Pérez Yoma se suma su cuñado Osvaldo Junemann, propietario de la Sociedad Agrícola Los Graneros Limitada y ex director de Palta Hass Chile, también multado por la justicia en 2011 por “extraer agua sin títulos”. En la lista se encuentra además el ex alcalde de Cabildo Eduardo Cerda Lecaros (DC), hijo del ex diputado por el Distrito Nº 10 en la Región de Valparaíso Eduardo Cerda García (DC). En julio de 2011, la DGA de la Quinta Región denunció a Agrícola Pililén, propiedad del ex parlamentario, su esposa e hijos, por usurpación de agua en Petorca, acusación que fue ratificada por la justicia.

 

 

Marcha por la defensa del agua en Petorca (Fuente: Modatima).

 

Luego de una batalla de casi ocho años, dirigentes locales toman la decisión de la DGA como un pequeño triunfo. Sin embargo, manifiestan dudas respecto de si el nuevo gobierno tendrá la voluntad política para aplicar la medida tal cual fue decretada por la administración saliente.

 

Petorca es la provincia de Chile más golpeada por la escasez de agua. Y allí, como en varios otros lugares, la falta de lluvias no es la única responsable. Porque a estas alturas la provincia se ha convertido en una de las víctimas más emblemáticas de la débil y anodina legislación que regula desde hace más de 30 años la gestión de los recursos hídricos en el país. Falta de transparencia y regulación, asignación inequitativa del recurso, explotación indiscriminada y acumulación desmedida con fines comerciales en desmedro de las necesidades básicas de la población son sólo algunos de los perniciosos efectos inoculados por el Código de Aguas impuesto en dictadura y que hasta hoy sigue prácticamente intacto.

 

Los codiciados Derechos provisionales

 

Cuesta creerlo, pero la primera alerta respecto de la crítica situación que hoy viven varias comunas de la Provincia de Petorca fue encendida hace 18 años. Un estudio (minuta técnica Nº13) elaborado en 1996 por la DGA concluyó que el acuífero de Petorca se encontraba en una condición que no posibilitaba “la constitución de nuevos derechos de aprovechamiento de agua subterránea, por sobre el último expediente constituido”. Por entonces,  ya el consumo de agua superaba con creces la recarga natural de los acuíferos.

 

Con ese antecedente, el 15 de abril de 1997, la DGA declaró al acuífero del valle del río Petorca área de restricción para nuevas extracciones de aguas subterráneas. Años más tarde, en 2004, la misma resolución recayó sobre las aguas subterráneas del acuífero del río La Ligua. Desde entonces, ambos reservorios quedaron cerrados para la solicitud de nuevos derechos de agua.

 

Amparada en las facultades establecidas en el Código de Aguas –y pese a las evidencias respecto de la depredación de los acuíferos–, la DGA dejó abierta la puerta para seguir entregando derechos de agua, aunque en carácter de provisionales. A diferencia de los derechos permanentes, los provisionales pueden anularse en caso de comprobarse que causen perjuicio a terceros y al equilibrio sustentable de los caudales y acuíferos.

 

El abastecimiento de agua de 3 mil personas depende de camiones aljibes.

 

El informe técnico Nº 208 de 2004 dispuso la entrega de nuevos derechos de agua por 1.396 lt/seg en el acuífero de La Ligua y por 588 lt/seg en el de Petorca.

 

En el reparto de derechos de agua entregados de manera excepcional en la Provincia de Petorca, la sociedad Agrícola Cóndor Limitada recibió la tajada mayor: cuatro derechos por un caudal total de 98 lt/seg, los cuales le fueron entregados entre los años 2004 y 2007.

 

Agrícola Cóndor fue creada en abril del año 2000, justo un mes después de que su socio mayoritario, Edmundo Pérez Yoma, dejara el cargo de Ministro de Defensa del saliente gobierno de Eduardo Frei Ruiz Tagle. El aporte inicial de capital fue de $5 millones. La inscripción de la sociedad en el Diario Oficial señala que tiene entre sus actividades “la explotación de predios agrícolas bajo cualquier forma y la importación, exportación, elaboración y comercialización de productos agrícolas, ganaderos, forestales y del agro”.

 

Un año más tarde, sólo días antes de iniciar sus labores como cónsul general de Chile en Bolivia bajo el gobierno de Ricardo Lagos, Pérez Yoma creó la sociedad Agrícola La Loica. El 99% del capital inicial fue aportado por Agrícola Cóndor y ascendió a $230 millones de pesos.

 

Agrícola Cóndor obtuvo sus dos primeros derechos de agua provisionales, por un total de 46.3 lt/seg, en diciembre de 2004. En octubre de 2006 obtuvo el tercero por 30 lt/seg y el cuarto en junio de 2007 por un 28 lt/seg.

 

Los dos últimos le fueron entregados por la DGA cuando oficiaba como director de la institución el abogado Rodrigo Weisner Lazo. Edmundo Pérez Yoma se desempeñaba por entonces como miembro del directorio de Televisión Nacional de Chile (TVN). Siete meses después de la entrega del último derecho de agua, Pérez Yoma fue nombrado ministro del Interior en el primer mandato de la presidenta Michelle Bachelet.

 

Según consta en el historial de distintos procesos judiciales, una vez que dejó su cargo en la DGA Weisner comenzó a actuar en calidad de apoderado y testigo defendiendo al ex secretario de Estado en distintas instancias judiciales. Como en aquella patrocinada en 2011 por la misma DGA (institución en la que el abogado fue director entre los años 2006 y 2010) contra Agrícola Cóndor, tras detectar en el predio que explota la empresa tres infracciones al Código de Aguas. También en la querella criminal que el mismo ex ministro interpuso contra Rodrigo Mundaca, uno de los principales activistas de Movimiento por la Defensa del Agua (MODATIMA), tras ser acusado por el dirigente de usurpar agua en la comuna.

 

Tal como reveló CIPER en un reportaje reciente, además de defender a Pérez Yoma Rodrigo Weisner asesora actualmente a la Compañía Cervecerías Unidas S.A. (CCU), que proyecta instalar una mega planta en Paine y que necesitará extraer grandes cantidades de agua desde un acuífero que el mismo abogado declaró como área de restricción en 2008, cuando dirigía la DGA. Su trayectoria en la Dirección de Aguas y su reconocida experticia en estos temas le han valido una cotizada reputación en la defensa legal y judicial de intereses privados que comprometen el uso de agua (ver reportaje).

 

Hoy, Agrícola Cóndor cuenta con poco más de 120 lt/seg de agua con los que satisface las ingentes necesidades de riego de sus 104 hectáreas plantadas con paltos, naranjas y tomates. La resolución de la DGA dejaría a la empresa con poca agua para seguir operando.

 

Edmundo Pérez Yoma dijo a CIPER que Agrícola Cóndor también se ha visto golpeada por la sequía. Según contó, esta situación los forzó a cortar 15 hectáreas de naranjos y dejar a nivel de tocón (un pequeño tronco pegado a la raíz) 50 hectáreas de paltos. “Producto de la sequía, hace tres años Agrícola Cóndor reorientó su plan de negocios hacia la producción intensiva de tomates, los que requieren mucho menos agua”, relató. Y agregó que en esta nueva etapa productiva, dejaron de utilizar la mayoría de los derechos de agua entregados en carácter de provisionales, por lo que la medida no les afecta en lo inmediato.

 

-Si a futuro se produjera la recarga del acuífero por lluvias y nos viéramos en la obligación de dejar de utilizar esos derechos provisionales de agua, tendríamos que erradicar completamente las plantaciones de paltos reducidos a tocón –puntualizó Edmundo Pérez Yoma.

 

La resolución que dejó tramitando en Contraloría el último director de la DGA, compromete también al empresario Osvaldo Junemann Gazmuri. Entre 2006 y 2008, su empresa Agrícola Los Graneros obtuvo nueve derechos de agua por un total de 61 lt/seg.  Junemann, por su parte, obtuvo a título personal 54 lt/seg de agua en 2006.

 

Agrícola Santa María de Vitahue también aparece en la lista de sociedades cuyo ejercicio de derechos de agua ha afectado a terceros. La sociedad fue creada en 2001, entre otros, por Eduardo Cerda Lecaros (DC), ex alcalde de la comuna de Cabildo. Cerda transfirió en 2004 sus derechos correspondientes al 20% de la sociedad a sus dos hijas entonces menores de edad, actuando desde entonces como su representante. En 2005 Agrícola Vitahue obtuvo 27 lt/seg de agua de manos de la DGA.

 

Mala decisión

 

Luego de que Petorca comenzara a secarse, sólo algunos empresarios agrícolas lograron sortear la crisis. Según apuntan los vecinos, fueron principalmente los nuevos y grandes agricultores que cultivaron en los valles altos y las laderas de los cerros y que se vieron beneficiados por el sobre otorgamiento de agua promovido por la Dirección General de Aguas en 2004. Pérez Yoma, Junemann y Cerda Lecaros, entre otros.

 

4 mil hectáreas agrícolas han sido abandonadas por falta de agua (Fuente: Modatima).

 

Según quien fuera hasta hace poco director de la DGA, Francisco Echeverría, todos los pozos monitoreados por la DGA han ido en continuo descenso desde que comenzaron a ejercerse los derechos provisionales que sustentaron el explosivo desarrollo de la producción agrícola en el sector, desde el 2004 en adelante. Los nuevos cultivos se extendieron sobre suelos de secano, de muy baja humedad, los que requirieron de enormes cantidades de agua para quedar aptos para la producción agrícola de mediana y gran escala.

 

Respecto de los derechos provisionales de agua entregados a partir de 2004 a empresas y personas naturales, el estudio técnico de la DGA señala que la extracción actual “supera ampliamente los caudales sustentables determinados para cada acuífero” y que su uso causa perjuicio a los derechos de aprovechamiento ya constituidos en La Ligua y Petorca. Concluye que el impacto es claramente manifiesto en el sostenido descenso de los acuíferos de ambas comunas (ver estudio).

 

Respecto de este estudio, del cual Edmundo Pérez Yoma dijo no tener mayor conocimiento, el ex ministro señaló que Agropetorca, instancia gremial que reúne a algunos productores de la zona, está estudiando acciones legales para revertir la resolución.

 

–Lo curioso es que hace un año y medio la DGA dijo exactamente lo contrario, es decir, que los derechos provisionales no estaban afectando al acuífero, que no existían datos que lo confirmaran. Ahora emite una opinión completamente distinta. Son dos opiniones contrapuestas emitidas por la misma institución. Si este estudio es serio, está bien hecho y se demuestra que la situación es efectiva, bueno, habrá que acatarlo –dijo a CIPER Pérez Yoma.

 

Para Echeverría, la entrega de estos derechos fue un error (ver entrevista) y las consecuencias las han pagado aquellos agricultores que contaban con derechos permanentes entregados con anterioridad al sobre otorgamiento de agua autorizado por la misma Dirección General de Aguas en 2004.

A la opinión de Echeverría respecto de la mala decisión de entregar nuevos derechos en Petorca, se suma un lapidario estudio publicado en 2012 por una académica de la Universidad de Reading de Reino Unido, Jessica Budds, en la Revista de Geografía Norte Grande. En él se señala que el estudio hidrogeológico que respaldó la entrega de derechos en carácter de provisionales en Petorca tuvo numerosas limitaciones:

 

–Primero, falló en reconocer adecuadamente el grado de exactitud en que se reproducía el sistema de agua del valle. Segundo, omitió un análisis de sensitividad y los márgenes de error en los resultados, por lo que la exactitud de las simulaciones es desconocida. Tercero, la calidad de ciertos datos aportados fue deficiente –concluye Budds (ver estudio).

 

Dirigentes sociales de Petorca celebran la decisión impulsada por Echeverría, aunque con cautela. “Fue durante los gobiernos de la Concertación cuando se sobre otorgaron las cuencas. No estamos seguros de que ahora ellos sean capaces de tocar a quienes hoy forman parte una vez más del gobierno”, dijo a CIPER Luis Soto, dirigente de MODATIMA.

 

Líos judiciales

 

 

65 drenes ilegales encontró la DGA (Fuente: Modatima).

 

El sobre otorgamiento de derechos de agua en la zona es sólo una parte del problema de sequía que azota a la Provincia de Petorca. Desde hace años, los principales afectados por esta catástrofe hídrica vienen denunciando la existencia de robo y usurpación del recurso. En mayo de 2011, la DGA difundió los resultados de un estudio satelital en el que se identificó la existencia de al menos 65 drenes enterrados a varios metros de profundidad para desviar y conducir aguas desde ríos y esteros hacia algunos pozos propiedad de privados (ver informe).  En medio de las continuas acusaciones, la DGA tuvo que salir al paso e iniciar una exhaustiva fiscalización.

 

Tras una visita de inspección a Agrícola Cóndor realizada por personal de la DGA en febrero de 2011, se detectó una serie de irregularidades en el fundo propiedad de Edmundo Pérez Yoma. Entre ellas, vestigios de un dren para captar aguas y conducirlas hacia un pozo en el predio; la modificación del cauce del estero Los Ángeles y una captación abastecida de aguas transportadas por tuberías de aproximadamente un kilómetro de longitud.

 

El 5 de abril del mismo año se llevó a cabo una nueva inspección por parte de la DGA. La historia ya es conocida. Muchas de las irregularidades detectadas en la primera visita habían sido “corregidas”. Así se señala en la resolución Nº 1.529 del organismo. “Todos los dispositivos fueron removidos del lugar, por lo tanto al momento de practicarse esta última inspección, la DGA no pudo constatar la extracción de aguas desde dicha obra” (ver resolución).

 

La DGA igualmente llevó a la justicia a Agrícola Cóndor por “no contar con las autorizaciones pertinentes para ejecutar trabajos y obras en el cauce del Estero Los Ángeles”, señala el dictamen (ver documento). Utilizó como prueba la presencia de una tubería encontrada en el cauce del estero.  El 12 de marzo de 2013, la empresa de Pérez Yoma fue multada con el pago de $825.260.

–En mi propiedad no se ha encontrado ningún dren. Producto de la sequía yo le compré agua a un vecino y nosotros tiramos una cañería para traerla hacia nuestro predio. Todo de manera legal con los títulos correspondientes. A nosotros nos multaron por no pedir permiso para tirar la cañería, no por usurpar agua. Creímos de buena fe que no era necesario pedir permiso para eso y todavía lo creemos –se defiende Pérez Yoma.

 

Respecto de los informes de la DGA en los que primero se constatan vestigios de un dren ilegal para captar agua y llevarla a un pozo en su predio, y luego se le acusa de ocultar las pruebas, el ex ministro señala enfático: “Sólo se está sugiriendo una situación. No pueden hacer eso, es una mariconada. La justicia finalmente desechó las acusaciones y nos dio la razón”.

 

Ex diputado DC, Eduardo Cerda García.

 

En julio de 2011, Agrícola Pililén, de propiedad del ex diputado DC Eduardo Cerda García y su familia, tuvo que enfrentar a la justicia por “extraer agua subterránea desde cuatro pozos por un caudal mayor al autorizado”, infringiendo 11 artículos del Código de Aguas. Mientras fue parlamentario, Cerda no tuvo problemas para integrar en la Cámara la Comisión Investigadora de extracción Ilegal de aguas y áridos en los ríos del país. Cuando se inició el proceso judicial, Cerda tuvo que inhabilitarse. Según señaló a Radio Biobio, “todo obedeció a un ataque personal, sólo por ser político” (ver nota).

 

En mayo de 2013, el Juzgado de Letras de La Ligua multó a Pililén con 15 UTM ($618.945, valor actual). La justicia fue clara en señalar que la empresa agrícola de propiedad de la familia Cerda Lecaros extrajo agua ilegalmente. “Sobre cerca del 600% de lo autorizado”, dice el dictamen (ver documento). La sentencia recorrió un largo camino en tribunales. Tras el rechazo por parte de la Corte Suprema de un recurso de reposición presentado por la denunciada, el 14 de marzo de este año el juzgado de La Ligua mantuvo a firme y ejecutó la sentencia de primera instancia contra Agrícola Pililén.

 

Suerte similar corrió Agrícola Los Graneros. En mayo de 2009, la DGA envió al Juzgado de Letras de La Ligua una resolución en la que pedía multar a la sociedad propiedad de Osvaldo Junemann por “extracción sin título de aguas subterráneas en el acuífero del río La Ligua”. En agosto de 2011 la agrícola fue condenada a pagar una multa de $825.260 a beneficio fiscal por “la extracción no autorizada de aguas subterráneas, hecho ocurrido dentro del territorio jurisdiccional del tribunal”, señala la resolución (ver documento). Tras el fallo, Agrícola Los Graneros también recurrió a instancias judiciales superiores. En mayo de 2012, la Corte Suprema desestimó por “manifiesta falta de fundamentos” un recurso de casación interpuesto por la denunciada con el que buscó anular la sentencia, según se lee en el dictamen del máximo tribunal.

 

Otra de las sociedades involucradas en el extenso capítulo de anomalías detectadas por la DGA en Petorca fue Agrícola Liguana, propiedad del ex intendente de Santiago, Marcelo Trivelli Oyarzún y sus hermanos. Según la Resolución Nº 1481 de la DGA, fechada el 10 de mayo de 2011, la empresa construyó un pozo y un dren alimentador sin autorización, modificando el cauce del estero Alicahue. La DGA pidió multar a la empresa por infringir el artículo Nº 32 del Código de Aguas, sin embargo la causa no prosperó en la justicia.

 

Francisco Echeverría, ex director de la DGA: “El Código de Aguas nos obliga a tomar esta decisión”

 

-¿En qué se basa la decisión de revocar los derechos provisorios?
Hicimos una serie de estudios con bastante profundidad en el sector. Estos arrojan que en todos los escenarios los derechos provisionales están afectando seriamente el ejercicio de los derechos definitivos previamente constituidos en los acuíferos.

 

-¿Qué impacto tendrá esta medida?
Lo que busca es que los derechos definitivos, aquellos otorgados con antelación a la resolución de zona de restricción, puedan volver a ejercerse. Y también busca la sustentabilidad del acuífero. Si bien el sobre otorgamiento de derechos de agua en la zona no lo podemos revertir con esta medida en un 100%, la situación mejora considerablemente. Lo que nosotros no podíamos hacer era dejar estos derechos provisionales en ejercicio, ya que efectivamente estaban causando perjuicio a terceros.

 

-¿Por qué se toma esta decisión ad portas del cambio de gobierno?
La verdad es que la DGA es un organismo técnico. No tiene que ver con una situación de cambio de gobierno. La DGA tiene que tomar decisiones en la medida en que tenga la información técnica que justifique esas decisiones. Hay que tener un sustento técnico contundente y eso apareció recién ahora con los estudios que comenzaron a realizarse varios meses atrás.

 

-Lo pregunto porque hay personas ligadas al actual gobierno entrante que se ven comprometidas con esta decisión.
Contamos con los informes recién ahora y nuestras decisiones siempre han sido técnicas. El artículo Nº 66 del Código de Aguas permite a la DGA limitar o dejar sin efecto los derechos de agua provisionales si es que se comprueba la afectación de derechos definitivos,  y eso es lo que ocurre en esta situación. El Código de Aguas nos obliga a tomar esta decisión.

 

-¿No existían ya los antecedentes para haberla tomado mucho antes? Hay personas que vienen pidiendo la revocación de estos derechos desde 2010.
La verdad es que por mucho que uno hubiera visto estas situaciones de escasez en la provincia, ciertamente uno los podría haber asociado a la sequía que ya por quinta temporada afecta al país. Lo que nosotros necesitábamos era determinar que la situación era estructural. Aquí, haya o no sequía, los derechos provisionales están afectando a los derechos definitivos.

 

-¿Desde cuándo el ejercicio de derechos provisionales está afectando la disponibilidad de agua en la zona?
Todos los pozos de monitoreo que hemos estudiado van en franco descenso y eso a partir de que empiezan a ejercerse los derechos provisionales y empieza a haber un desarrollo más intensivo de la producción en el sector. Hoy, los estudios nos muestran que los derechos provisionales están siendo satisfechos y los derechos definitivos no lo están siendo por culpa del ejercicio de los primeros. Y eso no lo podemos permitir desde un punto de vista técnico y jurídico.

 

-¿Fue un error haber entregado esos derechos provisionales?
Las modelaciones dan cuenta de que sí. A lo mejor, eso no se sabía al momento en que se otorgaron. Aquí tenemos un hecho patente basado en informes técnicos: y es que efectivamente los derechos provisionales estaban causando perjuicio y había que dejarlos sin efecto.

 

-¿Podría quedar esta medida sin efecto a futuro?
Mientras se mantenga como área de restricción, no deberían volver a otorgarse derechos provisionales en la zona porque el acuífero está sobre otorgado y no hay mayor disponibilidad de agua.

 

Geopolítica del Agua: Los más grandes acuíferos de la Tierra

 

Buenos Aires, Argentina, viernes 21 de marzo de 200014, por Soledad Bernal y Vicente Brunetti, ARGENPRESS.- La combinación de Políticas Públicas deficientes con intereses mezquinos de los grupos de poder, producen un pobre saber difuso, y hasta confuso, sobre la cuestión de los Grandes Acuíferos. ¿Por qué no se conocen mejor los Grandes Acuíferos?

 

Para que sea posible alcanzar un conocimiento ciudadano más pertinente acerca de los Grandes Acuíferos, se requiere que los Estados dispongan de una mejor utilización de la Información Pública, y más Comunicación Educativa.

 

Sin estas estrategias, no se podrá fortalecer una Cultura de Solidaridad capaz de enfrentar de forma apta al modo predominante de depredación.

 

Los relativamente escasos recursos aplicados al mejor conocimiento del planeta (muy inferiores a los destinados a la Industria Bélica y a la “conquista” del espacio), dan frutos; pues v.g., en febrero del 2003, el Servicio de Prospecciones Geológicas de China hizo público el descubrimiento de una enorme “bolsa” de agua subterránea, bajo las arenas del Taklimakan Shamo (desierto de Takla Makan), una de las zonas más áridas del mundo, en la carenciada región de Xinjiang, en el noroccidente del país.

 

Estudios posteriores permitieron estimar el volumen del gran lago subterráneo, en 36.000 Km3; es decir, casi el mismo que acabó conteniendo el enorme lago artificial formado por el embalse de la presa de las Tres Gargantas, en el río Yangtse (CONSUMER.es EROSKI, febrero 11 del 2003).

 

El conocimiento de la existencia del acuífero Taklimakan Shamo, debido a la estimación de su volumen, modificó la lista de los acuíferos más grandes conocidos en el inicio del siglo XXI.

 

Pero, por una parte, los datos en poder de los Estados y de algunos enclaves pertenecientes a empresas privadas, no siempre se divulgan para el adecuado conocimiento de la ciudadanía, debido a que el “asunto agua”, es considerado un ámbito de política estratégica de estado.

 

Es el caso, v.g., de las incógnitas que permanecen respecto a los acuíferos existentes en los territorios invadidos y ocupados por el Estado de Israel, con el pretexto de que, en el desierto, ese conocimiento es estratégico, por lo que se apropian de la información sin compartirla con el dueño genuino de esas tierras: el pueblo de Palestina.

 

Por otra parte, además de la avaricia y rapacidad descripta en los casos en que el conocimiento, acceso y usufructo del agua subterránea son considerados como apreciado botín de guerra, se encuentra la escasa voluntad de algunos gobiernos que, por holgazanería, incapacidad o ineptitud, no se preocupan, ni se ocupan en dar a conocer adecuadamente a la población, acerca de los temas que hacen parte vital, en las Culturas del Agua.

 

En numerosas publicaciones anteriores, hemos afirmado que la Comunicación es el mecanismo de la Vida. Pero, sin Agua, no hay Vida.

 

Distribución global del agua en el planeta

 

El agua es un recurso finito, y muy dependiente de un ciclo propio (el Ciclo del Agua) que, de acuerdo a los casos, puede ser interrumpido por un cambio climático, o por la intervención depredadora para su explotación. O por una combinación de ambos factores.

 

Un ejemplo del segundo caso (intervención depredadora para su explotación) lo constituyen algunos acuíferos de agua fósil, que por su ubicación, no se benefician de un proceso de recarga del agua.

 

El volumen total del agua en la Tierra, adquiere las siguientes formas y porcentajes:

 

El volumen total de agua es de: 35,2 millones de km3. , y se distribuyen entre el agua salada de los Océanos y el agua dulce, en los siguientes porcentajes:

 

 

 

El 2,5% de toda el Agua dulce del planeta, está presente en forma de:

 

 

 

El 0,4% de toda el Agua superficial y atmosférica, está distribuido en:

 

 

 

Cita en “El Agua: una Responsabilidad compartida”, UNESCO (pág. 121).

 

Los grandes acuíferos

 

EL Papel de la Comunicación en las Culturas del Agua

 

La lista elaborada para la Investigación realizada a pedido de la UNESCO (Rota, Josep y Brunetti, Vicente. 2006. “Papel de la Comunicación en las Culturas del Agua”. UNESCO, San José de Costa Rica), contiene 8 grandes acuíferos, encabezados por el Sistema Acuífero de Piedra Arenisca de Nubia, con un volumen de 75.000 km3, hasta el Acuífero aluvial de la llanura de Ho Pai, con un volumen de 5.000 km3.

 

Al respecto, y para dimensionar adecuadamente los volúmenes de agua mencionados, recordamos que la referencia de “mil km3”, cada metro cúbico (m3), es igual a 1.000 litros. Y cada kilómetro cúbico (km3), es igual a 1 billón de litros.

 

Lista 1 – Volumen estimado de Acuíferos más grandes.

 

Febrero del 2006

 

1) Sistema Acuífero de Piedra Arenisca de Nubia. Con un volumen estimado de 75 mil km3. Cubre unos 2 millones de km² al oriente del Desierto del Sáhara, entre Libia, Egipto, Chad y Sudán (África).

 

2) Acuífero del Norte del Sáhara. Volumen estimado de 60 mil km3. En la Cuenca del Sáhara septentrional (al Noroeste, formado por acuíferos del continental intercalar y del complejo terminal), sobre Argelia y Túnez (África).

 

3) Cuenca Sedimentaria. Volumen estimado de 55 mil km3. Arabia Saudita (Asia). Es un conjunto de acuíferos.

 

4) Sistema del Acuífero Guaraní. Volumen de 37 mil km3. Debajo de los territorios de Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay (América del Sur).

 

5) Acuífero Taklimakan Shamo. Volumen de 36 mil km3. En el desierto noroccidental de Takla Makan. En China (Asia).

 

6) Gran Cuenca Artesiana. Con un volumen de 20 mil km3. En Australia (Oceanía).

 

7) Acuífero Ogallala de las Altas Planicies. Con un volumen de 15 mil km3. Es un acuífero de manto libre en el medio Oeste de Texas, en Estados Unidos de América del Norte (América del Norte).

 

8) Acuífero aluvial de la llanura de Ho Pai. Con un volumen de 5 mil km3. En China (Asia).

 

Según otra publicación de la UNESCO (e-Boletín del Agua de la UNESCO Nº 210: El agua y la industria. 10-11-2008) sobre la importancia del agua dulce subterránea a nivel mundial, fueron localizados 273 acuíferos en el mundo, repartidos de la siguiente manera: 68 en las Américas, 38 en África, 65 en Europa Oriental, 90 en Europa Occidental y 12 en Asia.

 

En el siguiente Cuadro, incorporamos los datos de la UNESCO y lo complementamos con nuestros datos correspondientes a los acuíferos conocidos en Australia (Oceanía).

 

Y, preferimos el título que especifica un total “por Regiones”, debido a que, geográficamente, Europa no constituye en sí un continente.

 

Cuadro 1 – Total de Acuíferos en la Tierra, por Regiones

 

 

 

Lista 2 – Actualización de los más grandes Acuíferos conocidos. Octubre del 2011

 

En la siguiente lista agregamos información complementaria a la existente en la Lista 1.

 

En esta actualización incorporamos los cambios que atañen a la cantidad, pues se agregan cuatro (el 1: Cuenca Artesiana de Siberia occidental; el 3: A. de Alter do Chao; el 10: Sistema A. de Iullemeden; 12: Cuenca del Murzuk).

 

En este sentido, en la lista que sigue, los datos de volumen de los acuíferos 1 y 2, los tomamos de la publicación “El agua, una Responsabilidad Compartida”, de la UNESCO (que además de los nuevos datos, incorpora una valiosa bibliografía y vínculos a páginas, sitios y portales sobre Agua).

 

Debemos destacar que nos sorprende el volumen de los que ahora ocupan los dos primeros lugares. En cuanto al 3, hemos reunido los datos que fueron divulgados, a partir de su descubrimiento en marzo del 2010.

 

Por su parte, la fuente para el 10, es:

http://www.manosunidas.org/opinion/agua_dulce_africa.htm<

 

Finalmente, el acceso referencial para el 12, es: >http://bit.ly/t3ANk6<

 

1. Cuenca Artesiana de Siberia occidental, con un volumen estimado de 1.000.000 km3, y una extensión de 3.200.000 km², en Rusia (Asia).

 

2. Sistema Acuífero de Piedra Arenisca de Nubia, con un volumen estimado de 150.000 km3, cubre unos 2.200.000 km² en la parte oriental del Desierto del Sáhara, entre Libia, Egipto, Chad y Sudán (África).

 

3. Acuífero de Alter do Chao, con un volumen estimado (y en proceso de confirmación) de 86.000 km3, y una extensión de 437.500 km2. Descubierto en abril del 2010. En Brasil (América del Sur).

 

4. Acuífero del Norte del Sáhara, con un volumen de 60.000 km3. Se trata de la Cuenca del Sahara septentrional (al Noroeste, formado por acuíferos del continental intercalar y del complejo terminal), extendida por 1.000.000 km2, sobre Argelia, Libia y Túnez (África).

 

5. Cuenca Sedimentaria, con un volumen de 55.000 km3 y con 250.000 km2 de extensión. Conjunto de acuíferos, o de capas múltiples de la Plataforma Arábiga. En Arabia Saudita, Estados Árabes Unidos, Bahrein y Qatar (Asia).

 

6. Sistema del Acuífero Guaraní, con un volumen de 37.000 km3. Se extiende en una superficie de 1.194.000 km2, en territorios de Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay (América del Sur).

 

7. Acuífero Taklimakan Shamo (en el desierto noroccidental de Takla Makan), con un volumen de 36.000 km3. En China (Asia).

 

8. Gran Cuenca Artesiana, con un volumen de 20.000 km3, y extensión de 1.750.000 km2. En Australia (Oceanía).

 

9. Acuífero Ogallala de las Altas Planicies, con un volumen de 15.000 km3. Es un acuífero de manto libre con 450.000 km2 de extensión, en el medio Oeste de Texas, en Estados Unidos de América del Norte (América del Norte).

 

10. Sistema Acuífero de Iullemeden, con 10.000 a 15.000 km3, y con 500.000 km2 de extensión, en Malí, Níger y Nigeria (África).

 

11. Acuífero aluvial, de la llanura de Ho Pai, con un volumen de 5.000 km3. En China (Asia).

 

12. Cuenca del Murzuk, con un volumen de 4.800 km3 y con 450.000 km2 de extensión, en Argelia, Libia y Níger (África).

 

El problema global del Agua: Antecedentes y conflicto entre naciones

 

Ciudad de México, México, viernes 21 de marzo de 2014, por Lic. Anay Roque Pino, Monografía.-  Antecedentes históricos de la crisis del medio ambiente. Primeros pasos de la toma de conciencia: El llamado Club de Roma y la Conferencia de Estocolmo (1972). A partir de los años 70, la Conferencia de Estocolmo sobre el Medio Humano (1972) marca el comienzo definitivo del acceso y manejo de los problemas ambientales por parte de la comunidad internacional, por lo que comienza a crearse una conciencia ecológica y en este caso, el llamado Club de Roma, contribuyó con sus publicaciones a difundir preocupación por el medio ambiente, ocupando un creciente espacio en la literatura científica donde quedó aclarada la esencia del problema ambiental como el peligro al agotamiento de recursos naturales no renovables, el arribo a una relación hombrerecursos naturales muy desfavorable, debido al crecimiento demográfico mundial especialmente de los países subdesarrollados, y la eventualidad de que el mundo llegue a niveles muy elevados de contaminación ambiental, entre otros males, como resultado de la puesta en práctica de modelos y estilos de desarrollo contrarios a la preservación del medio.

 

Para dar respuesta a esta incipiente preocupación por los problemas ambientales internacionales, fundamentalmente protagonizada por los países industrializados, la Asamblea General de Naciones Unidas, en su Vigésimo Tercer Período de Sesiones (1971), convocó a la celebración de la Conferencia de Estocolmo sobre el Medio Humano. La Conferencia estuvo antecedida de dos sesiones preparatorias (una en marzo de 1971 y otra en febrero de 1972) y finalmente del 5 al 16 junio de 1972 se desarrolla con la participación de 113 países y una escasa presencia de jefes de Estado y gobiernos lo que no impidió que dicha Conferencia marcara un importante hito en el inicio del movimiento ambiental internacional.

 

Otros de los resultados de la Conferencia de Estocolmo es la designación del 5 de junio como el Día Mundial del Medio Ambiente y la expresa recomendación, ratificada posteriormente por la Asamblea General de Naciones Unidas en su Resolución 2994, de 15 de diciembre de 1972, acerca de la creación del Programa de las Naciones Unidas para el medio Ambiente (PNUMA).

 

La Conferencia de Estocolmo ejerció una importante influencia sobre la opinión pública, al aumentar la conciencia y la comprensión de la fragilidad del medio ambiente en su relación con el hombre. Contribuyó al desarrollo de la educación ambiental, la difusión de informaciones y la capacitación (se produce a partir de ese momento el establecimiento de los primeros centros de capacitación ambiental en el ámbito nacional e internacional). Constituyó además, el punto de partida del desarrollo de numerosas legislaciones nacionales en materia de medio ambiente e impulsó la creación de ministerios, secretarías, comisiones y otras organizaciones a escala nacional particularmente dedicadas a la formulación y aplicación de las agendas ambientales. Esto también propició el desarrollo de nuevas organizaciones gubernamentales y no gubernamentales a todos los niveles, poniéndose en marcha diversos acuerdos internacionales importantes relativos a la cooperación en esta esfera.

 

La Conferencia de Estocolmo comenzó a mover la agenda ambiental internacional hacia los problemas de los países en desarrollo, los que aceptaron el proceso y lo apoyaron, así como trataron de, en lo adelante, elevar el perfil de los temas prioritarios y políticamente de mayor interés para los países más pobres. De ella se derivaron importantes encuentros internacionales, entre los que se destacan la Primera Conferencia Internacional del Agua, efectuada en Mar del Plata, Argentina, en 1975; la primera Conferencia de Naciones Unidas sobre Asentamientos Humanos, en Vancouver, Canadá, en 1976, y la Reunión de Naciones Unidas sobre Desertificación, en 1977.

 

Estocolmo identificó los principios básicos de la política y el derecho ambiental internacional, con lo que se sentaron las bases para su adecuación a las políticas nacionales.

 

A pesar de todo lo que significó esta Conferencia, el Plan de Acción propuesto fue incumplido como otros planes y programas, y, dada la insuficiente madurez de las relaciones de las relaciones internacionales en esta esfera, fue escaso su impacto en la comunidad internacional. Además, los principales indicadores ambientales continuaron su tendencia negativa después de Estocolmo. La deforestación, el agotamiento de la capa de ozono, la contaminación de las aguas, la degradación de los suelos y los fenómenos tendentes a la desertificación alcanzaron proporciones alarmantes en los años siguientes.

 

Por su parte, la Asamblea General de las Naciones Unidas, mediante su resolución 38/161, de 19 de diciembre de 1983, estableció la Comisión Mundial sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo, a la cual encomendó la elaboración de un informe integral sobre las causas y consecuencias de la degradación ambiental en su relación con el desarrollo económico y social, y le pidió que identificara posibles vías de acción para mitigar y solucionar los principales problemas ambientales de la humanidad.

 

El informe de la Comisión, denominada Comisión Bruntdland, en honor de su presidenta, Gro Harlen Bruntdland, que en ese momento era ministra de Medio Ambiente de Noruega, posteriormente primer ministro de ese país, y en fecha más reciente Directora de la Organización Mundial de la Salud (OMS), se presentó cuatro años más tarde (1987), bajo el nombre de “Nuestro futuro común”, y se le reconoce como uno de sus principales resultados, la introducción y desarrollo del concepto de desarrollo sostenible.

 

Algunos de los elementos principales que caracterizan a este informe son los siguientes:

Se advertía que la humanidad debía cambiar sus modalidades de vida y de comercio, si no deseaba el advenimiento de una era con inaceptables niveles de sufrimiento humano y degradación ecológica.

Se señalaba que la economía mundial debía satisfacer las necesidades y aspiraciones legítimas de la población, pero que el crecimiento debía guardar consonancia con el carácter finito de los recursos del planeta.

 

Se exhortaba al inicio de una nueva era de desarrollo económico racional desde el punto de vista ecológico, y se declaraba que la humanidad contaba con la aptitud para lograr un desarrollo sostenible, definido como aquel que satisface las necesidades de las generaciones presentes sin socavar la capacidad de las generaciones futuras para satisfacer las suyas.[1]

 

Para el informe de la Comisión Bruntdland, alcanzar un desarrollo sostenible supone:

 

–          Un sistema político democrático que asegure a sus ciudadanos la participación efectiva en la toma de decisiones.

–          Un sistema económico capaz de crear excedentes y conocimientos técnicos sobre una base autónoma y constante.

–          Un sistema social que evite las tensiones provocadas por un desarrollo desequilibrado.

–          Un sistema de producción que cumpla con el objetivo de preservar el medio ambiente.

–          Un sistema tecnológico capaz de investigar constantemente nuevas soluciones.

–          Un sistema internacional que promueva modelos duraderos del comercio y las finanzas.

–          Un sistema administrativo flexible y capaz de corregirse de manera autónoma.

–          En cuanto a instrumentos legales internacionales se refiere, en materia de medio ambiente y desarrollo sostenible, pueden identificarse convenios y acuerdos que, desde el comienzo del siglo XX, se ocupan de manera más o menos directa de estos temas.

 

La misma evolución del pensamiento internacional, que da origen a eventos de otra cualidad, como la Conferencia de Estocolmo, va propiciando el desarrollo de instrumentos legales más abarcadores que comienzan a reflejar la creciente preocupación por el deterioro del medio ambiente global, a saber:

 

1. La Convención relativa a los humedales de importancia internacional especialmente como hábitat de aves acuáticas (Ramsar, Iran, 1971).

2.  Convención sobre comercio internacional de especies amenazadas de fauna y flora silvestres, CITES (Washington, D.C., 1973).

3. Convención sobre la conservación de especies migratorias de animales silvestres (Bonn, 1979).

4.  El Convenio de Viena para la protección de la Capa de Ozono (1985) y el Protocolo de Montreal relativo a las Sustancias que Agotan la Capa de Ozono (1987).

5. El Convenio de Basilea sobre el Control del Movimiento Transfronterizo de Desechos Peligrosos y su Eliminación (1989).

6. La Declaración de Nairobi de 1982.

7. La Conferencia de Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente y Desarrollo (CNUMAD, Río de Janeiro, 1992).

 

A pesar de los esfuerzos realizados por la comunidad internacional en esta etapa, los resultados no fueron alentadores pues los problemas ambientales continuaron agravándose cada vez más y lo veremos en lo adelante en los puntos que trataremos y en el nivel que adquirieron estos temas en las diferentes agendas internacionales y en las políticas nacionales asumidas por los países para atenuar los daños ocasionados al medio ambiente.

 

Como se puede observar, la problemática del agua aún era incipiente en esta etapa y no había adquirido la prioridad que posee en nuestros días, además, no se había tomado conciencia real de las consecuencias futuras.

 

Del Club de Roma a la Cumbre de Río (1992)

 

En 1989 la Asamblea General de las Naciones Unidas, mediante su Resolución 44/228 convocó a la realización de una conferencia mundial sobre medio ambiente y desarrollo, paso que deriva de la maduración de las discusiones internacionales que, sobre todo a partir del informe de la Comisión Bruntdland, pusieron en evidencia una comprensión paulatina, pero constante, de las íntimas relaciones del desarrollo económico y social con el estado del medio ambiente.

 

Esta fue la antesala de lo que sería tanto la Conferencia de Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente y Desarrollo (CNUMAD, Río de Janeiro, 1992)[2] como el incremento de las investigaciones y diagnósticos de la comunidad científica internacional sobre la situación del medio ambiente mundial y la evidencia de acusadas pautas de deterioro.

 

Los principales resultados de esta Cumbre Mundial se centran en la propia Declaración de Río de Janeiro sobre Medio Ambiente y Desarrollo[3]resultado de un complejo proceso negociador, en el que se llegó a “listar” más de 160 potenciales principios y se pretendió incluso materializar una especie de convención marco sobre medio ambiente y desarrollo. Esta Declaración permanece hoy como un referente constante en materia de derecho ambiental y ha contribuido de manera notable al desarrollo de sus principios en instrumentos legales globales, regionales y nacionales.

 

Por su parte, la Agenda o Programa 21 (Programa Mundial sobre el Medio Ambiente y Desarrollo) es un documento contentivo de un amplio catálogo de estrategias, programas y acciones orientados a detener e invertir los efectos de la degradación del medio ambiente, en el contexto de la promoción del desarrollo sostenible al nivel mundial, regional, subregional y nacional.

 

La Agenda 21, principal producto del proceso de negociaciones internacionales previo y durante la Conferencia de Naciones Unidas para el Medio Ambiente y el Desarrollo (CNUMAD), resultó a la postre un magnífico esfuerzo que ha marcado de manera decisiva las negociaciones posteriores a esta Conferencia y las dotó de una cualidad superior. Los conceptos, metas y principios de la Agenda 21, recogidos en sus cuarenta capítulos continúan vigentes en lo esencial, por lo que fue expresión de la unidad de los países en desarrollo sobre puntos de vista fundamentales en su lucha por la equidad internacional, la denuncia de las desigualdades y la búsqueda de un nuevo orden más justo, en función de la integración de la protección del medioambiente al desarrollo económico y social de una manera sostenible.

 

La Agenda significó y significa además, un paso de avance en las percepciones, explicaciones y aproximaciones al desarrollo sostenible. No superada hasta el presente, es con seguridad el instrumento no vinculante con mayor influencia en las políticas ambientales y para el desarrollo sostenible, y, en definitiva, el principal referente de los resultados de la Cumbre de Río.

 

A esta Cumbre se le reconocen también otros resultados:

 

–          Convirtió los temas de medio ambiente y desarrollo en puntos clave de las agendas nacionales de los países y lleva a las esferas políticas la comprensión de la fragilidad del medio ambiente en su relación con el hombre.

–          En consonancia con lo anterior, produjo un amplio proceso de desarrollo de programas, planes y estrategias nacionales que adecuan la Agenda 21 a los más diversos contextos.

–          Por otra parte, propició el establecimiento y reforzamiento por muchos países de marcos políticos, institucionales y legales relativos al medio ambiente y el desarrollo sostenible.

–          Contribuyó de modo decisivo al desarrollo de la ascendente espiral del incremento de la conciencia sobre la fragilidad de los ecosistemas y el medio ambiente general.

–          Albergó la apertura a la firma de importantes instrumentos jurídicos vinculantes, y es la base, de manera directa o indirecta, de la mayor parte de los que se desarrollan desde esa fecha.

–          Potenció el desarrollo a todos los niveles de nuevas organizaciones no gubernamentales.

–          Consagró, de modo definitivo, en la vida pública el concepto de desarrollo sostenible “lanzado” por la Comisión Bruntdland.

 

Teniendo en cuenta lo anterior así como la realidad de las actuales tendencias del desarrollo humano y considerando que en la generalidad de los procesos de este tipo siempre se derivan fracasos y obstáculos; puede advertirse que contrario a los propósitos de la CNUMAD, los años por venir van a estar caracterizados por:

 

–          La continuación de las tendencias negativas en la evolución del estado de los recursos naturales del planeta.

–          La falta manifiesta de los recursos financieros y las tecnologías necesarias, así como la escasa voluntad de los países desarrollados para revertir esta situación, como se pone claramente de manifiesto en el continuo declinar de la Ayuda Oficial al Desarrollo.

–          El incremento de los niveles de inseguridad alimentaria, particularmente en África.

–          La continuada tendencia hacia patrones de producción y consumo cada vez más insostenibles.

–          El incremento en la magnitud e impacto de los desastres causados por fenómenos naturales como resultado del incremento de las modificaciones antrópicas en el medio ambiente global.

 

Todo ello no quiere decir que el proceso preparatorio de la Cumbre de Río, y posteriormente la propia Conferencia, brindaron un importante impulso al desarrollo de nuevos instrumentos jurídicos internacionales de carácter vinculante en la esfera del medio ambiente y el desarrollo que, como rasgo general, se diferencian de los precedentes por tener objetivos más ambiciosos y transectoriales que apuntan hacia los principales problemas globales en estos campos.

 

Así mismo, el concepto de desarrollo sostenible logró una atención creciente y los convenios ganaron una dimensión mayor que viene a expresarse en la creciente aparición de aristas económicas y sociales.

 

Etapa posterior a la Cumbre de Río: Johannesburgo (2002)

 

Los diez años que siguieron a Río marcaron otra etapa cualitativa en la evolución internacional, regional y nacional de los problemas relacionados con la protección del medio ambiente y el desarrollo sostenible.

 

La Cumbre Mundial de Desarrollo Sostenible (Johannesburgo, 26 de Agosto al 4 de Septiembre, 2002), se desarrolló en cumplimiento de la Resolución 199 del 55mo Período de Sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas, adoptada en Diciembre del año 2000, mediante la cual se acordó realizar una evaluación de lo ocurrido en materia de desarrollo sostenible en el tiempo transcurrido desde la Cumbre de Río o Cumbre de la Tierra, como también se le conoce.

 

Al respecto, la Asamblea General de las Naciones Unidas advirtió que el enfoque hacia esta Cumbre debía fundarse en la identificación de lo logrado en este lapso, pero en particular en las áreas que requiriesen de mayores esfuerzos para implementar la Agenda 21, ya mencionada anteriormente, y otros resultados de la Cumbre de la Tierra y advirtió que el proceso también debía resultar en un renovado compromiso político para alcanzar el desarrollo sostenible. De este modo se esbozaban los dos principales productos esperados de Johannesburgo: un Plan de Implementación y una Declaración Política.

 

Comienza a desarrollarse la Cumbre en la fecha prevista y dentro de los discursos de apertura sobresale el del presidente de Sudáfrica, señor Thabo Mbeki, quien caracterizó la creciente brecha entre ricos y pobres en el mundo como un “apartheid global”.

 

De hecho, en esta Cumbre Mundial de Desarrollo Sostenible de Johannesburgo, el agua fue un tema muy debatido, pues este recurso llegó a la magna cita con los alarmantes índices de alrededor de 1 100 millones de personas que no tienen acceso seguro a agua potable, a la vez que 2 400 millones carecen o poseen insuficientes instalaciones sanitarias, y más de 2, 2 millones de personas, fundamentalmente niños, mueren en los países en vías de desarrollo por el consumo de agua contaminada.

 

Tras largos y enconados debates, la Cumbre finalmente logró cumplir sus metas formales, al conseguir la aprobación del Plan de Implementación y la Declaración Política.

 

En lo que al Plan respecta, este contiene varios capítulos:

 

Introducción, Erradicación de la Pobreza, Modificación de las modalidades insostenibles de consumo y producción, Protección y gestión de la base de los recursos naturales para el desarrollo económico y social, El desarrollo sustentable en un mundo en vías de globalización, La salud y el desarrollo sustentable, Desarrollo sustentable de los pequeños Estados insulares en desarrollo, Iniciativas de desarrollo sustentable para África, Otras iniciativas regionales, Medios de ejecución y el Marco institucional para un desarrollo sustentable.

 

Por su parte la Declaración Política, denominada “Declaración de Johannesburgo sobre el desarrollo sostenible”, no fue un documento negociado a fondo, en tanto la tardía culminación del plan de Implementación limitó de tal forma el tiempo que apenas hubo oportunidad para circularla para consultas informales.

 

La Declaración parte de establecer un nexo entre Estocolmo, Río y Johannesburgo. Identifica los retos que están ante la humanidad y confirma el compromiso de los países para con el desarrollo sostenible, pone énfasis en la importancia del multilateralismo y concluye con un llamado de acción.

 

En los resultados de Johannesburgo, cabe destacar, en primer término, que centrar la atención en el desarrollo sostenible es un aporte práctico de la Cumbre. Como resultado de ello, los temas sociales y económicos estuvieron muy presentes, lo que propició un balance mayor entre los llamados tres pilares del desarrollo sostenible, a saber, el económico, el social y el ambiental.

 

Otro aspecto en el que si bien la Cumbre no logró marcar un avance espectacular, sí logró confirmar importantes posiciones, es el referido al multilateralismo. Como ya se mencionó, el papel del multilateralismo, de las instituciones de las Naciones Unidas, e incluso de los gobiernos, estuvo bajo cuestionamiento en Johannesburgo. Por eso resulta muy importante que la Declaración Política aprobada haya expresado enfáticamente que el multilateralismo es el futuro y haya consagrado toda una Sección al desarrollo de esta idea.

 

Por otra parte, en una década durante la cual la globalización manejó las cartas del triunfo y prevaleció sobre el concepto de desarrollo sostenible, un mérito innegable de Johannesburgo consiste en haber colocado nuevamente el desarrollo sostenible en el centro de la atención global.

 

Tampoco puede perderse de vista que la Cumbre de Johannesburgo se desarrolló en un contexto político y económico internacional dramáticamente diferente al de Río en 1992. En Río había cierta euforia y optimismo sobre las potencialidades de la cooperación internacional y el logro de una voluntad política real para enfrentar de manera conjunta, entre el Norte y el Sur, los retos y desafíos que tenía ante sí la humanidad como consecuencia de la explotación irracional de los recursos naturales y la degradación medioambiental. El trasfondo político estaba marcado por las promesas y las ilusiones de un mundo diferente tras el fin de la Guerra Fría y de la confrontación Este-Oeste.

 

En Johannesburgo muchos de estos paradigmas habían cambiado o estaban siendo cuestionados por el Norte industrializado. El proceso de globalización, modelado y conducido bajo los esquemas neoliberales, alienta y promueve un patrón de desarrollo y modelos de producción y consumo que se contraponen radicalmente a los principios básicos que fueron recogidos en la Declaración de Río y en la Agenda 21.

 

No obstante, la Cumbre de Johannesburgo tuvo una connotación especial, que explica, en última instancia, el enorme interés y las expectativas que planteó. Por un lado cierra todo un decenio que se inició en Río de Janeiro (1992), a la que sucedieron otras grandes Conferencias Internacionales (Población y Desarrollo, derechos Humanos, Desarrollo Social, Mujer, InfanciaRacismo y Discriminación Racial, entre otras) y por otro lado abre el camino hacia una nueva agenda internacional basada en la revisión del cumplimiento de los compromisos y metas que aquellas se trazaron.

 

La Cumbre convocada bajo la premisa del desarrollo sostenible, sintetizó en este concepto, además, una visión más integral y abarcadora del desarrollo, sustentado en lo económico, lo social y la protección ambiental.

 

Sin embargo, como resultado de la fuerte confrontación Norte-Sur, así como por las propias limitaciones que impone la situación del mundo, no se podía esperar de Johannesburgo una solución a los problemas actuales, y menos aún compromisos concretos más allá de los alcanzados en Río, 1992. En suma, el contexto político y de poder en nuestros días, unido a la globalización neoliberal, conducida y protegida por el Norte desarrollado, se contrapone con muchos de los principios básicos recogidos en la Declaración y el Programa de Río, lo que se evidenció en el interés de los países industrializados por revisarla y adicionar nuevas condicionalidades. Lo que estaba entonces en juego para los países en desarrollo en Johannesburgo, era al menos preservar las conquistas de Río, 1992 y esto se logró.

Por su parte, el agua, se irá convirtiendo en obligado punto de referencia de las futuras reuniones mundiales donde se aborden los problemas globales que afectan a la Humanidad y la seguridad humana, y cada vez más ocupará un lugar central en estas discusiones.

 

El agua y los conflictos entre naciones

 

Evolución de la problemática del agua

 

“Una de las grandes contradicciones de la naturaleza humana es que apreciamos las cosas solo cuando escasean”, estas declaraciones del subsecretario de Naciones Unidas a propósito de los problemas con el agua, describe fielmente el estado de las cosas. El tema del agua ha regresado a los primeros planos del interés internacional y la mayoría de los países lo tratan como un “recurso estratégico”. De ahí el vaticinio que EE.UU y los demás países miembros del exclusivo Club del Grupo de los Siete (G-7), no desatarán las guerras en el 2015 por el petróleo, sino por el control del agua potable.

 

El agua cubre más del 70% de la superficie total del planeta. Un 97% es agua salada y tan sólo un 3% es agua dulce. El declive de los ecosistemas de agua dulce se está convirtiendo en un problema importante que puede ser causa de numerosos conflictos en y entre Estados, y que puede afectar a regiones donde este bien es escaso. Este recurso natural se encuentra al límite de su explotación, ya que, aunque es renovable, también es limitado y muy vulnerable a los efectos de la acción humana. Hasta ahora, como era considerado un recurso inagotable y con un acceso sólo limitado por las técnicas de ingeniería, ha sido sometido a prácticas de consumo irresponsables.

 

El consumo mundial de agua tuvo un vertiginoso crecimiento desde 1950. El aumento general del nivel de vida en todo el mundo hizo que la demanda de agua creciese más rápido que la población. El sector agrícola utiliza un 69% del agua, el industrial un 21%, en usos urbanos se emplea el 6% y las pérdidas de embalses se calculan en un 4%[4] (Ver Anexo No 1). El mayor porcentaje de utilización del agua, tendencia que va en aumento, se destina a la irrigación. Durante este siglo la cantidad de agua usada para el riego en la agricultura se ha multiplicado por diez. Es un proceso en el que se desperdicia mucha agua, ya que una gran parte no llega a su destino o resulta contaminada antes de volver al acuífero o al sistema fluvial superficial en donde se reintegra. También puede producir importantes daños ambientales, pero bien gestionado, si se evitan las pérdidas innecesarias, puede dar beneficios, ya que generalmente aumenta e intensifica la productividad de las cosechas. Durante los próximos 30 años, un 80% de los alimentos para el aumento de población previsto, provendrá de la agricultura irrigada. De los 5.600 millones de personas que constituyen la población mundial, más de 1.000 millones no tienen acceso a agua limpia y salubre, mientras que otros 1.700 millones carecen de acceso a medios de saneamiento adecuados.

 

Según la Organización Mundial para la Salud (OMS), en 1986, el agua insalubre causaba la muerte de 27.000 personas diariamente en el mundo. Veintiséis países, en su mayoría de África y Oriente Medio, aunque también algunos europeos como Holanda, son deficitarios en agua. Muchos de ellos poseen elevadas tasas de crecimiento demográfico, lo que agudiza sus problemas de suministro[5]En algunas regiones la disponibilidad de este recurso ya ha alcanzado la denominada barrera del agua, que define el uso mínimo aproximado del agua necesaria para un buen nivel de vida en una nación desarrollada moderadamente eficiente, estimado en 1.000 metros cúbicos por persona y año. Algunos países ven afectado su desarrollo industrial por la falta de agua dulce. En ocasiones esta escasez es la causa principal y única de su estancamiento económico. Este hecho aumenta las tensiones entre naciones con abundancia de agua y naciones con escasez. Redistribuir económicamente el agua, un recurso sin sustitutos, resulta difícil.

 

La denominada crisis del agua afecta especialmente a determinadas regiones del planeta, como el Norte de África, Oriente Medio, China. Se trata de una crisis con efectos locales, aunque con implicaciones en la seguridad y política regionales, que tiene impacto en zonas áridas o semiáridas, con un alto índice de crecimiento de población. Presenta un carácter multifacético, en el sentido de que, dependiendo del país o región de que se trate, variarán sus efectos: mientras en las mega ciudades del Tercer Mundo conlleva grandes problemas de saneamiento y salubridad de las aguas, en otros lugares más desarrollados frena o impide el crecimiento industrial. Implica grandes cambios sociales y pone a prueba la capacidad de las sociedades afectadas para adaptarse y resolver los prácticamente inevitables conflictos internos que surgirán como consecuencia del cambio.

 

El factor determinante es la escasez del recurso, pero también influyen otras circunstancias como la aridez del terreno, la sequía, la desecación de zonas húmedas o el aumento de demanda. Todos estos factores pueden actuar conjuntamente. Los dos primeros están relacionados fundamentalmente con el clima, mientras que en los últimos la acción humana resulta decisiva. Los países desarrollados y los no desarrollados se enfrentan a este problema de forma muy distinta: unos pueden hacer grandes inversiones en tecnología y gestionar modernos sistemas de tratamiento y reutilización del agua. Para otros, no hay otra posibilidad que limitar poco a poco el consumo de agua dulce hasta el máximo, lo que implica un desarrollo menor, o consumen agua ya utilizada sin depurar, con los riesgos que conlleva.

 

En otro orden de cosas las Naciones Unidas estiman que la desertificación reduce la fertilidad del suelo del planeta y provoca pérdidas de productividad que en algunas regiones pueden alcanzar el 50 %. Adicionalmente, amenaza la cuarta parte de las tierras totales del planeta así como la subsistencia de más de 1.000 millones de seres humanos en 100 países. Atenta contra el equilibrio macro-ecológico global -especies animales y vegetales que desaparecen- y presiona a comunidades enteras- en el 2004 se hablaba de 135 millones de personas que podrían verse obligadas a abandonar sus tierras a corto y mediano plazo.

 

Las consecuencias humanas de tal fenómeno van más allá de la simple radiografía productiva. Agrava la ya de por sí debilitada seguridad alimenticia; acrecienta el efecto del hambre y la pobreza; se perfila como fuente adicional de tensiones sociales, políticas y militares, factores todos que en un circuito infernal y cerrado provocarán, a su vez, más y más degradación ambiental. Un verdadero callejón sin salida…

 

“En la política del poder está la raíz del conflicto“, afirma Gleick. Quien tiene el control sobre un recurso escaso, como el agua, tiene poder. De esta manera, este bien puede ser objetivo de acciones militares en disputas por el poder político y económico. Además, como el agua es un recurso que fluye y no respeta fronteras, suele ser un bien compartido por distintos actores y poderes.

 

El 47% de la extensión de tierra poblada en el planeta se sitúa en las cuencas de ríos internacionales y casi 50 países de los cuatro continentes tienen más de tres cuartos de su extensión total en dichas cuencas. Hay 217 cuencas internacionales, compartidas por varios países, incluyendo 57 en África y 48 en Europa[6]. Esto quiere decir que casi el 40% de la población mundial vive alrededor de ríos internacionales. Dos mil millones de personas dependen de una cooperación, por ahora casi inexistente, que les asegure el suministro compartido de ese recurso vital. El agua dulce ha estado y está presente en numerosos conflictos entre países, ya sea como causa, medio o fin. “Luchamos por tener acceso al agua, usamos el agua como instrumento y arma de guerra, y tomamos como objetivos las instalaciones hidráulicas de nuestros enemigos”.

 

Los conflictos por el agua

 

La Declaración de Río sobre el Medio Ambiente y Desarrollo en su Principio No 24 establece que: “La guerra es, por definición, enemiga del desarrollo sostenible. En consecuencia, los estados deberán respetar las disposiciones del Derecho Internacional que protegen el medio ambiente en épocas de conflicto armado, y cooperar en su ulterior desarrollo según sea necesario”.[7]

 

Por su parte la Agenda 21, el Programa de Acción surgido de la Conferencia de Río, en su capítulo 18, relativo a la protección de la calidad y suministro de agua potable, contempla como objetivos internacionales el suministro de agua potable de calidad y generalizado a todas las poblaciones del planeta.

 

Como instituciones y mecanismos internacionales, dentro del Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente, PNUMA, se creó la Unidad de Agua Potable, encargada de:

 

–          Promover la utilización y manejo integral del agua.

–          Mejorar la calidad ambiental e intensificar el desarrollo socio – económico ambientalmente sustentable de los recursos hídricos.

–          Promover talleres y cursos de capacitación, elaboración de materiales y difusión de tecnologías adecuadas para facilitar el uso y manejo sustentable e los recursos hídricos, fundamentalmente los compartidos internacionalmente.

 

Sin embargo, con el ánimo de promover instrumentos internacionales que protejan los recursos hídricos, y para ganar y generar instrumentos más amplios que sean obligatorios para los Estados, algo se ha hecho:

 

Reglas de Helsinki sobre los usos de las aguas de los ríos internacionales.[8] Sin que gocen de ninguna fuerza vinculante, el documento, que consta de 37 artículos, puede ser de utilidad para definir criterios generales que podrían ser asumidos por los Estados, relativos a: navegación, disminución de la contaminación, utilización de las aguas para riego, transporte de madera, etc…, en los ríos internacionales. En este sentido, en su artículo IV señala que: cada Estado–cuenca tiene derecho, dentro de su territorio, a una participación equitativa y razonable en los usos beneficiosos de las aguas de una cuenca hidrológica internacional. Bajo este contexto, se estaría hablando de un uso razonable de las aguas de dicha cuenca, a fin de asegurar la protección del derecho igualitario de todos los Estados cuenca a compartir las aguas.

 

Principios de conducta en materia ambiental para la guía de los Estados en la conservación y utilización armoniosa de los recursos naturales compartidos por dos o más Estados. Este instrumento, si bien no es de carácter obligatorio, resulta interesante destacar que fue adoptado en el seno del Consejo de Gobierno del PNUMA.

 

Las disposiciones adoptadas por las Naciones Unidas en Estocolmo en el año 1972 es la prueba del nacimiento de un derecho internacional del Medio Ambiente. Debido a que la guerra aumenta las probabilidades de causar daño al ecosistema, es legítimo pensar que suceda lo mismo en situaciones de conflictos armados. Fue por ello que la Corte Internacional de Justicia, en su opinión consultiva de 1996 recordó la importancia que se le debía conceder a la protección del Medio Ambiente en período de conflicto. De esta forma el Agua gozaría de cierta protección gracias al estatuto otorgado al medio ambiente, en tanto que elemento indispensable del ecosistema. Es importante resaltar además que la lógica que impera para la protección del medio ambiente en período de conflicto armado es similar a la del régimen del agua.

 

Existen dos instrumentos fundamentales que de manera incidental protegen el recurso acuífero en caso de conflicto armado. Nos referimos al Protocolo I, en particular sus artículos 35, párrafo 3 y 55, que constituyen los elementos esenciales del régimen relativo al medio ambiente, así como la Convención sobre la prohibición de utilizar técnicas de modificación ambiental con fines militares u otros fines hostiles, del 10 de diciembre de 1976.[9]

 

En las disposiciones del Protocolo I, el artículo 35, párrafo 3 considera la protección del medio ambiente como tal, desde la perspectiva de los métodos y medios de guerra, pero no se trata sólo de proteger el medio ambiente natural contra el empleo de armas o técnicas dirigidas deliberadamente contra el medio, ni de proteger únicamente a la población y a los combatientes de los países en guerra contra todos los efectos de este tipo, sino de proteger el medio ambiente como tal, con todos los factores y elementos asociados a él. [10]

 

El artículo 55, por su parte, tiene como objeto la protección de la población civil, garantizar la salud o supervivencia de la población civil involucrada en los conflictos. Es por ello, que ambos artículos involucran implícitamente la protección del agua, a la vez que puede afirmarse que evita que el agua sea utilizada como objetivo y arma de guerra.[11]

 

Veamos el agua como elemento de conflicto:

 

– Agua como causa: la relación entre la disponibilidad de agua de un país, su población y el nivel de desarrollo deseado puede generar tensiones entre países con mayor o menor poder sobre este recurso.

– Agua como medio: cada vez es mayor la utilización de instrumentos no militares con fines bélicos. En la tentación de utilizar el agua de esta manera influye la mayor o menor vulnerabilidad de un país a la interrupción de su suministro, así como su situación.

– Agua como fin: cuanto mayor es la escasez de agua en una región o un país, mayor valor tienen sus sistemas de recursos hidráulicos como objetivos de agresión militar. [12]

 

Para valorar en qué medida un país es vulnerable a los conflictos que tienen su origen en la escasez de agua hay que tener en cuenta también sus posibilidades de suministro, su demanda, el origen del abastecimiento, la dependencia de energía hidroeléctrica y sistemas de riego, así como la solidez de su sistema político e institucional.

 

Es evidente entonces que hay muchos factores que nos sitúan ante un posible escenario de agotamiento de este recurso, como son:

 

–          El crecimiento poblacional desmedido. [13]

–          La sobreexplotación de los recursos acuíferos.

–          La falta de una conciencia ciudadana sobre el significado del agua.

 

Pudiéramos añadir a las crecientes tendencias de crecimiento demográfico y a las numerosas gargantas sedientas en el futuro debido a la propagación de las sequías por erosión, el aumento de la temperatura del planeta y otros desastres causados por el progreso de la Humanidad. Estos factores han incidido que en aquellos lugares donde el líquido vital escasea se han establecido focos de conflicto al no satisfacerse la demanda que todo grupo poblacional numeroso exige.

 

A medida que la población crezca y los recursos hídricos escaseen, los conflictos por el agua se intensificarán, a menos que se alcancen acuerdos internacionales para la gestión compartida de estos recursos. Como las más importantes cuencas fluviales del mundo atraviesan varios países, los acuerdos sobre gestión y protección de los recursos de agua dulce suelen darse a este nivel.

 

Entre los países desarrollados existe una mayor regulación, que ayuda a gestionar los eventuales conflictos, cuyo origen son disputas sobre los recursos. En los países en desarrollo, en cambio, ocurre lo contrario. Los Estados cuyo abastecimiento de agua depende únicamente de la buena voluntad de sus vecinos, al encontrarse la fuente del recurso fuera de sus fronteras, están en una posición débil a la hora de negociar acuerdos, sobre todo en situaciones de escasez. En la Unión Europea existen regulaciones en relación con los recursos hídricos compartidos, especialmente sobre la calidad del agua, que restringen los derechos de los países dentro de sus fronteras. El hecho de que en este espacio se acepte esta legislación transnacional restrictiva da esperanzas sobre la posibilidad de que iniciativas similares funcionen en otras áreas del mundo.

 

A escala global, las dificultades son mayores. Hasta ahora el Derecho Internacional Ambiental se ha ocupado de regular la protección de los recursos naturales a posteriori, es decir, trata de limitar los daños ecológicos que se derivan de conflictos o guerras. Ahora ya es necesaria la prevención. Al realizar una revisión cronológica de los instrumentos jurídicos que se han elaborado durante las últimas décadas, se aprecia un creciente interés por regular y proteger los ecosistemas de agua dulce. Algunos avances son los siguientes:

 

La Década Hidrológica Internacional, coordinada por la UNESCO, 1965.

 

–          En 1966 la Asociación de Derecho Internacional (ILA) elaboró las Normas de Helsinki, ya mencionadas anteriormente, y presentó unos principios generales de aplicación a los recursos hídricos, como el de equidad, sobre la utilización y reparto equitativo de los beneficios del agua.

–          En la Conferencia sobre el Medio Ambiente Humano (UNCHE), celebrada en Estocolmo en 1972, la Comisión de Derecho Internacional (ILC) reafirmó la política de la ONU, que defiende que cada nación tiene el derecho soberano de formular sus propias políticas ambientales, pero especifica que no han de causarse daños a otros países que también utilicen el recurso.

–          En 1977, se celebró la Primera Conferencia Mundial del Agua, convocada por la ONU, en Mar del Plata (Argentina).

–          En 1979, el Instituto de Derecho Internacional elaboró la llamada Resolución de Atenas sobre el Derecho Internacional y la Contaminación de Ríos y Lagos.

–          En la década de los años 80, la ONU inauguró la Década Internacional del Abastecimiento y Saneamiento de Agua Potable. El propósito era dotar de sistemas de saneamiento y de acceso a agua limpia a 500.000 habitantes del planeta. No se logró este objetivo. Según la ONU, en 1990 la situación era peor que diez años antes.

–          En 1984, Mostafa Tolba, director ejecutivo del PNUMA (Programa de la ONU para el Medio Ambiente) reconoció: “La seguridad nacional y global está en juego“, en relación con la creciente presión sobre los ecosistemas de agua dulce. En 1986, el PNUMA lanzó el programa Environmental Sound Management of Inland Water Resources (EMINWA), con el objetivo de ayudar a los países que comparten recursos hídricos a desarrollarlos y explotarlos de una forma sostenible.

–          En la década de los 90, la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) ha presentado un Programa para el Desarrollo Sostenible del Agua y la Agricultura.

–          La Ley de Usos No Navegables, fruto de la Comisión de Derecho Internacional, que fue adoptada de forma provisional en 1991, desarrolla una serie de principios interesantes  como: la utilización equitativa del agua; el deber de evitar perjuicios a otros Estados que consumen agua del mismo curso fluvial; la obligación de intercambiar información; la posibilidad de una gestión cooperativa de los recursos hídricos; el deber de resolver las disputas de modo pacífico.

 

De cualquier modo, los expertos coinciden en que son muchas las deficiencias del Derecho Internacional en este campo, y creen necesario que un organismo supranacional interprete estos principios de forma unificada y asuma responsabilidades en el problema del agua. Incluso se ha propuesto la elaboración de una Ética del Agua, entendida como “una guía para corregir o rectificar nuestra conducta cuando hay que abordar decisiones complejas sobre los sistemas naturales que no somos capaces de entender plenamente”[14]

 

Aquí intentamos mostrar una síntesis de algunas estadísticas sobre los recursos hídricos:

 

En las últimas dos décadas del siglo XX hubo 164 conflictos violentos en el mundo que afectaron a 89 países, un promedio de más de 8 conflictos violentos al año.

 

De los 6000 millones de personas que constituyen la población mundial, más de 1000 millones no tienen acceso a agua limpia y potable, mientras que otros 1700 millones carecen de acceso a medios de saneamiento adecuados.

 

Según la Organización Mundial para la Salud (OMS), el agua insalubre causa la muerte de 27 mil personas diariamente en el mundo.

 

El 47% de la extensión de tierra poblada en el planeta se sitúa en las cuencas de ríos internacionales y casi 50 países de los cinco continentes tienen más de tres cuartos de su extensión total en dichas cuencas.

 

Dos mil millones de personas dependen de una cooperación, por ahora casi inexistente, que les asegure el suministro compartido de ese recurso vital.

 

La tercera parte de la población mundial sufrirá escasez de agua en el 2025, con el consiguiente agravamiento del conflicto entre la creciente demanda y la conservación del ambiente.

 

El Instituto Internacional de Administración del Agua (IWMI), con sede en Sri Lanka, calcula que 2700 millones de personas, o sea un tercio de la población proyectada para el 2025, vivirán en zonas con grave escasez de agua.

 

En la actualidad 450 millones de personas que viven en 29 países padecen escasez de agua.

 

Los científicos agrícolas sostienen que el agua de las granjas, especialmente la utilizada para el riego, deberá aumentar hasta 20 por ciento en los próximos 25 años para mantener la producción. Científicos especializados en temas ambientales argumentan que el consumo de agua debe reducirse al menos en un 10 % para proteger los ríos, los lagos y los pantanos. Ger Bergkamp, experto de la Unión Mundial para la Conservación.

 

Entonces no podemos dejar de mencionar que la escasez de agua contribuye al agravamiento de otros problemas globales como: las hambrunas, la miseria extrema y las pandemias, todo ello unido a un paulatino avance de la desertificación en regiones vulnerables del planeta que a su vez provocan un flujo millonario de migraciones como consecuencia de esas catástrofes medioambientales y sociales.

En la actualidad la disponibilidad de los recursos hídricos respecto a la población mundial, se comporta de la siguiente manera: Asia tiene el 60% de la población y sólo el 36% del recurso hídrico; Europa posee el 13% de población y el 8% del recurso hídrico; en África vive el 13% de la humanidad y tan sólo se dispone del 11% del agua; en cambio, en América del Norte y Central reside el 8% de la población y ésta disfruta del 15% del recurso hídrico; y, finalmente, América del Sur tiene únicamente el 6% de la población del mundo, pero disfruta del 26% de los recurso hídricos.

 

Ante este escenario se hacen cada vez más necesarias la implementación de estrategias innovadoras dirigidas a garantizar la protección de los ecosistemas y los recursos hídricos para enfrentar la contaminación, a su vez se llama a la búsqueda del reparto equitativo del agua como vías para garantizar la alimentación y la supervivencia del medio natural, elementos imprescindibles para lograr el desarrollo sostenible.

 

Esas propuestas, las cuales se han presentado en importantes foros internacionales como la Cumbre celebrada en Johannesburgo hacia los meses finales del 2002, o la Cumbre del Agua celebrada en Japón, nos sitúan frente a la siguiente interrogante. ¿Quién debe controlar los recursos hídricos? Su respuesta sitúa al problema del control de los recursos hídricos en nuestros como causa previsible de conflictos en nuestros días.

 

Debemos recordar que a partir de los cambios internacionales originados desde la década del 90 del siglo pasado los conceptos de seguridad han tomando dimensiones diferentes. Las nuevas tendencias han ido transformando los conceptos hacia las nuevas necesidades que la contemporaneidad exige: entre ellas la conservación de los recursos naturales. Ahora bien, ¿cómo lograr obtener el dominio y control de los recursos naturales del planeta? Es aquí donde nuevamente se recurre a las milenarias fórmulas de hacerse del poder y emerge la guerra como la vía a través de la cual, además de obtener victorias de gran peso político, se obtienen territorios y el control de sus recursos naturales.

Es así como debemos entender que para lograr el control de los recursos naturales estratégicos no deba descartarse que gobiernos poderosos impulsen luchas diplomáticas, estrategias militares y acciones bélicas para obtener un botín muy necesario: EL AGUA.

 

¿Cómo proteger los recursos hídricos en caso de conflicto armado?

 

Para responder la interrogante anterior debemos tener en cuenta que los recursos hídricos pueden ser considerados bajo dos regímenes jurídicos:

 

1. El de los recursos sometidos solo al control del Estado en cuyo territorio se localizan.

En este caso las aguas nacionales se equiparan a la tierra cuando es el Estado el que domina todas las riberas de la cuenca fluvial.

 

2. El de las aguas y ríos que constituyen un recurso internacional debido a dos o más Estados comparten sus riberas, dividiendo o separando a dichos Estados, a la vez que sirven como fronteras. Aunque también se considera aquí el caso en que las aguas atraviesen sucesivamente los territorios de dos o más Estados.

 

En este caso los recursos hídricos devienen en internacionales y se van a sujetar a un régimen especial en cuanto al aprovechamiento de las aguas, la navegación y las corrientes, lo que suele generalmente estar consignado en tratados.[15]

 

Esto nos lleva a valorar cómo ha sido analizada la preservación del agua desde la década de los setenta.

En la Declaración de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Medio Humano, en Estocolmo, del 16 de junio de 1972, encontramos una serie de principios y deberes básicos que resultan aplicables para los recursos hídricos:

 

A) Deber de proteger el medio ambiente. Los recursos naturales de la Tierra, entre ellos el agua, deben preservarse en beneficio de las generaciones presentes y futuras.[16] Los recursos no renovables de la Tierra deben emplearse de forma que se evite el peligro de su futuro agotamiento y se asegure que toda la humanidad comparta los beneficios de su empleo[17]en el caso de los ríos y lagos internacionales se apoya en la teoría de la utilización equitativa para su regulación.[18]

 

B) Deber de cooperar en la protección del Medio Ambiente. Todos los países, grandes o pequeños, deben ocuparse con espíritu de cooperación y en pie de igualdad de las cuestiones internacionales relativas a la protección y mejoramiento del medio. Es indispensable cooperar, mediante acuerdos multilaterales o bilaterales o por otros medios apropiados, para controlar, evitar, reducir y eliminar eficazmente los efectos perjudiciales que las actividades que se realicen en cualquier esfera puedan tener para el medio, teniendo también en cuenta debidamente la soberanía y los intereses de los Estados.[19]

 

C) Principio de soberanía permanente de los Estados sobre sus recursos naturales. Los Estados tienen el derecho soberano de explotar sus propios recursos en aplicación a su propia política ambiental.[20]

En este mismo sentido la Declaración de Río en 1992, derivada de la Conferencia de Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo corroboró y desarrolló años después los principios básicos surgidos de Estocolmo.

 

D) Los Estados tienen el derecho soberano a aprovechar sus propios recursos según sus propias reglas ambientales y de desarrollo.[21]

 

E) Los Estados tienen la responsabilidad de velar que las actividades realizadas dentro de su jurisdicción o bajo su control no causen daños al medio ambiente de otros Estados o de zonas que estén fuera de los límites de la jurisdicción nacional.[22]

 

F) Los Estados deberán notificar inmediatamente a otros Estados de los desastres naturales u otras situaciones de emergencia que puedan producir efectos nocivos súbitos en el medio ambiente de esos Estados. La comunidad internacional deberá hacer lo posible por ayudar a los Estados que resulten afectados.[23]

 

Por ello, uno de los retos del siglo XXI es evitar los conflictos extremos por agua, fundamentalmente en aquellas regiones en que un mismo sistema fluvial abastece a varios países.

 

Consecuencias de la explotación ilimitada del agua

 

En la naturaleza, el agua, como materia que es, está en constante movimiento y transformación en forma cíclica. A partir de la energía solar, el agua adquiere la energía necesaria para su transformación. El volumen de agua de nuestro planeta es constante, variando su estado físico, distribución, composición química y microbiológica.

 

En los últimos 20 años, el poder de las transnacionales ha ido aumentando, y han impuesto industrias, cultivos y otras prácticas, que contaminan aún más el agua a cambio de la obtención de ganancia aunque sea al precio de la destrucción de la Naturaleza. Hoy día, podemos constatar que la contaminación del agua no ha disminuido, al contrario, se ha acrecentado con la aplicación de las recetas económicas neoliberales.

 

Cada año mueren más de 3 millones de personas por enfermedades relacionadas con el agua, ya sea por infección directa de agua o alimentos contaminados o indirectamente por los organismos portadores de enfermedades como los mosquitos que medran en el agua. Estas enfermedades incluyen diarreas, que causan más de dos millones de muertes cada año y la malaria con un millón. Estas muertes podrían haberse evitado con menos de dos dólares por persona, si se hubiese destinado en salud pública unos 7 846 millones de dólares al año. Si sabemos que en igual período se gastaron 864 000 millones de dólares en gastos militares, esto es, 144 dólares por persona, 70 veces lo necesario para eliminar las enfermedades contagiosas mencionadas; no resulta difícil comprender que es el sistema económico y político que rige en la Tierra hoy día el que nos conduce a la contaminación y destrucción de las propiedades del Agua, del Medio Ambiente y de la propia supervivencia de la vida en el planeta.[24]

 

A su vez, todo eso trae como consecuencia que disminuya la calidad del agua y que la agricultura, con su uso intensivo de fertilizantes químicos constituya una de las principales vías de contaminación sin dejar de mencionar la función impulsora de las multinacionales del giro en todo el mundo. De ahí que muchos pozos han quedado totalmente inutilizables y otros solo posean un uso industrial.

 

A la sobrecontaminación y explotación, se suman las prácticas agrícolas modernas y la expansión de los terrenos de cultivos. Estos han destruido gran cantidad de humedales, que sirven de filtro de sedimentos y generan agua limpia. La escasez de agua afecta a la población, primeramente haciendo frágil la salud. Esta agua contaminada enferma a millones de personas, tanto en el Sur como en el Norte. El 80 % de las enfermedades y la tercera parte de las muertes en los países del Sur, son causadas por aguas contaminadas.[25]

 

No obstante que se conocen los efectos devastadores de la contaminación fluvial, tanto para el hombre como para la naturaleza, la mayoría de las industrias vierten sus residuos químicos directamente en los ríos, así mismo, el vertido de las aguas residuales (no tratadas) de las grandes ciudades, es otra práctica común lo que hace que las aguas de la mayoría de los ríos de la Tierra no son aptas para el consumo humano, en algunos casos, ni siquiera es utilizable para la agricultura o la industria.

 

Por otra parte, el cambio climático tiene consecuencias significativas e irreversibles para la economía, la salud pública y los ecosistemas de numerosas regiones del planeta. Según expertos, el calentamiento disminuirá las reservas de agua dulce en Asia Central, en África Austral y en los países del Mediterráneo. En las regiones áridas del Sur, se convertirán en problemas endémicos las sequías y la escasez de agua que ya afecta a muchas zonas, debido a la mala utilización de los recursos hídricos. El calentamiento global, ya en marcha, afecta a todo el planeta pero tendrá mayores efectos negativos en los casquetes polares, reserva de mayor agua potable. Las nieves perpetuas del Kilimanjaro, la montaña más alta de África, se están derritiendo y se prevé que desaparezcan en un período de 15 años. Así mismo, en la mayoría de las regiones, incluidas muchas europeas, aumentará la frecuencia y la amplitud de las inundaciones y se degradará la calidad del agua.

 

En un informe de 2 600 páginas, redactado por más de 3 000 expertos y publicado por la ONU en julio del 2001 se señala “Las sociedades más pobres del mundo son más dependientes del agua y la agricultura, sistemas que corren riesgos debido a los efectos del cambio climático (…) muchas plantas y animales, así como diversos modos de vida humana, desaparecerán para siempre”. Dichos expertos han señalado que la deforestación y la explotación extensiva de cultivos y pastizales dejan el suelo desprovisto de su cobertura natural. La superficie terrestre refleja así más luz hacia la atmósfera, esto contribuye al aumento de la temperatura atmosférica, se dispersan las nubes y disminuyen las lluvias. El origen de una gran parte de la lluvia que cae en tierra firme es la evaporación del agua de las hojas de los árboles y de la maleza. Al eliminarse estos últimos, disminuye la cantidad de agua disponible para formar nubes.

 

Al no existir una vegetación espesa que retenga el agua, esta desaparece casi con la misma rapidez que cae del cielo, filtrándose hacia el manto freático o retornando al mar. El proceso de desertización y la progresiva pérdida de vegetación de las riberas, contribuye a lo anterior. Este proceso, que comenzó a crecer en los albores del capitalismo industrial, se ha incrementado en los últimos 30 años con el neoliberalismo. Así mismo vemos que la casi totalidad de los países del Sur que han aplicado las recetas neoliberales del FMI y el Banco Mundial han privatizado la gestión de las aguas. Haciendo esto, las compañías se han fragmentado, haciendo casi imposible llevar a cabo estrategias nacionales, para tratar de aliviar las zonas más afectadas.

 

El Norte neoliberal impone al Sur políticas que sus patrocinadores no se aplican a sí mismos. Una de ellas es la de la privatización de los servicios públicos básicos, incluido el servicio de agua a la población. Se requiere imponer la idea de que la gestión estatal de los servicios públicos viene asociada a la ineficiencia y la privada, a la eficacia y a la excelencia. Por tanto, una de las tareas de las instituciones que representan los intereses del G-7, es afirmar que el agua es cara, que el costo de la gestión del agua (como es recolectarla, almacenarla, distribuirla, conservarla, usarla y reciclarla) puede ser asumido eficientemente por las instituciones privadas locales y nacionales de los países del Sur, con la “ayuda” de las transnacionales pero no mencionan en ningún momento que todo ese proceso también trae como consecuencia un deterioro del Medio Ambiente, toda vez que su fabricación, transportación y residuos de industria lo dañan considerablemente .

 

La Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO, en inglés) intenta, desde hace años, establecer índices de calidad homologables en todo el planeta para esta industria creciente, pero las transnacionales con EE:UU. al frente, rehusan toda regulación al respecto.

 

Aún el agua dulce en grandes cantidades no figura como una mercancía de exportación por sí misma, pero se marcha a pasos de gigante en esa dirección y como señalan Tablada y Dierckxsens, un día amaneceremos y descubriremos que el aire también nos lo privatizaron y comercializaron.

 

Referencias

 

[1] Comisión Mundial del Medio Ambiente y el Desarrollo, Nuestro Futuro Común, Alianza, Madrid, 1988, p. 343.

[2] Ver en: Adede, Andrónico O. “Digesto de Derecho Internacional Ambiental” Secretaria de Aclaraciones Exteriores, México, 1995, pág. 470 – 478.

[3] Idem, pág. 479 – 484.

[4] Son datos expuestos y analizados en Leif Ohlsson (ed.), Hydropolitics- Conflicts over water as a development constraint, Zed Books & University press, Londres/Nueva York & Dhaka, 1995.(ver especialmente los artículos “Introduction: The role of water and the origins of conflict” -Leif Ohlsson- y “Looming water crisis: New approaches are inevitable” -Malin Falkenmark & Jan Lundqvist).

[5] Ver tabla comparativa de países en Sandra Postel, “La batalla contra la escasez del agua”, La situación en el mundo. 1993, Apóstrofe/CIP, Barcelona, 1993, p.57.

[6] Son cifras de Naciones Unidas, Register of International Rivers, Pergamon Press, Oxford, 1978; citadas y comentadas por R.Clarke en Water:the international crisis, pp.91-94

[7] Adede, Andrónico O. “Digesto de Derecho Internacional Ambiental” Secretaria de Aclaraciones Exteriores, México, 1995, pág. 483.

[8] Este proyecto fue elaborado por la International Law Association, el 20 de agosto de 1966.

[9] Theo Boutruche: El estatuto del agua en el derecho internacional humanitario. Documento internet.

[10] Protocolo I, artículo 55, apartado 1.

[11] Recordemos, por ejemplo, que durante la Guerra del Golfo Irak destruyó casi todas las plantas de desalinización de Kuwait y la coalición aliada, por su parte, dirigió sus ataques contra el sistema sanitario y de abastecimiento de agua de Bagdad. Otro ejemplo, lo constituye que antes de la intervención de la OTAN en Kosovo, en 1999, lo ingenieros servios cerraron el sistema de distribución de agua de Pristina. Estos ejemplos constituyen una muestra de cómo el recurso puede ser utilizado como arma de guerra en caso de conflicto armado.

[12] Peter H. Gleick en “Amarga agua dulce: los conflictos por recursos hídricos”, Ecología Política, nº 8, Fuhem/Icara, Barcelona, noviembre 1994.

[13] El crecimiento de la población hace aumentar en forma notoria el riesgo de conflicto social, y el 95% de la población que se añade se localizará en los países en desarrollo. Asociado en parte a ello, la urbanización da lugar a un déficit de infraestructura hídrica preocupante. De acuerdo a los datos de crecimiento, la población urbana aumenta un 85%, y parece que la situación aún ha de ir a más (Naciones Unidas 1991-1996). El número de mega ciudades continúa creciendo, y si en 1950 había sólo dos con más de ocho millones de habitantes (Nueva York y Londres), en 1996 ya eran 20, de las cuales 14 se situaban en los países en desarrollo; para el año 2000 se preveían 15, con una población de 20 millones cada una. Remitirse a: Fernández-Jáuregui, Carlos A: El agua como fuente de conflictos: repaso de los focos de conflictos en el mundo. En: http://www.cidob.org/Castellano/Publicaciones/Afers/45-46fernandez.html

[14] Ver en Sandra Postel, Last Oasis: facing water scarcity, W.W.Norton, Nueva York/Londres, 1992, pp.183-191(el capítulo titulado “A water ethic”).

[15] Sepúlveda, César: Derecho Internacional. 16ª edición, Porrúa, México, 1998, página 175.

[16] Principio 1, Declaración de la Conferencia de Naciones Unidas sobre Medio Humano, Estocolmo, 16 de junio de 1972.

[17] Principio 5, Declaración de la Conferencia de Naciones Unidas sobre Medio Humano, Estocolmo, 16 de junio de 1972.

[18] Barros, James: Contaminación y derecho Internacional. Ediciones Marymar, Buenos Aires, 1977, página 88.

[19] Principio 6, Declaración de la Conferencia de Naciones Unidas sobre Medio Humano, Estocolmo, 16 de junio de 1972.

[20] Principio 23, Declaración de la Conferencia de Naciones Unidas sobre Medio Humano, Estocolmo, 16 de junio de 1972.

[21] Principio 2, Declaración de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo, Río de Janeiro, junio de 1992.

[22] Idem.

[23] Principio 18, Declaración de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo, Río de Janeiro, junio de 1992.

[24] Federación Internacional de las Sociedades Cruz Roja y Media Luna Roja. Comunicado de Prensa, junio del 2000.

[25] En estos países del Sur, el agua para beber y cocinar está contaminada con sustancias químicas dañinas a la salud, provenientes de los pesticidas y fertilizantes químicos; de heces humanas y animales, y de residuos industriales tóxicos. La cantidad de habitantes afectados por falta de instalaciones sanitarias, aumentó de 2 600 millones en 1990 a 2 900 millones en 1997, acorde con los programas de Ajuste del FMI y el Banco Mundial. Sólo el 20 % de la humanidad tiene servicios sanitarios adecuados.

 

LOCALES

 

Marcha de Todas las Marchas: ¿Quiénes somos?

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, Marcha de Todas las Marchas.- Somos estudiantes, ecologistas, animalistas, indígenas, inmigrantes, mujeres, cannábicos, ateos, trabajadores, personas con capacidades diferentes, lesbianas, gays, bisexuales y transexuales que nos unimos por la igualdad, la justicia y la democracia en nuestro país. Nos unimos teniendo como demanda transversal una nueva Constitución, vía Asamblea Constituyente. Somos movimientos, organizaciones y federaciones que por primera vez en la historia del país  marcharemos unidos para visibilizar el poder ciudadano. La ciudadanía debe y merece ser escuchada por el Estado. Todas y todos a la Marcha de todas las Marchas. La gran marcha de Chile a desarrollarse el sábado 22 de marzo a las 14:00 horas en Plaza Italia.

 

Central Autonoma de Trabajadores (Cat)Federación Sindical Mundial Chile (FSM, Confederación Nacional Unitaria de Trabajadores del Transporte y Afines Chile (Conutt), Asociación Gremial de Trabajadores del Transporte (Transantiago), Confederación Nacional de Taxi Colectivos, Federación Nacional de Trabajadores de las Telecomunicaciones, Asociación Nacional de Gendarmes de Chile. Por un nuevo código laboral y la aplicación inmediata de los convenios de la OIT.

Colectivo Palos de Ciego. Por representatividad y legitimidad.

Consejo de Todas las Tierras. Por la autodeterminación del Pueblo Mapuche.

Comunidad para apoyar la Ley Ricarte. Por medicamentos financiados por el Estado 

Federación Estudiantes Universidad CentralPor educación gratuita y de calidad. 

Coordinación de Organizaciones de las Comunidades Migrantes.  Por la regularización migratoria.

Defensa Vegetal Animal , Colectivo Animalista Alza Tu voz y Grupo Unido por los Animales Urbanos. Por el fin a la explotación animal.

Iniciativa por Plebiscito para Asamblea Constituyente y Convergencia Constituyente. Por una Carta Magna democrática.

Movimental y Cultiva Medicina. Por una nueva política de drogas y el autocultivo de marihuana.

Movimiento de Integracion y Liberacion Homosexual, MovilhPor el matrimonio igualitario.

Movimiento por la Interrupcion Legal del Embarazo, MilesPor el aborto terapéutico.

Oficina de Asuntos Rapanui. Por la Independencia para Rapa Nui.

Patagonia sin Represas. y Coordinadora Ciudadana contra el Proyecto Hidroelectrico Alto Maipo(No Alto Maipo). Por un medio ambiente libre de contaminación.

Sociedad Atea de ChilePor un Estado laico.

Comite Pro-Defensa de la Musica ChilenaPor los derechos de los artistas.

Ong Alegria GlobalPor la Paz mundial y la no violencia

Educadoras y tecnicos de parvulos de Chile. Por mejoras laborales en la educación.

Asociacion Ciudadana Contra el Lucro en la Salud.

Agrupacion de Estudiantes Estafados por el Credito Corfo

Chile sin Transgenicos Yo no quiero transgenicos en ChilePor un Chile sin transgenicos ni Ley Monsanto

 

Impulsamos

 

Nueva Constitución, vía Asamblea Constituyente.

La autodeterminación de los pueblos indígenas.

Educación gratuita y de calidad.

El Estado laico.

Los derechos de los inmigrantes.

El matrimonio igualitario con adopción de hijos.

Un medioambiente libre de contaminación.

El buen trato a los animales.

La participación ciudadana.

El aborto terapéutico

Nueva política de drogas.

Salud de calidad y gratuita.

Voto chileno desde el extranjero.

Por un Chile sin transgénicos

Por los derechos de los artistas chilenos.

Por una justa paz y no violencia

 

Aprueban proyecto para transferencia de recursos a los trabajadores recolectores de basura

 

Valparaíso, viernes 21 de marzo de 2014, ACHm.- Hoy (martes) será visto en la sala. Comisión de Gobierno Interior de la Cámara aprobó por unanimidad proyecto que facilita la transferencia de recursos a los trabajadores recolectores de basura. Con la presencia del presidente de la Asociación Chilena de Municipalidades (AChM), alcalde de Maipú, Christian Vittori y el primer vicepresidente, alcalde de El Bosque, Sadi Melo, la Comisión de Gobierno Interior de la Cámara aprobó el proyecto de ley que autoriza que los recursos transferidos desde la Subsecretaría de Desarrollo Regional a las municipalidades del país sean traspasados a las empresas con el objeto que éstas, finalmente, los hagan llegar a los trabajadores.

 

El Alcalde Vittori explicó que “este proyecto surge, porque el acuerdo firmado por el gobierno anterior con los trabajadores recolectores de basura, no estableció el procedimiento de transferencia de recursos desde los municipios a las empresas, para que a través de éstas, los dineros sean entregados a los trabajadores”.

 

La propuesta, inspirada en el contexto de las pasadas movilizaciones de los recolectores de basura, da cuenta que la reforma del año 2009 no dejó claramente establecido ni garantizado que en las licitaciones de contratos de concesión para el servicio de recolección, transporte y disposición final de residuos sólidos, se tome como criterio de evaluación preponderante las remuneraciones y condiciones laborales de los trabajadores de dichas empresas.

En esta línea, el proyecto establece la obligatoriedad de contemplar en dicho cálculo una ponderación mínima de un 10% del total de los criterios de evaluación para la adjudicación de la licitación. La iniciativa, calificada con urgencia de discusión inmediata (seis días de plazo para su tramitación), fue despachada para que hoy la sala la sancione y pueda pasar al senado.

 

Proyecto que protege a los recolectores de aseo pasa al Senado

 

Valparaíso, viernes 21 de marzo de 2014, ACHM.- Para cumplir su segundo tramite constitucional. Proyecto que protege a los recolectores de aseo pasa al Senado. La Cámara de Diputados entregó su respaldo al proyecto del Ejecutivo, que mejora normas en materia de contratación pública para proteger los derechos de los trabajadores de las empresas de aseo y extracción de residuos sólidos, el que fue aprobado en el Hemiciclo por 98 votos a favor. El proyecto, informado a la Sala por el diputado Ramón Farías, de la Comisión de Gobierno Interior, establece la obligatoriedad de contemplar en dicho cálculo una ponderación mínima de un 10% del total de los criterios de evaluación para la adjudicación de la licitación.
El texto legal, ingresado a trámite ayer con urgencia de discusión inmediata, se inspira en el contexto de las pasadas movilizaciones de los recolectores de basura. De esta manera, da cuenta que la reforma del año 2009 no dejó claramente establecido, ni garantizado que en las licitaciones de contratos de concesión para el servicio de recolección, transporte y disposición final de residuos sólidos, se tome como criterio de evaluación preponderante las remuneraciones y condiciones laborales de los trabajadores de dichas empresas.

 

El presidente de la Asociación Chilena de Municipalidades, Alcalde de Maipú, Christian Vittori junto al Diputado del distrito 16, Gabriel Silber y la directiva de la Federación Nacional de Sindicatos de Trabajadores de Aseo, Jardines y Rellenos Sanitarios de Chile (FENASINAJ) se reunieron con la presidenta del Senado, Isabel Allende para informar sobre la necesidad de respaldar dicho proyecto de Ley.

 

La iniciativa autoriza a las municipalidades a transferir, por una sola vez, a empresas proveedoras del servicio de recolección, transporte y disposición final de residuos sólidos domiciliarios, recursos que serán destinados por estas exclusivamente a sus trabajadores, declarando por bien transferido aquellos recursos que, a la fecha de publicación de la presente ley, ya se hayan entregado a las precitadas empresas con dicho fin.

 

NACIONALES

 

Comité de Ministros invalida resolución de Piñera sobre HidroAysén

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, La Segunda.- Comité de Ministros invalida resolución del gobierno de Piñera sobre HidroAysén. La instancia se pronunciará sobre el fondo del proyecto en 60 días. “Tiene vicios de ilegalidad”, dijo el ministro de Medio Ambiente, quien lidera la instancia. El Comité de Ministros decidió invalidar el acuerdo que alcanzó el gobierno de Piñera con el proyecto HidroAysén el pasado 30 de enero, respecto de las reclamaciones de la megacentral. “Estimamos que dicho pronunciamiento del 30 de enero tiene vicios de ilegalidad. Estimamos que lo pertinente es que los recursos de reclamación puedan verse integralmente. Creemos que con esta decisión las materias reclamadas vuelven a su cauce institucional”, señaló ek ministro de Medio Ambiente, Pablo Badenier.

 

Río Baker, parte del trazado de la megacentral.

 

El secretario de Estado dijo además que en un plazo de dos meses el comité de ministros “se pronunciará sobre el fondo de las materias reclamadas” del polémico proyecto. El Comité de Ministros está encabezado por el ministro del Medio Ambiente, Pablo Badenier, además de los titulares de Salud, Economía, Agricultura y Energía.

 

De qué se trató el acuerdo del 30 de enero

 

El acuerdo que echó por tierra el Comité Ministros de este gobierno tiene que ver con la resolución que determinó la instancia de la anterior administración.

 

Esta dejó pendiente sólo dos de las 35 reclamaciones del megaproyecto y pidió dos estudios más para resolver definitivamente la viabilidad del proyecto. Estos estudios pendientes eran una hidrológico y  otro de impacto laboral.

 

En 60 días se revisará a fondo todas las materias reclamadas sobre HidroAysén

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Christian Buscaglia, El Mostrador.- Instancia se dio 60 días para revisar “el fondo” de las materias reclamadas. Comité de Ministros vuelve a foja cero todo lo resuelto en la administración Piñera sobre HidroAysén. “Estimamos que dicho pronunciamiento tiene vicios de ilegalidad y estimamos que lo pertinente es que los recursos de reclamación puedan verse integralmente, creemos que con esta decisión las materias reclamadas vuelven a su cauce institucional”, sostuvo el titular de Medio Ambiente, Pablo Badenier.

 

El Comité de Ministros decidió este miércoles invalidar los acuerdos alcanzados sobre HidroAysén durante la administración de Sebastián Piñera y se dio un plazo de 60 días para revisar “el fondo” de los 35 recursos de reclamación presentados por la empresa y opositores al megaproyecto.

“Hemos resuelto invalidar los acuerdos del Comité de Ministros del 30 de enero que resolvieron parcialmente los recursos de reclamación que se presentaron contra el proyecto HidroAysén”, sostuvo el ministro de Medio Ambiente, Pablo Badenier.

 

“Estimamos que dicho pronunciamiento tiene vicios de ilegalidad y estimamos que lo pertinente es que los recursos de reclamación puedan verse integralmente, creemos que con esta decisión las materias reclamadas vuelven a su cauce institucional, nosotros como Ministerio de Medio Ambiente somos los primeros llamados a respetar la institucionalidad ambiental”, agregó la autoridad.

 

En ese sentido, el ministro Badenier anunció que “en un plazo de 60 días nos pronunciaremos sobre el fondo de las materias reclamadas”.

 

Al ser consultado por una posible intención del actual gobierno de Michelle Bachelet de realizar cambios al proyecto, el titular del Medio Ambiente aclaró que “el Comité de Ministros no está facultado para modificar proyectos en esta etapa de evaluación”.

 

A las 08:45 horas de esta mañana se inició la reunión del Comité de Ministros de la actual administración. Encuentro que se llevó a cabo en las dependencias del Ministerio de Medio Ambiente, donde llegaron los titulares de Agricultura, Carlos Fuche; Salud, Helia Molina; Economía, Luis Felipe Céspedes; Energía, Máximo Pacheco; Minería, Aurora Williams; y Medio Ambiente, Pablo Badenier.

El anterior Comité de Ministros, encabezado por la ex titular de Medio Ambiente, María Ignacia Benítez, resolvió solicitar dos estudios adicionales para “despejar” temas referidos al impacto medioambiental de la megacentral.

 

Posteriormente, la empresa HidroAysén S.A. emitió una declaración pública cuestionando al Consejo de Ministros por el tiempo que tardó en pronunciarse –y en notificarlos de su decisión– respecto a las reclamaciones que se hicieron ante la iniciativa energética.

 

“Tras dos años y medio de espera, HidroAysén ha sido notificado recién en el día de ayer de la resolución adoptada el pasado jueves 30 de enero por el Comité de Ministros, la que incluye la solicitud de dos nuevos estudios sobre el proyecto. Ello, a pesar de que las materias solicitadas por la autoridad fueron objeto de diversos estudios elaborados por instituciones especializadas, informes que fueron entregados durante la tramitación ambiental que duró más de dos años y revisados por 36 servicios públicos y por la Comisión Regional de Evaluación Ambiental. Este proceso permitió que HidroAysén obtuviera su aprobación ambiental y la Resolución de Calificación Ambiental (RCA) en mayo de 2011, la cual fue ratificada en su totalidad por los Tribunales de Justicia, tanto en las Cortes de Apelaciones de Coyhaique y Puerto Montt, como la Corte Suprema de Chile, durante los años 2011 y 2012″, expusieron los responsables del proyecto.

 

Declaración Pública del Consejo Defensa de la Patagonia sobre HidroAysén

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, Terram.-  CDP valoró primera decisión del Comité de Ministros por HidroAysén: “Cumplido este primer paso, esperamos que la próxima decisión sea rechazar el EIA”. Informado el Consejo de Defensa de la Patagonia sobre la decisión del Comité de Ministros del gobierno de Michelle Bachelet de invalidar la decisión adoptada el 30 de enero y revisar en 60 días los recursos y reclamaciones interpuestos por organizaciones, ciudadanos y la empresa, expresa lo siguiente:

 

 

Declaración Pública Consejo Defensa de la Patagonia (CDP) 19 marzo 2014.

 

Informado el Consejo de Defensa de la Patagonia sobre la decisión del Comité de Ministros del gobierno de Michelle Bachelet de invalidar la decisión adoptada el 30 de enero y revisar en 60 días los recursos y reclamaciones interpuestos por organizaciones, ciudadanos y la empresa, expresa lo siguiente:

Recibimos con satisfacción la decisión de hoy del Comité de Ministros, que da una señal para que la institucionalidad ambiental vuelva a su cauce, la cual, incluso ya deficiente, fue sistemáticamente vulnerada por los anteriores gobiernos.

 

Quedamos expectantes de la decisión definitiva que adopte el Comité de Ministros en un plazo de 60 días, luego de revisar las múltiples reclamaciones y recursos administrativos presentados, además de los informes que dan cuenta de la ilegal tramitación y aprobación de este proyecto, considerando que el estudio no se hace cargo de sus múltiples impactos sociales, culturales y ecosistémicos en la región de Aysén.

 

Insistimos en que desde el origen de este proyecto, tanto los ciudadanos y pobladores de la región de Aysén, junto a organizaciones sociales y ambientales, hemos demostrado técnica y legalmente que el estudio de impacto ambiental de HidroAysén no debió haber sido acogido a tramitación por carecer de información esencial y relevante para ser evaluado. Por ello, nos reservamos la potestad futura de recurrir a las instancias administrativas y judiciales correspondientes en caso de no revertirse la resolución de calificación ambiental favorable que la administración de Sebastián Piñera otorgó a HidroAysén en mayo de 2011.

 

Todo esto fue refrendado por el informe de la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados, constituida en investigadora de las irregularidades e ilegalidades en la tramitación y aprobación del estudio, que fuera aprobado por el pleno en abril 2012.

 

Como Consejo de Defensa de la Patagonia, que reúne a más de 70 organizaciones de la región de Aysén, Chile y el extranjero, seguiremos abogando por la paralización de mega proyectos incoherentes con un futuro sustentable de la Patagonia chilena y sus habitantes.

 

Ciudadanía celebra decisión de Comité de Ministros sobre HidroAysén

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, El Mercurio.-  Consejo de Defensa de la Patagonia celebra decisión de Comité de Ministros por HidroAysén. La organización contraria al proyecto energético interpreta el anuncio como una señal de que “la institucionalidad ambiental vuelve a su cauce”. El Consejo de Defensa de la Patagonia (CDP) celebró la decisión del Comité de Ministros de invalidar la decisión adoptada el 30 de enero por el mismo organismo del anterior Gobierno de Sebastián Piñera en relación al proyecto HidroAysén y lo interpretó como una señal de que “la institucionalidad ambiental vuelve a su cauce”.

 

Foto: El Mercurio (Archivo)

 

“Recibimos con satisfacción la decisión de hoy del Comité de Ministros, que da una señal para que la institucionalidad ambiental vuelva a su cauce, la cual, incluso ya deficiente, fue sistemáticamente vulnerada por los anteriores Gobiernos”, indicó la organización ambiental en un comunicado.

 

El CDP dijo además que estarán expectantes respecto de la decisión definitiva que adopte el Comité de Ministros en un plazo de 60 días, “luego de revisar las múltiples reclamaciones y recursos administrativos presentados, además de los informes que dan cuenta de la ilegal tramitación y aprobación de este proyecto, considerando que el estudio no se hace cargo de sus múltiples impactos sociales, culturales y ecosistémicos en la Región de Aysén”, recalcó.

 

La organización ambiental insistió en que desde su origen este proyecto no debió haber sido acogido a tramitación, por carecer de información esencial y relevante para ser evaluado.

 

“Por ello, nos reservamos la potestad futura de recurrir a las instancias administrativas y judiciales correspondientes en caso de no revertirse la resolución de calificación ambiental favorable que la administración de Sebastián Piñera otorgó a HidroAysén en mayo de 2011”, subrayó el CDP.

 

Esta mañana, el Comité de Ministros decidió invalidar la decisión del anterior gobierno, que el pasado 30 de enero resolvió parcialmente las reclamaciones interpuestas en torno al proyecto hidroeléctrico HidroAysén, impulsado por Endesa (51%) y Colbún (49%).

 

Al respecto, el ministro de Medio Ambiente, Pablo Badenier, señaló que en el plazo legal de 60 días, este Comité volverá a reunirse para adoptar una definición integral respecto a las 35 reclamaciones presentadas por organizaciones, ciudadanos y la propia empresa.

 

Antecedentes son claros para rechazar el proyecto desde ya

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, El Ciudadano.- No a HidroAysén: Ministros de Bachelet invalidan acuerdos tomados por Piñera. Hartmann señala que no le parece la decisión del comité de Ministros de pedir nuevos estudios sobre el Proyecto HidroAysén, con costo monetario al Estado, cuando los antecedentes presentados en estudios anteriores son claros a su juicio para rechazar el proyecto desde ya.

 

Queremos comunicar e informar a los medios de comunicación y al país que en la sesión de hoy que en el Comité de Ministros hemos decidido invalidar los acuerdos que el (anterior) Comité adoptó” en enero pasado, dijo el  nuevo ministro de Medio Ambiente, Pablo Badenier.

 

La decisión fue tomada durante la jornada de este miércoles y se basó en los reclamos de organizaciones ciudadanas y en los recursos presentados por Endesa en su momento. En lo práctico señalaron que se reunirán en 60 días más para pronunciarse si se rechaza o no el proyecto HidroAysén.

Ante esto Peter Hartman, del Concejo de Defensa de la Flora y Fauna de Aysén, valoró la decisión tomada por el actual.

 

Estábamos reclamando la invalidación precisamente del Comité de Ministros anterior y en realidad sin que el Comité de Ministros siquiera le llegaran nuestras peticiones igual lo hizo, así que bien por ellos”, expresó.

 

Pero Hartmann señala que no le parece la decisión del comité de Ministros de pedir nuevos estudios sobre el Proyecto HidroAysén, con costo monetario al Estado, cuando los antecedentes presentados en estudios anteriores son claros a su juicio para rechazar el proyecto desde ya.

 

A nivel central, el ministro de Energía, Máximo Pacheco, manifestó al respecto que existen “enormes desafíos en el plano energético” que formarán parte de la agenda y, por ello, pidió que el foco no apunte solo a HidroAysén: “Me parece muy importante como país que cuando discutamos de la estrategia y la agenda energética HidroAysen no sea el único centro de esta discusión” apuntó.

 

La decisión del comité de Ministros actual, dista del apoyo favorable que se dio durante el año 2011 en el Gobierno del Ex Presidente Sebastián Piñera, en donde el Proyecto HidroAysén fue calificado como “vital” para la sustentabilidad energética del país.

 

Organizaciones sociales pidieron invalidar resoluciones sobre HidroAysén

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Tania González, Radio Universidad de Chile.- Una serie de recursos fueron presentados ante el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), solicitando que se revoque la decisión que el 30 de enero adoptara el Comité de Ministros de la administración de Sebastián Piñera sobre el proyecto HidroAysén. Agrupaciones de la Comisión Ciudadana-Técnico- Parlamentaria se reunieron con el ministro de Energía, Máximo Pacheco. Luego del encuentro, dirigentes entregaron sus observaciones respecto al futuro del proyecto HidroAysén que ahora está en manos de nuevas autoridades.

 

El ministro de Energía, Máximo Pacheco, recibió por segunda vez en el ministerio a la Comisión Ciudadana-Técnico- Parlamentaria de Energía, instancia creada en mayo del 2011 y constituida por 40 personas entre parlamentarios, académicos, técnicos, organizaciones gremiales y ciudadanos de interés público.

 

En esta oportunidad, la Comisión expuso ante el ministro sobre el problema del mercado eléctrico y su concentración, el centro de despacho de energía que manejan los mismos actores, además, sobre el sistema de fijación de precios con distorsión y todas las nuevas políticas que deben ser impulsadas como la energía renovable, más la participación ciudadana.

 

En este último punto se detuvo Sara Larraín, Directora del programa Chile Sustentable, quien afirmó que al ministro le quedó claro que el desarrollo eléctrico no puede ser sólo con fines de lucro, sino que debe ser para el país y no al beneficio de las cuatro o cinco empresas que lo monopolizan.

 

Aunque el polémico proyecto de HidroAysén y el próximo encuentro del Comité de Ministros, no fue tema de la reunión con la autoridad, la ecologista  sostuvo que las organizaciones esperan que el ministerio de Energía considere inviable el proyecto: “Esperamos que este Gobierno, por vía administrativa, le quite el piso y el ideal para nosotros es que esos recursos hídricos volvieran a ser propiedad de todos los chilenos. No pueden ser de una empresa que antes fue chilena, española, ahora italiana y después la compran los alemanes. No puede seguir el desarrollo energético del país concentrado en lo que es de interés de las empresas”, dijo Larraín.

 

Asimismo agregó que algunas organizaciones están trabajando en la reconsideración de las reclamaciones administrativas para luego ir a tribunales ambientales.

 

En tanto, Juan Pablo Orrego, Director de la organización Ecosistemas, señaló que su sensación es que el proyecto está moribundo, pero no enterrado, puesto que las empresas Endesa, Colbún, Enel y Endesa España, no quieren soltar la “mina de oro” del proyecto de HidroAysén pero la ciudadanía lo está bloqueando: “Vamos a ver qué es lo que hace el comité de ministros de Michelle Bachelet, pero claramente es un proyecto que va en caída. En la medida que el proyecto sigue bloqueado gracias a la campaña ciudadana están entrando en madurez las energías renovables no convencionales, está quedando cada vez más claro que los costos se están nivelando entre las fuentes renovables y las convencionales. De hecho, al bloquearse las fuentes destructivas, como el proyecto Castillo e HidroAysén, el mercado y las empresas están mirando hacia las energías renovables no convencionales. Creo que ese ha sido uno de los efectos más virtuosos de la campaña Patagonia sin Represas, contra HidroAysén”, señaló Orrego.

 

Por último, Rodrigo García, director de la Asociación Chilena de Energías Renovables Alternativas (ACERA), manifestó que el proyecto de HidroAysén partió mal planteado al dividirse en las represas y las líneas de transmisión, sin abordar la descentralización: “Me parece que traer energías desde dos mil kilómetros de distancia, hasta Santiago para seguir aumentando Santiago, es una aberración. Porque muchos hablamos que lo que el país requiere es regionalización y no centralización, y ese proyecto tiende a ser centralista. Creo que esa es la principal crítica, que no se ha hecho mucho”, dijo García.

 

Por último, García concluyó que una gran cantidad de proyectos están en conflicto con la ciudadanía, lo que a su juicio obedece a problemas de institucionalidad medio ambiental que está objetada al producirse aprobaciones que no actúan conformes a los requerimientos de los habitantes.

 

La muerte lenta de HidroAysén

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, por Alejandra Carmona, El Mostrador.- Titulares de Energía, Agricultura, Salud, Medio Ambiente y Minería se reunirán nuevamente en 60 días. El Comité de Ministros que se reunió ayer resolvió un hecho técnico: invalidar la resolución de su organismo par que sesionó en enero, en el ocaso del Gobierno de Sebastián Piñera. Sin embargo, tras esa decisión, se lee una respuesta política que no sólo entienden los grupos que se oponen a las centrales, sino también la industria energética. “Este es el primer paso para matar el proyecto”, asegura una fuente cercana a Endesa. Después de anunciar la decisión del Comité de Ministros sobre las reclamaciones del proyecto HidroAysén, el titular de Medio Ambiente, Pablo Badenier, lanzó en Radio Cooperativa una opinión que no pasó inadvertida: “El proyecto HidroAysén, tal como está concebido, es inviable”. Una afirmación que, palabras después, reforzó diciendo que el estado de las reclamaciones no cambiaría su parecer.

 

El Comité de Ministros que integran el titular de Medio Ambiente, Pablo Badenier; Energía, Máximo Pacheco; Salud, Helia Molina; Agricultura, Carlos Furche; Minería, Aurora Williams; y Economía, Luis Felipe Céspedes, resolvió iniciar un proceso para invalidar la resolución del Comité de Ministros del 30 de enero pasado; una cita levantada en la agonía del Gobierno de Sebastián Piñera.

 

La principal causa técnica de la decisión de los nuevos ministros es que, de las 35 reclamaciones vistas en el gobierno anterior, sólo se resolvieron 17. El resto fue condicionado a dos estudios: uno sobre hidrología y otro sobre Medio Humano. Justamente eso, resolver parcialmente las reclamaciones, es lo que el primer Comité de Ministros de esta nueva administración considera ilegal.

 

Pero tanto entre los opositores al proyecto como en la misma industria energética creen que, más allá de la resolución técnica y legal, la lectura que queda sobre la mesa es política.

 

La intervención del ministro Badenier sigue la misma línea de lo que ya había reiterado la presidenta Michelle Bachelet en tiempos de campaña; por ejemplo, cuando –luego de reunirse con el ex candidato Alfredo Sfeir–, señaló a la prensa: “El proyecto HidroAysén es inviable y no contará con nuestro apoyo”.

 

La incertidumbre

 

El inminente portazo a HidroAysén no proviene sólo de la franqueza del gobierno. “Este es el primer paso para matar el proyecto”, asegura una fuente cercana a Endesa, empresa que, junto a Colbún S.A., busca construir las cinco centrales hidroeléctricas en las inmediaciones de los Ríos Baker y Pascua, en la Región de Aysén. “Lo que pasa es que tienen que hacerlo de forma elegante”, completa la misma fuente.

 

El inminente portazo a HidroAysén no proviene sólo de la franqueza del gobierno. “Este es el primer paso para matar el proyecto”, asegura una fuente cercana a Endesa, empresa que, junto a Colbún S.A., busca construir las cinco centrales hidroeléctricas en las inmediaciones de los Ríos Baker y Pascua, en la Región de Aysén. “Lo que pasa es que tienen que hacerlo de forma elegante”, completa la misma fuente.

 

Un hombre de la industria repara en lo acotado de los tiempos: en 60 días más el Comité de Ministros deberá pronunciarse sobre las 35 reclamaciones, pero también se acerca otro hito: el programa de gobierno de Bachelet señala que este año el Ministerio de Energía desarrollará una Política Nacional de Energía, “que estará en el marco de la Agenda de Energía que se establecerá en los 100 primeros días de Gobierno”. “Es claro que una decisión importante sobre el futuro de las reclamaciones e HidroAysén podría salir casi al mismo tiempo que Bachelet dé a conocer sus lineamientos en este tema; serviría para reforzar ese discurso”, comenta una fuente de la industria que también repara en que la situación sería casi como arrimarse a un árbol a punto de caer: “Tampoco hay que olvidar que la RCA (Resolución de Calificación Ambiental) ya va a caducar”. Las RCA tienen una vigencia de cinco años desde que son otorgadas y, en el caso de las centrales del proyecto, ésta fue otorgada en mayo del año 2011. Y aún falta el proceso de la línea de transmisión.

 

También es un dato importante para la industria que el Comité de Ministros sesionara apenas comenzó la nueva administración; un ejemplo de que cada paso es una señal en materia energética, una de las áreas más cuestionadas en la administración anterior de Bachelet, donde se aprobaron 42 proyectos termoeléctricos, entre ellos, la Central Campiche  de Aes Gener, que vio la luz, en gran parte, gracias a las gestiones del propio gobierno.

 

“Ese plazo de 100 días está corriendo y esta decisión del Comité de Ministros de convocarse tan rápidamente y de darse un plazo de 60 días hay que entenderlo a la luz de cuál va a ser la visión que se va a proponer al país”, comenta René Muga, gerente general de la Asociación de Generadoras.

 

El Estado y la Enap

 

En septiembre del año pasado una información sobresalió en la prensa: uno de los informes propuestos a la comisión de Energía del comando de Bachelet destacaba el nuevo rol que tendría la Empresa Nacional de Petróleo (ENAP). El Mercurio enfatizaba en uno de los párrafos de la nota que uno de los objetivos de la empresa –que se transformaría en la Empresa Nacional de Energía (ENE)– sería “desarrollar y operar la Carretera Energética Nacional” y resolvería “la falta de inversión en el sector transmisión de energía”.

 

Aunque el mismo informe destacaba que la carretera eléctrica se ha “estigmatizado por aparecer como una salida para viabilizar el proyecto HidroAysén, (y que) por ello debe excluirse esta iniciativa privada de la carretera eléctrica”, esta empresa va a ser definitivamente un actor gravitante en la exploración de gas en Chile.

 

El ministro de Energía, Máximo Pacheco, señaló hace unos días –una frase que ha repetido más de una vez– la necesidad de “deshidroaysenizar” la discusión en torno al tema energético. Y la semana pasada señaló, en la misma línea de Bachelet y Badenier, que HidroAysén, “tal como está, es inviable”, poniendo un gramo más de cemento a la lápida del proyecto. Incluso en contra de sí mismo, ya que Pacheco había declarado en enero de 2013 que “HidroAysén no está muerto”.

 

Al interior de la Nueva Mayoría, una fuente comenta que una de las ideas que circuló hace unos meses era que el Estado entrara como socio a HidroAysén a través de ENAP. Una de las personas que habría sido más entusiasta con la idea fue Eduardo Bitrán, miembro del equipo económico de campaña de Bachelet, ex ministro de Obras Públicas y recién nombrado vicepresidente ejecutivo de Corfo.

 

Sin embargo, el mismo Pacheco, en una reunión a puertas cerradas el lunes pasado con el senador Carlos Bianchi, comentó que “tenemos otra enorme matriz a la que recurrir”, en un encuentro donde el ministro reconoció asimismo el fortalecimiento de ENAP en esta nueva política energética, según comenta el parlamentario.

 

SMA acata fallo de Tribunal sobre Pascua Lama

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, El Mercurio.- SMA acata fallo y declina apelar por fallo millonaria multa contra Pascua Lama. El superintendente de medio ambiente, Cristián Franz, dijo que respetarán la medida “para posteriormente resolver el caso a partir de una argumentación técnica y jurídica que sea sólida u consistente”. La Superintendencia de Medio Ambiente (SMA) decidió acatar y no apelará a la decisión adoptada por el Segundo Tribunal Ambiental de Santiago, que anuló una millonaria multa aplicada sobre el proyecto Pascua Lama.

El jefe del organismo fiscalizador, Cristián Franz, explicó que respetarán el dictamen que revocó la sanción de $8 mil millones contra la minera, “para posteriormente resolver este caso a partir de una argumentación técnica y jurídica que sea sólida u consistente”, según radio Bío-Bío.

En su determinación, el Tribunal Ambiental consideró ilegal que la SMA agrupara los 22 incumplimientos del proyecto a la Resolución de Calificación Ambiental y no los sancionara individualmente.

En tanto, las comunidades de Huasco presentaron el lunes una carta en la que solicitaban la abstención de recurrir a una casación ante la Corte Suprema, dado que de ingresar “a la Corte Suprema, se prolongaría por más tiempo la intervención en los ecosistemas glaciares del desierto más árido del mundo”.

 

Pescadores artesanales piden revisar Ley Longueira

 

Santiago, viernes 21 de marzo de 2014, La Segunda.- Pescadores artesanales piden al gobierno revisar ley Longueira. Condepp reclama que “los recursos pesqueros vuelvan a manos de todos los chilenos y se terminen los privilegios de las 7 familias”. Los pescados artesanales agrupados en el Consejo de Defensa de la Pesca (Condepp) pidieron a la subsecretaría de Pesca que revise la llamada ley Longueira que se aprobó en la administración anterior.

 

Tras concretar la primera reunión con el titular de la Subpesca, Raúl Súnico, la entidad -que agrupa a más 50 mil socios- exigieron al gobierno concretar a la brevedad la revisión de la norma tal como se comprometió en su programa  la Presidenta Michelle Bachelet.

 

Según indicó el vocero de la organización, Jorge Bustos, “durante la campaña de Bachelet nos reunimos con ella, apoyamos las propuestas que hoy son parte del programa de gobierno, y ahora frente al Subsecretario, venimos a rayar la cancha y exigir que concrete a la brevedad los compromisos de la Presidenta; la revisión de la ley Longueira,  para que los recursos pesqueros vuelvan a manos de todos los chilenos y se terminen los privilegios de las 7 familias”.

 

Terminado el encuentro, en el que participaron además decenas de dirigentes encabezados por Nelson Estrada (Biobío), Froilán Recabal (Maule), Jaime Cosme (Magallanes), Hernán Machuca (Araucanía), José Verdugo (Los Lagos), Rubén Casanova (Los Lagos), Carlos Espinoza (Los Lagos) y Sergio Mayorga (Aysén), entre otros, la comitiva hizo entrega de una carta a la Presidenta Michelle Bachelet en La Moneda, donde exponen los puntos a revisar.

 

Entre estos, piden concretar durante el primer año de gobierno una agenda con medidas para mejorar la transparencia de Subpesca, Sernapesca, IFOP, Comités Científicos, entre otros. También exigen implementar planes de mitigación social para enfrentar la masiva rebaja de cuotas, por ejemplo, doblando los recursos del Fondo de Administración Pesquera durante los primeros 100 días de gobierno.

 

Asimismo, plantean establecer una política de tratamiento de las pesquerías sobre explotadas y colapsadas, de forma que se definan medidas ex ante;  informar  a la brevedad sobre el estado general de las pesquerías; y fortalecer la institucionalidad científica y de fiscalización, incluida la  refundación de IFOP y Sernapesca.

 

Eliminación progresiva de la pesca de arrastre

 

Tal como se comprometió en el programa de gobierno, “se solicita obligar a la industria a adaptarse en un plazo no superior a cuatro años, para cambiar este arte de pesca”, dice la misiva.

 

Otro punto que agrega la carta es establecer un cronograma para la extensión de las 5 millas de protección artesanal desde Chiloé hasta el extremo sur.

 

También plantean el fortalecimiento de la pesca artesanal, con un verdadero INDAP Pesquero, con recursos y atribuciones suficientes y la creación de una plataforma comercial para acceder a precios justos, implementando programa piloto este año.

……………………………………………………..

Se autoriza la copia, distribución y uso de los contenidos publicados en el BOLETÍN GAL, siempre y cuando no se utilicen con fines comerciales, se reconozca la autoría y se identifique explícitamente a la fuente. Las opiniones vertidas por otras fuentes, visitantes o colaboradores en esta publicación no necesariamente reflejan los puntos de vista del BOLETÍN GAL. Esta publicación no es spam y se envía bajo los Artículos 2 y 4 de la Ley 19.628 de la República de Chile y de acuerdo a la nueva Ley del Consumidor Nº 19.496 y su modificación Nº 19.955 del 2004, en su Artículo 28b, donde regula el envío de correos electrónicos (“Toda comunicación promocional o publicitaria enviada por correo electrónico deberá indicar la materia o asunto sobre el que versa, la identidad del remitente y contener una dirección válida a la que el destinatario solicite la suspensión de los envíos”). Si usted desea ser removid@ de nuestro directorio en forma temporal o definitiva, por favor responda a este e-mail indicando “Remover” en el Asunto (subject)

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s